Agua

Sostenibilidad y tecnología, horizontes hacia donde camina el sector del agua

La crisis del Covid ha puesto en valor el peso de entidades como el Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia y de empresas colaboradoras, posibilitando el abastecimiento del agua a la población y la mejora de las redes de saneamiento

20.07.2020 | 12:49
El agua, tanto doméstica como residual, refleja datos muy interesantes sobre los hábitos de consumo de la población durante el confinamiento.

El agua, en su concepto más amplio, es un bien necesario para la vida humana pero también para el desarrollo de muchos sectores económicos al ser el aporte necesario para la agricultura, la industria y, por supuesto, la conservación de los ecosistemas acuáticos y fluviales. La situación de crisis sanitarias que estamos viviendo debido al Covid-19 ha puesto en valor el peso de entidades como el Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia, posibilitando el abastecimiento de agua a la población y mejorando las redes de saneamiento.

La inversión es la principal prioridad para conseguirlo y así se ha puesto de manifiesto en el recién celebrado Encuentro DEIA: Agua que ha contado con la presencia de Pedro Barreiro, director gerente del Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia, Jorge Gómez, director general de Tecman; Santiago Ansareo, adjunto a la presidencia de Ansareo; y, Joserra Arrieta, director de Producción de Gaimaz.

Como apunte sobre las cifras del volumen de consumo total de agua durante los meses de crisis sanitaria, el representante del Consorcio de Aguas señala a una disminución de entre un 2 ó 3%, y lo argumenta básicamente a que si bien el consumo doméstico se ha incrementado algo, el industrial ha descendido considerablemente según se iban desarrollando los acontecimientos.

Pero los gráficos del Consorcio muestran a su vez cómo se han ido modificando los consumos, de tal manera que en los momentos más duros del confinamiento el volumen de agua industrial cayó de una manera absolutamente brutal mientras que según se iban superando las diferentes fases se iba recuperando, lo que deja ver los cambios en el consumo industrial en función de las decisiones que se iban tomando.
Respecto al agua para consumo doméstico, los mismos gráficos reflejan un pequeño incremento del consumo motivado simplemente por el hecho de pasar más tiempo en casa. Se han dado además otros aspectos que también resultan interesantes como el decalaje en el horario diario, marcando unos picos de consumo más propios de los fines de semana que de jornadas laborables, así como mayores consumos durante la mañana que disminuían considerablemente por la tarde.



