Ezkerraldea

Ortuella inicia las obras de la rampa en la estación de Renfe

Permitirá la conexión con La Ralera-Golifar a personas con movilidad reducida

21.08.2020 | 00:13
La futura rampa tiene un desarrollo de unos 31 metros y contará con una escalera metálica. Foto: E. Zunzunegi

Ortuella – El Ayuntamiento de Ortuella inició los trabajos de construcción de una rampa peatonal metálica que permitirá a los usuarios de la estación de cercanías de Renfe de la Sagrada Familia y a los vecinos de La Ralera y Golifar sortear la actual barrera arquitectónica existente en la conexión de estos emplazamientos urbanos. Una solución arquitectónica que está marcada por la provisionalidad, por cuanto la eliminación total de las dificultades de acceso a la estación de cercanías y a los barrios periurbanos depende de un proyecto estructural que prevé ejecutar el gestor de infraestructuras ferroviarias, Adif, mediante la remodelación integral de la estación ortuellarra.

Dicha remodelación, cifrada en cerca de 3 millones de euros por la empresa pública dependiente del Ministerio de Fomento, permitiría que los usuarios del tren de cercanías dispusieran de un elevador que conectase los andenes con la pasarela existente en la actualidad. "La ejecución de esta rampa es una decisión que responde a una obra muy demandada por los vecinos y vecinas de Ortuella, y necesaria para poder garantizar la accesibilidad universal y la conexión con los barrios de Golifar y de La Ralera pero también con la zona de La Balsa o el polígono industrial Granada", reseñó el alcalde de Ortuella, Saulo Nebreda. El primer edil recordó que en octubre del pasado año se puso en funcionamiento el ascensor que desde los barrios de Golifar y de La Ralera permite acceder a la rampa que sobrevuela las vías hasta el paseo de la Sagrada Familia. Una obra que tuvo un coste cercano a los 110.000 euros.

Estructura metálica 

La ejecución de la rampa –valorada en algo más de 31.000 euros– comenzó el pasado julio, con la elaboración en el taller de la empresa adjudicataria de los elementos metálicos que han de sustentar el acceso peatonal. Este constará de una rampa con descansillo con un desarrollo de unos 32 metros lineales en dos tramos en dirección hacia Trapagaran, con una pendiente máxima del 7% tal como marcan las actuales normas de accesibilidad para personas con movilidad reducida. La obra incluye además la ejecución de una escalera metálica al otro lado de la pasarela para personas que no tengan limitaciones de movilidad.

"Con la situación derivada de la pandemia, cuyo alcance económico aún no podemos prever, y ante la responsabilidad de poner por delante la atención a las personas afectadas por el covid-19, hemos decidido que algunos de los proyectos inicialmente contemplados se hayan paralizado momentáneamente", explicó Nebreda. No obstante, el alcalde aseguró que aún así "hay proyectos estratégicos que no podemos desatender como es el caso de la conexión peatonal con la pasarela que salva la trinchera del tren de cercanías ya que además responde a una reiterada demanda ciudadana".

La rampa

Estratégico. La acometida de la obra de construcción de la rampa que mejorará la movilidad entre los barrios del entorno ferroviario es considerada como una inversión estratégica ya que refuerza la conectividad urbana , gracias a la eliminación de barreras arquitectónicas.

Inversión. La ejecución de la rampa y de la escalera metálica que unirá las zonas de Golifar, La Ralera, La Balsa y el polígono Granada con el centro urbano supondrá una inversión de 31.000 euros que se suman a los 110.000 invertidos en 2019 en el ascensor situado por el lado de Golifar.

Adif. La ejecución de la rampa, que estará operativa en septiembre, es un paso intermedio en la eliminación estructural de las barreras arquitectónicas creadas por el tren de cercanías y que serían resultas con la ejecución de la reforma integral de la estación por parte de Adif.