Vicrila destinará 15 millones de euros a mejoras productivas en Leioa

La empresa de vasos de cristal va a diversificar su oferta y aumentar la producción

20.11.2020 | 18:26
El lehendakari Urkullu y la consejera Tapia han visitado hoy la planta de Vicrila

La empresa Vicrila, dedicada a la fabricación de vasos y copas de cristal para hostelería y uso doméstico, invertirá 15 millones de euros hasta 2023 en mejoras productivas de la planta de Leioa para diversificar su oferta y aumentar la producción.

Así lo señaló el consejero de Vicrila, José Miguel Lanzagorta, durante la visita que el lehendakari, Iñigo Urkullu, realizó a la planta vizcaina con motivo del 130 aniversario de la empresa, fundada en 1890 en Lamiako (Leioa). Un referente de la zona que ha conseguido superar varias recesiones y ahora, en medio de la que posiblemente es más impredecible, plantea una fuerte inversión para adaptarse a los nuevos tiempos.

Urkullu, que estuvo acompañado por la consejera de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente, Arantxa Tapia, destacó las "vicisitudes" que ha superado Vicrila en sus 130 años de historia, como pandemias, guerras y "períodos de crisis o situaciones de pobreza". Añadió que Vicrila es un "ejemplo del alma industrial de Euskadi", una industria que, según indicó el lehendakari, "invierte" en la formación de sus equipos de trabajo, la mejora de su organización, tecnología y diseño, innovación e internacionalización. Además, destacó el compromiso con la internacionalización de la empresa, que "ha desplegado sus alas en el mercado global" manteniendo "sus raíces y compromiso con Euskadi", lo que es "clave" para entender la responsabilidad social corporativa de Vicrila.

EL IMPACTO DE LA PANDEMIA 

Lanzagorta, por su parte, destacó que la empresa se ha adaptado a la situación creada por el covid-19 "con flexibilidad" con el objetivo de "atravesar esta crisis, resistir" y esperar que la demanda se recupere para "retomar" sus planes de inversión y crecimiento "cuanto antes". De este modo, indicó que en la actualidad tiene una cuota del 25% del mercado estatal y que trabajan para alcanzar el objetivo de su plan estratégico 2018-2023 de ser líderes en su segmento, para lo que ya se han implantado soluciones tecnológicas y avanzado en la automatización de la planta.

El consejero de Vicrila subrayó asimismo que la empresa, presente en más de 59 países, pretende "diversificar" su oferta y "aumentar la producción diminuyendo costes y gasto energético" y que para conseguirlo van a invertir "15 millones de euros hasta 2023 en mejoras productivas de la planta".

Resaltó también que "la calidad" de los productos de Vicrila y "la confianza" que el sector tiene en la empresa son gracias al "trabajo y compromiso" de los trabajadores y ha abogado por "mirar hacia adelante" para que "las copas de Vicrila sigan brindando en todos los idiomas del mundo".

Urkullu, tras felicitar a todas las personas que pusieron en marcha y han desarrollado el proyecto, aplaudió la ilusión con la que responden "a este momento tan difícil y comprometido".