Sopela destina 221.000 euros para el bidegorri hasta Kurtzio

El nuevo carril cruzará por el centro del municipio desde la zona baja de Loroño

13.01.2022 | 00:24
La creación de bidegorris es una de las apuestas de Sopela.

La bici quiere seguir moviéndose por Sopela. El equipo de gobierno ya tiene planificado el nuevo bidegorri: el que unirá la zona baja de Loroño, desde la pasarela con Mendieta, hasta la altura de Kurtzio. Es decir, el trazado dibujado cruzará por el centro del municipio, justo por enfrente del consistorio, para conectar ambos puntos. El contrato para la ejecución de las obras ya ha sido licitado por algo más de 221.000 euros.

Esta nueva vía discurrirá en paralelo al carril que baja hacia Loroño, en la parte de la calzada más próxima al ayuntamiento. Para dar salida a este bidegorri, se suprimirán los aparcamientos en línea de esta zona hasta el nudo de la calle Akilino Arriola, donde se adoptará la misma solución –se desplazará ligeramente el trazado para los vehículos– con los aparcamientos próximos a las viviendas para proporcionar ese espacio que requiere el bidegorri, que seguirá en todo momento pegado al carril de bajada. En el cruce con Sipiri, las bicis continuarán la marcha hasta la pasarela por una vía que se creará en la acera. Este camino llevará a los ciclistas hasta la costa, donde conectarán con la red que ya existe.

Así que el núcleo urbano de Sopela experimentará notables cambios este año. Ya que este nuevo tramo ciclable va al compás y en la misma sintonía que el proyecto de semipeatonalización de Akilino Arriola. La filosofía es la misma: que el coche no tenga tanto espacio en el centro de la localidad. En este sentido, la pasada semana también eran licitados los trabajos para acometer esa reforma en una de las principales vías sopeloztarras, así como en Doctor Landa y Eleizalde hasta la zona del colegio Zipiriñe. El equipo de gobierno realizará una inversión que ronda los 1,2 millones, que incluye todas las tareas de urbanización de las calles, la aplicación de un asfalto impreso, zonas adoquinadas, renovación de mobiliario urbano, instalación de bancos, etc. Se trata de habilitar una gran zona peatonal que conllevará que se eliminen unas 80 plazas de aparcamiento. La previsión es que las tareas puedan iniciarse "a lo largo de este año", como señalan fuentes municipales. También está sobre la mesa el plan para la creación de una variante por Ripa que tratará de sacar ese tráfico pesado del corazón de Sopela.

Consigna comarcal

Y el nuevo bidegorri hasta Kurtzio también complementa y refuerza la apuesta de la Mancomunidad de Uribe Kosta por tejer una gran red de caminos para bicicletas. El ente supramunicipal está elaborando un plan ciclable para conectar sus siete municipios: Barrika, Berango, Gorliz, Lemoiz, Plentzia, Sopela y Urduliz. La idea es trazar una hoja de ruta que sirva como base para la redacción de los proyectos constructivos y por eso el pasado mes de mayo, la Mancomunidad sacó a licitación el contrato para la redacción de los pliegos del proyecto por 33.880 euros, IVA incluido. Además, como paso previo a la elaboración de ese diseño de la red de bidegorris, se contó con la participación ciudadana para que la ciudadanía aportara sus opiniones y propuestas, de cara a disponer de un proyecto más completo y que cumpla con las expectativas y necesidades de los residentes en la comarca. A este respecto, la Mancomunidad de Uribe Kosta lanzó un formulario a través de una encuesta anónima –cada localidad disponía del suyo–, que abordaba cuestiones relacionadas con la movilidad, el uso de la bicicleta, los itinerarios, el número de desplazamientos diarios que realizan dentro de un municipio, las localidades de origen y destino, los motivos, etc.

noticias de deia