ENKARTERRI

El concurso de vestidos de papel de Güeñes presentará 52 creaciones

El escenario de la plaza Galdotxa Arana verá desfilar a diseñadores de todos los rincones del Estado

09.02.2020 | 15:47
Las bases prohíben coser con grapas o pegamento.

El escenario de la plaza Galdotxa Arana verá desfilar a diseñadores de todos los rincones del Estado

Güeñes - Mañana a las 21.00 horas se desplegará la pasarela en el escenario habilitado en la plaza Galdotxa Arana de Güeñes para una nueva edición del concurso de vestidos de papel. El público podrá admirar 52 creaciones: 21 en la categoría infantil y 31 en la de adultos, procedentes de numerosos rincones del Estado. Serán puntuados por el diseñador Eder Aurre, la creadora de ropa deportiva Edurne Santa María y el presidente de la Asociación de Sastres de Bizkaia, Juan Antonio Andrade.

Los expertos valorarán las prendas de acuerdo a los dos apartados de que constarán los premios tanto en la categoría infantil como la de adultos: diseño y originalidad por una parte y corte, confección y trabajo artesanal por otra. Además, se otorgará el premio Roberto Comas dirigido a los participantes de Güeñes y accésit en caso de que el jurado lo considere oportuno. Es probable que así suceda, ya que, según desvelan desde el Ayuntamiento, cada vez se registran más inscripciones de estudiantes de moda y escolares de tercer y sexto curso de Primaria. También revelan que, en sintonía con la creciente concienciación sobre el cambio climático, "varias de las creaciones hacen un guiño al medio ambiente y su cuidado a través del reciclaje".

El escenario continúa en la plaza Galdotxa Arana, junto a la iglesia y el frontón de Güeñes tras el buen resultado el año pasado en la primera edición en una ubicación diferente. El traslado persigue proteger los vestidos de la humedad del parque Arenatzarte y permitir así una mejor conservación. Hace dos años la lluvia sorprendió a organización y espectadores complicando la logística del concurso, el detonante para que se materializara el traslado.

El concurso suma ya seis décadas asombrando con la creatividad de sus participantes y el esfuerzo conjunto del Ayuntamiento y la asociación Soineko de Güeñes. Numerosos voluntarios acompañan a diseñadores y modelos entre bambalinas para evitar imprevistos. Y es que en varias ocasiones el desfile sobre la pasarela se ha frustrado en el último momento. "Puesto que la elaboración de estas creaciones es muy costosa, requiere infinitas dosis de paciencia, concentración y muchísimas horas de trabajo, además de inspiración e imaginación", cuentan desde el Consistorio. Por si fuera poca la dificultad del concurso de vestidos de papel, según estipulan las bases, queda terminantemente prohibido utilizar pegamento o grapas para coser.

Mañana se podrán advertir la creatividad y habilidad de los creadores inscritos este año. Diseñadores procedentes de las localidades vizcainas Algorta, Bilbao, Barakaldo, Busturia, Laukariz, Getxo, Gorliz y Santurtzi, la guipuzcoana de Zumarraga, la navarra de Mutilva, Castro Urdiales, Ceceñas, Media Cuyedo y Santander (Cantabria), Calahorra (La Rioja), Amposta (Tarragona), Cambados (Galicia), Albaida de Aljarafe y Dos Hermanas (Sevilla), Albacete y Barcelona. Por supuesto, habrá una importante representación encartada, Junto a los diseñadores de Güeñes se esperan grandes ovaciones para las creaciones confeccionadas en Zalla y Karrantza.

Participación internacional La presencia de aspirantes de Londres y Anglet (Francia) pone de manifiesto la cada vez más importante proyección internacional del concurso de vestidos de papel de Güeñes. No es la primera vez, en otras ocasiones se han desplazado creadores también de Rusia.

El certamen reúne a once creaciones más que el año pasado, cuando un vestido sencillo y atemporal, denominado Lapintakki, le proporcionó a Alejandro Salas el primer premio en la categoría de diseño y originalidad. Arima se titulaba el vestido de aires veraniegos de Cristina García distinguido en la categoría de corte, confección y trabajo artesanal. Solsticio, de María Dolores Ruiz, se coronó como el mejor vestido elaborado en Güeñes. El elevado nivel de los concursantes motivó la concesión de dos accésit a Sueños de Steampunk, de Cantia Aparicio, y Alforjas, de Loli Sánchez.

La pintora mexicana Frida Kahlo inspiró el vestido ganador en la modalidad infantil, en diseño y originalidad, obra de Idoia Hernández. Eva Soto triunfó en la modalidad de corte y confección.