El Gobierno vasco comenzará a pagar las ayudas al sector cultural el 11 de junio

Bingen Zupiria espera que el descenso de los casos de covid-19 permita ampliar aforos y abrir espacios culturales este verano

26.05.2021 | 14:38
Las ayudas al sector cultural de Euskadi se empezarán a pagar el 11 de junio

El consejero de Cultura y Política Lingüística del Gobierno vasco, Bingen Zupiria, espera que las tasas de incidencia de la covid-19 en Euskadi "desciendan de forma notable" para que este verano se permita ampliar aforos y la apertura de espacios culturales que han estado cerrados.

La Comisión de Cultura, Euskera y Deporte del Parlamento Vasco ha acogido este miércoles la comparecencia del consejero, a petición de EH Bildu, para informar sobre el plan de subvenciones del Departamento de Cultura y Política Lingüística.

Zupiria ha recordado que en 2020 ante la pandemia de la covid-19 la Cámara vasca pidió al Ejecutivo autonómico que considerara a la Cultura como una "actividad esencial", que mantuviera todas las convocatorias de subvenciones ejecutadas en 2019 y que "favoreciera la actividad cultural".

"Fue un acuerdo casi unánime en el Parlamento, que el Gobierno asumió y que ha llevado a cabo en todos sus extremos, también en el vinculado a las ayudas que se pudieran convocar para los agentes culturales", ha señalado.

Asimismo, ha defendido que desde que finalizó el primer estado de alarma, desde el 1 de junio de 2020, "la Cultura ha sido tratada como una actividad esencial en Euskadi" y se ha mantenido "abierta, de forma ininterrumpida desde esa fecha, como no ha sucedido en ninguna comunidad autónoma del Estado español, ni en ninguna región europea que nos rodea".

"Me remito a los testimonios de los propios agentes culturales que han valorado positivamente esa medida que fue un acuerdo de este Parlamento", ha señalado.

No obstante, ha reconocido que hay sectores que se han visto "especialmente perjudicados" como son las actividades culturales privadas, "que tienen que buscarse sus ingresos en el mercado", y que mayoritariamente exigen unas condiciones específicas para su desarrollo como las grandes reuniones de personas o su desarrollo en espacios cerrados que "dificultan su celebración".

Zupiria ha explicado que los sectores que se han visto "más perjudicados" son los que "no se han podido celebrar" y ha puesto como ejemplo el Festival de Opera de Bilbao, donde por las limitaciones de aforo establecidas por las instituciones vascas "no hacían viable ni sostenible esa actividad".

También ha citado el caso de los locales nocturnos, donde se programa música en vivo, cuyos ingresos "dependen en gran parte" de una actividad hostelera, pero ha insistido en que se trata de "plataformas de oferta cultural que no han podido desarrollar su oferta cultural como consecuencia de las restricciones establecidas para hacer frente a la covid-19".

Además, ha recordado los "grandes espectáculos musicales", como el Festival BBK live, que "requieren de la asistencia de miles de personas para hacer sostenible esa actividad y que no se han podido celebrar ni en el año 2020 ni en este año 2021".

"Esos son los grandes perjudicados de esta crisis. El resto de las actividades culturales se han podido mantener", ha insistido antes de reiterar que desde el 1 de junio de 2020 los cines, teatros, museos y la actividad cultural ha estado "abierta" en Euskadi.

PERIODO ESTIVAL

El titular vasco de Cultura ha afirmado que el reto que se abre de cara al verano es el de conseguir que las tasas de incidencia de la covid-19 "desciendan de forma notable, para que el descenso de la enfermedad permita ampliar aforos y la apertura de espacios que han estado cerrados".

"Pero esa será siempre una decisión que no adoptaremos ninguno de los que estamos aquí", ha dicho a los parlamentarios que participan en la comisión para recordarles que son medidas que deben ser propuestas por los "técnicos que están asesorando a las instituciones en la pandemia, y en base a esas propuestas se deberán adoptar esas decisiones".

Asimismo, ha puesto en valor que "todas las instituciones públicas vascas están comprometidas con fomentar la actividad cultural, y más de cara al próximo verano". "Son unos grandes programadores en la época de verano", ha señalado.

"Casi todas las instituciones municipales están haciendo pública su vocación e intención de fomentar la actividad cultural este verano, hasta el punto de que muchos ayuntamientos, donde decían fiestas están diciendo programación y actividad cultural", ha destacado.

AYUDAS PARA LA CULTURA

Zupiria ha recordado que su Departamento convocó ayudas para prestar apoyo económico a los agentes culturales más afectados por la pandemia en el ejercicio 2020. La convocatoria estaba dirigida a empresas y autónomos del sector cultural que debían acreditar una actividad próxima al 70% para acceder a la convocatoria, y una facturación del año 2019 y 2020 para demostrar que han tenido un pérdida de facturación superior al 20%. Además, se fijan una serie de actividades susceptibles de recibir las ayudas.

Según ha detallado, el Gobierno vasco ha recibido 417 solicitudes con cuantías que oscilan entre los 2.000 euros de pérdida declarada por agentes culturales, hasta "millones de euros" en casos de empresas dedicadas a la organización de grandes eventos.

"El número de solicitudes recibidas y el descenso tan importante de la facturación que declaran esas empresas ha llevado al Gobierno Vasco a ampliar una previsión que era de 1,1 millones de euros hasta los 5,9 millones de euros para poder atender la mayor parte de esas solicitudes", ha recordado.

El consejero ha informado de que su departamento ha analizado todas las solicitudes presentadas y este pasado martes firmó la resolución que valida las propuestas susceptibles de recibir la ayuda económica. El próximo 11 de junio se publicará en el Boletín Oficial del País Vasco (BOPV), por lo que a partir de esa fecha se comenzará a pagar esas ayudas.

Por otro lado, ha avanzado que el Gobierno vasco, tras firmar la semana pasada con el Ministerio de Hacienda el borrador para gestionar las ayudas directas a pymes aprobadas por el Gobierno central, se encuentra trabajando en esta convocatoria de ayudas públicas que "estarán también vinculadas al descenso que han sufrido estas empresas en la facturación".

Según ha explicado, el Ministerio ha propuesto una relación de actividades económicas, dejando la posibilidad a Euskadi de ampliarla, y espera que a finales de junio esté lanzada la convocatoria de ayudas directas para su resolución en los meses posteriores.

REFORMA DEL BELLAS ARTES

En la misma Comisión, EH Bildu ha preguntado al consejero de Cultura sobre el proyecto de ampliación del Museo de Bellas Artes de Bilbao, una intervención de la que se encargará el arquitecto Norman Foster y que está presupuestada en 25 millones de euros.

El parlamentario de la coalición Josu Estarrona ha preguntado sobre el informe elaborado por la Real Academia de San Fernando que concluye que la intervención prevista en el centro cultural vulnera la Ley de Patrimonio de Euskadi, por lo que "no cumple con la normativa".

Zupiria ha asegurado que el proyecto de ampliación "cumple la Ley de Patrimonio" y ha explicado que el citado informe es de una comisión de la Academia, "no ha pasado por el plenario", y está solicitado un ciudadano. Además, ha explicado que "los autores no han pedido información del proyecto para hacer el informe".

"La reforma del museo está cumpliendo la ley, tanto desde el punto de vista patrimonial como desde el punto de vista urbanístico", ha insistido.

noticias de deia