Parejas de primera

La chispa, a tiempo

Aimar Olaizola y Mikel Urrutioetxea, con buenas sensaciones tras su última victoria, afrontan el duelo de este domingo como una final

20.02.2020 | 06:17
Ezkurdia y Martija se medirán a Aimar y Urrutikoetxea el domingo en Bilbao.

Bilbao - Aimar Olaizola y Mikel Urrutikoetxea están en una situación casi perfecta. Un escenario casi impensable cuando terminó la primera vuelta del Parejas y que ahora les permite acariciar el pase para el play-off. Los de Baiko dependen de sí mismos y solo tienen que hacer lo mismo que Danel Elezkano, sustituto para el partido final de Iker Irribarria, y Beñat Rezusta. El domingo a partir de las 18.00 horas en el Bizkaia se enfrentarán a Joseba Ezkurdia y Julen Martija, una pareja que está clasificada matemáticamente como segunda pero que tratará de ayudar a sus compañeros de empresa. Aun así, existe la posibilidad de que el partido del frontón vizcaino sea intrascendente ya que Elezkano y Rezusta juegan el sábado contra Peña II y Albisu y una derrota de los de Aspe certificaría su eliminación.

Las parejas que se verán las caras el domingo se citaron ayer en el Bizkaia para la elección de material y quedaron satisfechas con las pelotas seleccionadas. No habrá excusas en un encuentro que Olaizola y Urrutikoetxea afrontan como una final. "Queda un partido muy importante y está en nuestras manos. En este tipo de encuentros hay que demostrar lo que puedes jugar, en los últimos lo estamos haciendo, y a ver si en el último podemos hacerlo de nuevo", comentó el delantero goizuetarra. Por el contrario, sus rivales son ajenos a la tensión de la última jornada. Hicieron los deberes a tiempo y ahora observan este choque desde otro prisma, una sensación de tranquilidad de la que no se fía Urrutikoetxea: "Nunca se sabe cómo va a influir jugar sin presión, pero suele facilitar a la hora de arriesgar y a la hora de entrar. Ellos también querrán terminar con buenas sensaciones esta liguilla y creo que al final ellos también saldrán a darlo todo".

Los últimos resultados sirven de refuerzo para Olaizola y Urrutikoetxea. La victoria por 9-22 ante Iker Irribarria y Beñat Rezusta les dio otro motivo más para creer en sí mismos. Van a más y lo sienten. "Hemos tenido partidos que hemos jugado bien, pero otros que han sido todo lo contrario. El otro día tanto Aimar como yo estuvimos mejor que al principio del campeonato. Pero los días de partido hay que demostrar y ojalá tengamos el domingo otro buen día", opinó Urrutikoetxea. Están cómodos en el frontón. "Me encuentro mejor de confianza y de juego y eso se ve en la cancha", comentó Olaizola. Las sensaciones positivas llegaron en el momento justo y ahora solo queda alargarlas un domingo más para lograr la clasificación al play-off. La chispa llega a tiempo.