En estos momentos y desde el inicio de la desescalada, los niveles de consumo doméstico están volviendo a la normalidad, a pesar de que aún no se ha llegado a las cifras anteriores al Covid debido principalmente a que hay muchas personas teletrabajando o en situaciones económicas diversas.
Este análisis lo completa Barreiro con los datos sobre el volumen dedicado al saneamiento, el cual se ha comportado con normalidad y sin grandes variantes según refleja la curva de los gráficos.
En cuanto a los tratamientos biológicos que se observan en los seres vivos que habitan en las depuradoras, el director gerente del Consorcio de Aguas apunta otro aspecto anecdótico a tener en cuenta, que tiene que ver con cómo se han visto afectados como consecuencia de los excesos de productos de limpieza y desinfección que se han vertido en los últimos meses.
Sin duda, se trata de datos más que interesantes que le llevan al representante del Consorcio de Aguas a pensar que a futuro las aguas residuales puedan convertirse en objeto de estudios epidemiológicos por parte de los departamentos de salud y a través de los mismos estudiar determinadas actuaciones en relación con nuevos virus como el Covid, medicamentos, drogas y otras sustancias.
Tras esta visión al detalle sobre la información que ha reflejado el agua, los cuatros expertos presentes al Encuentro DEIA se reafirman en la importancia y necesidad de invertir en el mundo del agua y de ahí, el peso que representa el programa plurianual de inversiones del Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia en abastecimiento y saneamiento, para el periodo 2020–2023, el cual prevé inversiones por valor de casi 250 millones de euros, –una media de 62,5 millones al año– que se destinarán, fundamentalmente, a nuevas infraestructuras para garantizar el abastecimiento de agua en calidad y cantidad, y para mejorar el estado ecológico de las masas de agua reduciendo la contaminación vertida a éstas, además de otras obras complementarias para la ampliación y optimización de instalaciones y procesos. El 8,6% de dichas inversiones se financiará con cargo al convenio suscrito con la Diputación Foral de Bizkaia.
Estas partidas muestran como el sector del agua requiere todavía de importante apoyo inversor para seguir mejorando y adaptarse a la normativa que viene, seguramente más exigente.
Analizando exhaustivamente el plan cuatrienal del Consorcio de Aguas, es decir, la hoja de ruta donde figuran los proyectos claves en los que invertir, Barreiro señala que se trata de una cifra muy similar a la de años anteriores.
La aprobación de dicho plan estaba prevista para el 30 de marzo, aunque debido a los acontecimientos tuvo que ser aplazada a este mismo mes de julio. Sobre el montante total de la inversión, Barreiro apunta a que en los tiempos que corren no debemos reducir la inversión, sino todo lo contrario, "deberíamos intentar aumentarla" y señala dos vías para conseguirlo; llegar a acuerdos con otras instituciones y, disponer del dinero que previsiblemente va a llegar de Europa para gestiones medioambientales.
Respecto a las ayudas europeas, el director del Consorcio recalca que el mundo del agua es evidentemente medioambiental, por lo que, a su juicio, una parte de los fondos europeos para la reactivación económica tendrían que dedicarse al agua.
En cuanto al contenido del plan inversor, señala que incluye del orden de 163 iniciativas, con una serie de actuaciones de carácter principal y también renovaciones en determinadas infraestructuras tanto de agua potable como residuales, sin olvidar la partida dedica a nuevas tecnologías para mejorar los procesos que existen en la actualidad y también determinados procesos que apuestan por el mundo de la innovación.
Barreiro considera que en estos momentos no hay que bajar la guardia, motivo por el cual defiende el papel de las administraciones públicas a la hora de garantizar las inversiones con el objetivo de ayudar al crecimiento económico.
Al igual que el Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia, otros entes públicos gestores del agua han anunciado que van a proceder a realizar inversiones importantes en los próximos 3 ó 4 años.
Para concluir con el apartado de inversiones, puntualiza que este plan para los próximos cuatro años no contemplaría, en principio, endeudamiento para las arcas públicas.
La apuesta inversora por parte del Consorcio es, sin duda, una buena noticia para el resto de integrantes al Encuentro DEIA, aunque también salen a debate otras cuestiones de interés como las metas para conseguir ofrecer un servicio sostenible por parte de las empresas que integran el mundo del agua.
En este sentido, el director general del Tecman, Jorge Gómez, añade que dentro de las partidas destinadas a inversión por parte del Consorcio existen partidas para que las empresas del agua puedan alcanzar las pautas que establece el Gobierno vasco en materia de sostenibilidad. "De esta forma, a las mejoras de procesos de cada una de las actuaciones, incorporamos la tecnología que puede ayudar a conseguir la gestión medioambiental más adecuada", añade Gómez.
