Ataque al autogobierno vasco

Nuevo 'zarpazo' de España a las políticas activas de empleo de Euskadi

Marcos Muro, viceconsejero de Empleo y Juventud, considera que la medida "atenta contra las necesidades de las y los parados, que pierden herramientas, y de las empresas y sus futuras necesidades"

01.04.2020 | 16:08
Marcos Muro, viceconsejero de Empleo y Juventud en la Conferencia Sectorial de Empleo y Asuntos Sociales.

El Gobierno vasco ha mostrado hoy su rechazo ante la nueva "imposición" del Gobierno español que ha establecido en un decreto eliminar las partidas de las comunidades autónomas, también Euskadi, destinadas a las políticas activas de empleo en materia de formación. Esto es, los ingresos derivados de la cotización por formación profesional que pagan empresas y trabajadores a través de sus nóminas. "Esta medida no solo es una invasión a nuestras competencias, atenta contra las necesidades de las y los parados, nuevos y actuales, que perderán así una baza para salir de esa situación" ha lamentado Marcos Muro, viceconsejero vasco de Empleo y Juventud .

Durante la Conferencia Sectorialde Empleo y Asuntos Sociales encabezada hoy por Yolanda Díaz, ministra de Trabajo y Economía Social de España, el Viceconsejero Muro, ha subrayado que el Ejecutivo de Gasteiz cree "que ahora es momento de impulsar las políticas activas de empleo, para que las personas que vayan a estar en paro o que ya lo estén, puedan tener herramientas para incorporarse al mercado laboral lo antes posible". Según ha agregado, "es un momento clave, en una situación sin precedentes, y tenemos que anteponernos a lo que puede venir".

Marcos Muro considera que "no entendemos que se recorte de una partida tan esencial en cualquier ocasión, y singularmente nos parece que será imprescindible en los próximos meses". Mañana se conocerán los datos del registro de personas desempleadas de Lanbide correspondientes al mes de marzo y, en función de cómo se ha ido desarrollando el mes, se espera un aumento considerable en el número de personas paradas en Euskadi.

El Ministerio de Trabajo ha minimizado una de las herramientas fundamentales que disponen las comunidades autónomas para impulsar la empleabilidad de las personas paradas, ya que elimina, prácticamente, cualquier posibilidad de poner en práctica las políticas activas, ya sea de formación o cualquier otro tipo de incentivo, limitando severamente la posibilidad de colaborar en la recuperación de la normalidad en el menor tiempo posible. Con el nuevo decreto, estos fondos.