El Gobierno vasco afina el desarrollo de los parques eólicos

Rechaza la puesta en marcha de dos proyectos en Araba y centra la aplicación en otros dos

30.09.2021 | 00:56
La consejera de Desarrollo Económico.

La consejera de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente del Gobierno vasco, Arantxa Tapia, confirmó ayer miércoles que el Ejecutivo ha descartado seguir adelante con los proyectos de parques eólicos de la Sierra de Arkamo y de los Montes de Iturrieta, espacios considerados de Zonas de Especial Conservación, al estimar que "no son factibles" desde el punto de vista ambiental, siguiendo así el criterio de los técnicos de la Diputación alavesa.

Sin embargo, el Gobierno, a través de la sociedad Aixendar, que forman el Ente Vasco de la Energía e Iberdrola, volcará ahora sus esfuerzos en hacer realidad cuanto antes los parques de Labraza y Azazeta.

"Como institución encargada de aspectos medioambientales analizamos los cuatro parques que tenemos sobre la mesa, y la conclusión es que dos de ellos medioambientalmente no son factibles, no es posible llevarlos a cabo sin que los daños sean sustanciales, y por tanto Arkamo e Iturrieta creemos que no se deben llevar a cabo. Sin embargo, tanto el de Labraza como el de Azazeta es posible llevarlos adelante y nos tenemos que empeñar en que así sea, debemos trabajar de la forma más intensa y rápida posible para que se conviertan en realidad", afirmó Tapia unas jornadas de Expansión.

Argumenta la consejera que Euskadi cuenta con la tecnología necesaria para dar el salto a la producción masiva de energía renovable, pero "no tenemos una capacidad de generación suficiente. No habrá un caso similar en el mundo donde se disponga de capacidades industriales y tecnológicas locales para construir un parque eólico de principio a fin y, sin embargo, no haya un mayor número de parques en funcionamiento". Por ello, "necesitamos generar energía renovable propia. Necesitamos actuaciones grandes y pequeñas, pero sí, también grandes, porque hay empresas que necesitan unas cantidades importantes de energía y nuestro país no puede vivir con energía propia a base de instalaciones fotovoltaicas en nuestros tejados, no es suficiente. En la actualidad Euskadi genera el 8% de la energía que consume y aspira a poder generar el 32% para el año 2030, en línea con los objetivos establecidos en la Ley Europea del Clima.

Aixeindar inició en 2020 la tramitación para la instalación de parques eólicos en los cuatro emplazamientos citados.

Parque rechazados

Medioambiente. El parque eólico de Arkamo estaba proyectado en el término municipal de Ribera Alta y contaba con 95 MW de generación. El de Montes de Iturrieta abarcaba los términos de Maeztu, Agurain, Iruraiz-Gauna y la Parzonería de Entzia, con una potencia de 75 MW. El Departamento de Sostenibilidad es el órgano competente para tramitar los proyectos y también para evaluar su impacto medioambiental, y ahora ha comunicado a la sociedad promotora Aixeindar las conclusiones de sus estudios para cada uno de esos cuatro parques.

noticias de deia