Sam Bennett vence en la isla del tesoro

El irlandés logra la victoria al esprint en la cuarta etapa del UAE Tour, que gobierna Tadej Pogacar

24.02.2021 | 20:49
Sam Bennett, vencedor de la cuarta etapa

Una vez hollada la primera cima del UAE Tour, donde se evidenció la fortaleza de Tadej Pogacar, el sólido líder de la carrera, la cita emiratí bajó a la planicie en su cuarta etapa, que se adentró en el mausoleo de las construcciones faraónicas que pespuntan en el skyline del derroche. El desierto es un frontispicio para la arquitectura moderna que ha encontrado en el petróleo la mejor cimentación. Un surtido de rascacielos y edificios majestuosos festonean la mirada del horizonte. Una distopía que sirve como vitrina de lo excesivo y lo suntuoso. Un museo del poder infinito de los señores del oro negro.

En un lugar así surgió de la nada Al Marjan Island, un grupo de cuatro islas con forma de coral porque a alguien no sabía en qué gastar el dinero. El proyecto megalómano es un archipiélago artificial. La carrera del desierto tiene mucho de Marina D'Or pero en caro. Es un escenario inventado, ficticio, pero nada es de cartón piedra. Es una recreación del lujo sobre el lujo. En esa isla que nació de los caprichos del dinero y de la grandilocuencia, salió la jornada del UAE Tour, que se posó en el mismo lugar a través de 204 kilómetros de nada y arena.

Hubo una persecución, pero sin los destellos y el ulular de las sirenas. Cuando se conoce el final mejor no meter demasiado ruido. Bidart y Le Gac, dos franceses en fuga, eran molestos, pero no mucho. Abrieron el paso a la previsible llegada al esprint. Se impuso la lógica siempre aplastante que impera en el WorldTour, donde las escapadas se consienten para darle algo de palique a la emoción y se alimenten las cámaras.

Absorbidos los fugados, se dispuso la tramoya del esprint. Sam Bennett derrotó con claridad al joven Dekker y a Ewan, que tuvieron que plegarse ante el empuje del irlandés, que recolectó su victoria 50 en el palmarés. Lo celebró en una isla inventada, artificial. La del tesoro. Tras tocar la mar, el UAE Tour eleva el cuello este jueves para fijarse en la cumbre de Jebel Jais. Allí, en la montaña, se verán las caras Pogacar y Yates. "Espero volver a tener buenas piernas. Será una etapa súper dura y todos sabemos lo fuerte que está Adam Yates", dijo el líder. 

noticias de deia