Tecman es un ejemplo de empresas que incorpora estas mejoras sobre las actuaciones que ejecuta el Consorcio de Aguas. Así, como ejemplo, el máximo representante de la firma menciona una de las actuaciones que están ejecutando actualmente y que consiste en la colocación de unos elementos que permiten conocer la referencia de los caudales de los colectores en saneamiento, a través de los cuales se puede saber con gran precisión los volúmenes sin que estos afecten al proceso final, es decir, a la Depuradora de Galindo.
Se trata de un simple ejemplo de lo que las nuevas tecnologías están favoreciendo al mundo del agua. El director de Tecman coincide plenamente con Barreiro al afirmar que el mundo del agua está estrechamente ligado al campo medioambiental, por lo que considera que si bien hay que ir mejorando los procesos como tal, no hay que olvidarse de la mejora de los efectos sobre el medio ambiente. Concretamente uno de los objetivos de Tecman es hacia la consecución de un uso más eficiente de las energías que van asociadas a los procesos del agua, tanto con el objetivo de disminuir consumos como con la incorporación a los mismos de energías renovables. Para el director de Tecman se trata de cuestiones en las que su empresa está trabajando en la actualidad, aspectos muy en línea con la pretensión del Ejecutivo vasco que buscar un efecto neutro entre lo que se consume y lo que se produce de manera sostenible.
Goméz insiste en que hoy en día lo importante es buscar la alineación entre lo que es la actividad propiamente dicha de las empresas del agua, es decir los procesos de depuración tanto de agua potable como de aguas residuales, y el suministro adecuado a todos los usuarios, apoyándonos en todo momento en las leyes de sostenibilidad vigentes.
Por su parte, el grupo vasco Ansareo es todo un referente en la recogida de residuos, limpieza de interiores o mantenimiento industrial. Su adjunto a la presidencia, Santiago Ansareo, sabe bien de que hablan sus compañeros de mesa, tanto en relación a las cuestiones que tienen que ver con las inversiones como las relativas a la importancia de las nuevas tecnologías y la necesidad de buscar un horizonte donde la sostenibilidad sea un valor fundamental.
Ansareo considera que para conseguir cumplir con las nuevas medidas impuestas tanto en el ámbito medioambiental como de depuración de las aguas, hay que apoyarse en la tecnología, y pone el ejemplo de las sondas y la digitalización, herramientas que "nos está permitiendo a las empresas avanzar en los parámetros de control sobre las aguas que se vierten tanto a la Ría como a otros puntos".
"La tecnología nos está abriendo nuevas vías hacia la eficiencia de la depuración de las aguas", puntualiza la cabeza visible del Grupo Ansareo.
Para Santiago, la información que ofrece el uso de las tecnologías denominadas 4.0 permite tener a nuestro alcance más datos, dándonos la posibilidad de hacer un trabajo exhaustivo en el caso de la depuración de las aguas. Pero añade que también las tecnologías que están aplicando en Ansareo están resultando de gran ayuda para mejorar la calidad medioambiental de ciertos trabajos y cita como ejemplos la obra sin zanja, un sistema que evita mucho ruido y por tanto mucha contaminación ambiental, o el uso de camiones de reciclaje a través de los cuales se pueden limpiar las tuberías de saneamiento con el propio agua de saneamiento, lo que representa un ahorro en el consumo de agua potable de entre un 30 o 40%.
Joserra Arrieta, en nombre de Gaimaz, deja ver su satisfacción ante el ambicioso plan de inversión expuesto por Barreiro y que va a ejecutar el Consorcio de Aguas en los próximos 4 años y considera a su vez muy positivo la posibilidad de poder acceder a los fondos europeos para destinarlos a infraestructuras relacionadas con las redes del agua. A su juicio, actuaciones de este tipo van a redundar positivamente en la calidad de agua que necesitamos los usuarios pero también en la mejora del medio ambiente.
Sin duda, la legislación medioambiental es una de las cuestiones sobre los que los cuatro participantes al encuentro con DEIA muestran su posicionamiento absoluto, asegurando que están en el camino correcto aunque todavía se pueden hacer muchas cosas para mejorar.
Sobre las obras hidráulicas en las que ha participado Gaimaz en los últimos tiempos, Arrieta resalta una obra sobre las demás por sus características un tanto excepcionales, y que tiene que ver con el aprovechamiento de las aguas subterráneas en el municipio de Markina, en la comarca de Lea-Artibai para bombearlas a una estación de tratamiento. Se trata de una actuación motivada por el hecho de que en periodos de sequía, la comarca de Lea-Artibai no cuenta con los recursos hídricos suficientes. Es la primera vez que se realiza una captación bajo sondeo para el aprovechamiento de las aguas subterráneas en Bizkaia, resalta Arrieta.
Barreiro explica la particularidad de esta obra, argumentando que en Bizkaia no existen acuíferos subterráneos de suficiente entidad como para ser utilizados para aprovechamiento de agua potable. En la comarca de Lea-Artibai la situación es diferente, motivo que ha llevado al Consorcio de Aguas a proceder de esta manera.
