El callejón de las botxerías

Inauguración del VIII congreso de la Red Española de Política Social en el paraninfo de la Universidad de Deusto

16.03.2021 | 01:05

EN el aire flotaban, como si fuesen agentes biológicos que dan la vida y nos ayudasen a entender la sociedad de hoy, cuatro preguntas pertinentes, cuatro cuestiones en busca de respuesta. Se las formulo: ¿Qué sabemos que funciona con suficiente base de evidencia? ¿A qué valores compartidos no vamos a renunciar? ¿Qué consensos conceptuales consideramos logrados? ¿Qué desafíos prioritarios nos han de ocupar? Sobre estas cuatro interrogantes orbita el VIII congreso de la Red Española de Política Social, organizado conjuntamente por la Universidad del País Vasco y la Universidad de Deusto, con la colaboración de Sareen Sarea y el Centro de Documentación y Estudios SIIS, de la Fundación Eguía Careaga y en el marco de Espanet, la Red Europea para el Análisis de las Políticas Sociales.

Ayer vivió su sesión de apertura en el paraninfo de la Universidad de Deusto, uno de los templos del conocimiento que nos rodean. Lo hizo con toda la ceremonia posible,con la presencia del alcalde de Bilbao, Juan Mari Aburto; el rector de la Universidad de Deusto, José María Guibert; la rectora de la Universidad del Paía Vasco-Euskal Herriko Unibertsitatea, Eva Ferreira; la consejera del Igualdad, Justicia y Políticas Sociales, Beatriz Artolazabal, yel copresidente de la Red Española de Políticas Sociales, Germán Jaráiz, además de los mensajes on line transmitidos por el secretario de Estado de Derechos Sociales, Ignacio Álvarez Peralta, y la diputada de Empleo, Inclusión Social e Igualdad, Teresa Laespada. Siete nombres con autoridad que procedieron a dar el banderazo de salida antes de la conferencia inaugural, pronunciada por Daniel Innerarity con lo que bien pudiera considerarse el tema estrella de nuestro tiempo, la sociedad antes y después del coronavirus. Fue un comienzo de altos vuelos.

Cumplida la etiqueta y descrita la atomósfera sobre la que se mueve este encuentro despegó una mesa redonda que ahondó en una tema de inquietud, interés y actualidad, las políticas sociales en y tras la crisis del covid-19. El sanedrín fue moderado por Imanol Zubero y en el participaron cuatro voces autorizadas, las de Begoña Pérez Eransus, Marga León, Sara Buesa y Joseba Zalakain. Del encuentro salió humo e ideas de alto interés en La Bolsa de las Soluciones en Tiempos del Coronavirus, si es que se me permite decirlo así.

La tarde iba ganando metros cuando llegó el acto de homenaje del día. En él participaron la trabajadora social Amaya Ituarte, el consultor social Fernando Fantova y Luis Sanzo, responsable del órgano estadístico del Departamento de Igualdad, Justicia y Políticas Sociales. Redondeaba, con broche sentimental, una jornada de enjundia.

¿Cómo condensarlo todo? Digamos que por encima de todo, incluido del bienestar, se habló de cuidar la vida porque, es la propia sostenibilidad de la vida en los territorios la que está en cuestión. Sostenibilidad ambiental, por el carácter ecodependiente de los seres humanos, y sostenibilidad relacional, por su radical interdependencia. Las políticas sociales deben mirar de frente al reto de organizar la o las maneras de cuidarnos. Sobre la mesa también está la certeza de garantizar la inclusión social de todas las personas, algo debe seguir siendo el gran objetivo estratégico e hilo conductor de la política social y la garantía de los derechos sociales, máxime cuando arrecian viejos y nuevos mecanismos de exclusión social, para redonderlo todo con la convivencia en diversidad.

Testigos de todo ello fueron Txema Duque, Iñigo Zubizarreta, Juan Ibarretxe, Juan Luis Puente, Conchi Claver, Iratxe Ariztegi, María Silvestre, Ana Sofi Telletxea, Natxo Martín, Gorka Merino, Arkaiz Fullaondo, Ana Arribas, José Antonio Noguera, Manuel Aguilar, Ángel Etxegoye, Olga Rodríguez y Virginia Berrocal entre otra gente entregada.

El paraninfo de la Universidad de Deusto acoge la inauguración del VIII congreso de la Red Española de Política Social

Se celebra durante tres días bajo el lema 'Cuidar la vida, garantizar la inclusión, convivir en diversidad'