Durangaldea

Sopuerta reurbanizará la campa de Santa Ana

El Ayuntamiento recibirá desde noviembre ideas vecinales para transformar el área recreativa y de deporte

17.10.2020 | 01:04

Sopuerta – Centro neurálgico del núcleo de La Baluga y de importantes eventos municipales, la zona de esparcimiento y deportiva de Santa Ana atravesará un proceso de remodelación para el cual el Ayuntamiento de Sopuerta desea obtener las sugerencias ciudadanas por medio de un proceso participativo que arrancará en noviembre.

Aún no hay esbozo arquitectónico que muestre cómo quedaría el área tras las obras, sino que "el diseño resultante de este proceso una vez se hayan recogido las aportaciones constituirá la base del futuro proyecto", indican desde el Ayuntamiento.

Está previsto que la ciudadanía pueda opinar "en otoño, en noviembre y diciembre" por diferentes canales: se convocarán sesiones participativas públicas, siempre y cuando lo permita la evolución del coronavirus en ese momento, se podrán completar cuestionarios en papel y se habilitará una página web que aglutinará la información al respecto.

En la campa de Santa Ana se concentran el campo de fútbol donde el Sopuerta Sport Club disputa sus partidos en casa; el carrejo, que acoge torneos de bolos que alimentan la cantera del equipo local; las piscinas exteriores, que este verano permanecían cerradas por las excepcionales circunstancias sanitarias, y un frontón cubierto.

Además, el área recreativa dispone asadores, mesas, fuente de agua potable, papeleres y un kiosco de música que, por ejemplo, la asociación cultural Alén ha utilizado en numerosas ocasiones durante su concurso gastronómico de guisado minero y aparcamientos. Santa Ana también se integra en el recinto festivo de la Txerriki Azoka del primer domingo de marzo, una de las pocas ferias que Enkarterri ha podido celebrar este año. Y en las inmediaciones se encuentra una de las paradas de la línea de Bizkaibus entre Balmaseda y Santurtzi, que discurre asimismo por Zalla.

Sí que fueron anuladas las fiestas patronales de Santa Ana, uno de cuyos puntos de encuentro era la misa ermita ubicada en ese mismo entorno. Y, hasta la prohibción de los festejos con animales en 2013, la plaza de toros colindante también se convertía en centro de eventos multitudinarios que deberán esperar.