Colaboración público-privada La existencia de una entente entre el Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia con empresa privadas vascas del sector está siendo clave en el desarrollo de todo lo relacionado con el agua en Bizkaia. A juicio de Jorge Goméz, esta colaboración está permitiendo que un importante número de trabajadores de Tecman, del orden a los 60, trabajen para dar servicios a las necesidades de la entidad pública.
Resulta clave para las industrias del agua vascas poder dar servicio a los requerimientos del Consorcio de Aguas, a lo que Gómez añade que cada vez hay más indicadores precisos sobre cómo se debe de actuar en cada una de las actuaciones a desarrollar, con pautas concretas muy ligadas al aprovechamiento o mejora en el campo de la ciencia energética.
Además de declarar que la colaboración público-privada es absolutamente necesaria, se atreve a añadir que en Bizkaia existe una cultura de colaboración entre ambos estamentos que viene de muchos años atrás.
Barreiro se muestra de acuerdo con la opinión del director de Tecman y añade que en el ámbito del Consorcio esa cultura de colaboración ha existido desde siempre. Apunta que en Bizkaia el propio Consorcio promovió desde su constitución la creación de empresas relacionadas con el mundo del agua que llegaron a convertirse en las principales firmas dentro del Estado español.
A día de hoy, añade el director gerente del organismo público, forma parte del ADN del Consorcio estar en continuo contacto con empresas privadas de Bizkaia, ya que creemos que es bueno y fundamental que exista una colaboración entre entidades públicas como el Consorcio de Aguas y la empresa privada.
Añade que es cierto que en muchas ocasiones la tecnología más puntera en temas de agua está en manos de empresas multinacionales, por lo que desde aquí intentados que esas grandes firmas se apoyen en la empresa local a la hora de desarrollar las actuaciones que solicita el Consorcio. "Nuestra política pasa por favorecer este tipo de acuerdos entre empresas internacionales y locales, lo que contribuye a su vez a que tengamos muchas ideas sobre la mesa en cuestiones de tecnología avanzada", concluye.
Covid-19 Como la actualidad lo requiere, ninguno de los cuatro participantes a la cita con DEIA han querido pasar por alto la situación tan excepcional provocada por el Covid-19, una experiencia de ha requerido de la puesta en marcha de protocolos concretos de actuación en cada una de las áreas a las que se dedican. En el caso del Consorcio de Aguas, al ser un servicio esencial, la actividad no ha parado en ningún momento durante la pandemia. A ello cabe añadir el peso del agua como principal antídoto, ya que la limpieza ha sido y sigue siendo una de las recomendaciones principales de seguridad, además de eficaz y económica.
Para poder seguir ofreciendo un servicio de manera continua se adoptaron una serie de protocolos para cumplir al máximo, por un lado con las medidas de confinamiento, y por otro, con el servicio de suministro de agua.
Una vez superado el periodo más duro de la pandemia, tanto el Consorcio como las empresas que trabajan para él están actuando prácticamente con normalidad, aunque Barreiro señala a la vuelta de verano cuando se llegue a una situación de total normalidad, similar a los tiempos anteriores al Covid. En estos momentos subraya que la capacidad de reacción por parte del Consorcio es prácticamente del 100%.
En el caso de Gaimaz, la empresa actualmente tiene implantado un plan de contingencia ante el Covid y un protocolo de prevención, si bien al principio de la declaración de estado de emergencia, a mediados de marzo, la empresa paralizó la actividad en las obras nuevas durante 3 semanas, manteniéndola en los servicios esenciales.
Arrieta no puede negar que la productividad se ha visto afectada considerablemente al reducirse los grupos de trabajo, y señala como se han visto obligados a preparar equipos especializados en la desinfección de las instalaciones tanto hidráulicas como civiles en las que han llevado a cabo actuaciones.
Sin duda esta situación que expone el director de Gaimaz está requiriendo la ampliación de los plazos de la gran mayoría de las obras que actualmente estaba acometiendo para el Consorcio de Aguas.
Si bien no se puede negar que la crisis sanitaria ha afectado al desarrollo de las actividades empresarias, desde Tecman apuntan que el hecho de que el servicio que ofrece el Consorcio de Aguas haya sido considerado como esencial, nos ha permitido adaptarnos a las circunstancias con la implantación de recursos de protección para poder seguir en activo en todo lo posible. En este apartado, la función de Tecman ha sido la de mantener las redes de saneamiento del Consorcio de Aguas y de la EDAR de Galindo.
Para conseguirlo, la dirección de Tecman dirigió todos los recursos posibles con el fin de proteger al personal que directamente ha prestado los servicios al Consorcio de Aguas, reorganizando los trabajos habituales y creando dos equipos diferentes que no cohabitasen en ningún momento para que en caso de ocurrir algún contagio no se paralizase toda la actividad.
En el caso de Ansareo, Santiago argumenta que los protocolos han sido muy parecidos a los expuestos hasta el momento por sus compañeros de mesa y como a ellos, la situación nos ha llevado a ir adaptándonos a las circunstancias. 

Los protagonistas

Pedro Barreiro. Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia
"Existe mejora en las masas de agua"


Consecuencias post Covid. Preguntado por los cambios a futuro del efecto post Covid en relación al mundo del agua, el director gerente del Consorcio del Agua Bilbao Bizkaia considera que la disminución de la contaminación de las aguas, sobre todo en los momentos más duros del confinamiento, ha tenido sus consecuencias de mejora en las masas de agua, aunque el Barreiro añade que habrá que esperar a los próximos estudios que se realicen desde el organismo público para determinar la envergadura de esos niveles de mejora. No obstante, Barreiro aprovecha el encuentro para lanzar un mensaje muy claro, "los tipos de tratamiento que se están llevando a cabo en el agua potable con respecto al Covid no suponen ningún riesgo en su consumo por parte de la población". En cuanto al agua residual, los tratamientos que se hacen de las plantas son más que suficientes y no hay ningún rastro de este nuevo virus. Insiste en la necesidad de invertir en agua y asegura que no hay otro camino y se quiere seguir haciendo las cosas como hasta ahora y recalca que las inversiones que tienen previsto desde el Consorcio de Aguas no contemplen el endeudamiento.

Jorge Gómez.Tecman
"En  Tecman hemos garantizado el mantenimiento de las instalaciones"

 

Mirando al futuro. Tecman, empresa fundada en 1985, tiene orientada su actividad a la ingeniería de diseño y dimensionamiento de instalaciones, montaje y puesta en marcha de instalaciones, así como el mantenimiento preventivo-correctivo-conductivo-predictivo para garantizar su correcto funcionamiento. Sobre los cambios de hábitos registrados a raíz de la pandemia, Gómez considera que muchos de ellos van a ser puntuales, aunque otros han venido para quedarse dentro de la organización que dirige. Aprovecha la ocasión para felicitar a los trabajadores de Tecman y reconocerles lo bien que han actuado ante una situación tan delicada y de incertidumbre como la vivida en los últimos meses. Si bien durante la crisis sanitaria la plantilla de Tecman se ha situado detrás del telón garantizando el mantenimiento de instalaciones industriales sensibles al Covid-19, fuera de las circunstancias provocadas por la pandemia, el director general de la empresa puntualiza que muchos de los trabajos que desarrollamos habitualmente requieren a nuestros trabajadores disponer de elementos de protección por los propios riesgos inherentes a ciertas obras.
Joseba Arrieta. Gaimaz
"Desde gaimaz hemos demostrado un elevado grado de implicación con la situación"


Responsabilidad. El hecho de haber sido excepcional la situación vivida desde el pasado mes de marzo, y de haberla afrontado de una manera responsable y consecuente, le lleva a Joseba Arrieta a resaltar la responsabilidad por parte de toda la plantilla de Gaimaz a la hora de afrontar la situación que, a su juicio, ha demostrado un elevado grado de implicación. Lo que el director general de la empresa lo agradece enormemente. Yendo a una valoración más general sobre la forma de proceder, y partiendo de la consideración de la empresa como especialista en el desarrollo de obras hidráulicas, entre otras,  Arrieta valora muy positivamente los procesos de desinfección en obra que ha conllevado la situación de crisis sanitaria y considera que todas estas medidas deberían seguir implantándose una vez superada la pandemia del Covid. Considera que no estaría de más que una vez superado el efecto Covid 19 provocado por el nuevo virus, algunos de los hábitos que ha traído se instauren de continuo en las pautas de empresas relacionadas con el mundo del agua.

Santiago Ansareo. Grupo Ansareo
"Iniciativas acordes con la situación"


Al servicio de la sociedad. Con el fin de poder ayudar a evitar la propagación del Covid-19, las empresas vascas han llevado a cabo iniciativas interesantes en sus procesos o herramientas de trabajo. En el caso del Grupo Ansareo, la empresa ha adaptado uno de los camiones que utilizaba para el desatasco de tuberías en el mantenimiento de comunidades transformándolo en un vehículo desinfectante de calles y edificios. El proceso en sí no ha resultado sencillo, y como el mismo adjunto a la presidencia apunta, además de la adaptación que requiso en cuanto a los cambios técnicos en el vehículo, se tuvieron que llevar a cabo otras actuaciones como la de fumigar el camión o la realización de diversas pruebas para conocer el alcance del rendimiento que se podía sacar con la medida adoptada. Dentro de la excepcionalidad de la situación, el Grupo Ansareo también se ha encargado de los trabajos de desinfección de la vía pública. En este apartado, el máximo responsable de la firma comenta que han incrementado los servicios en horario nocturno para molestar lo menos posible a la ciudadanía, y también se han esforzado en la búsqueda de productos poco corrosivos.