Iñaki Arriola recuerda que el convenio sobre el proyecto de Durango sigue vigente

El consejero mantiene que el plan urbano tiene que servir para devolver parte de lo invertido

16.03.2021 | 01:02
Iñaki Arriola, en una imagen de archivo, durante las obras de soterramiento de las vías en Durango.

"Nosotros lo que tenemos es un convenio con el Ayuntamiento de Durango donde se contemplan unas plusvalías urbanísticas que deben de financiar una parte del coste de la Operación Durango. No es una cuestión de torres o no torres; la cuestión son unas plusvalías que están reconocidas en el convenio y deben de financiar una parte del esfuerzo que se ha hecho con el dinero de los contribuyentes vascos", aseguró el lunes Iñaki Arriola, consejero de Planificación Territorial, Transportes y Vivienda. Lo hizo preguntado por la consulta popular celebrada el domingo en la villa. En ella se cuestionaba a la población durangarra sobre si quería seguir adelante con el proyecto planteado para los terrenos ganados a las vías del tren, tras su soterramiento, o no.

Durante su intervención, el consejero afirmó estar dispuesto "a hablar con el Ayuntamiento de Durango para ver cómo se plasman esas plusvalías para desarrollar un proyecto con el mayor consenso posible", pero "sin que eso sea una renuncia a unos aprovechamientos que están reconocidos en el convenio" ya firmado, recalcó.

El plan diseñado para los terrenos liberados tras el soterramiento del tren, denominado PERI 1 Ferrocarril, se aprobó en 2006 con la intención de construir cinco torres de hasta 18 alturas en pleno corazón del municipio, además de parques y zonas de esparcimiento como canchas deportivas, juegos infantiles, etc.

El ejecutivo vasco, dueño de los terrenos, pretendía invertir casi 11 millones de euros para finalizar los trabajos de reurbanización que posibilitaban que el 73% de los 62.000 metros cuadrados, es decir, más de 45.000, fuesen zonas con urbanización blanda, espacios verdes y zonas para canchas de baloncesto y parques infantiles. "Si no hubiese habido un convenio con esas plusvalías no hubiera existido la Operación Durango. Euskotren no ha ganado un viajero con la Operación Durango, pero Durango ha ganado mucho con ella", valoró Iñaki Arriola.

Tras la consulta popular del domingo, el equipo de gobierno del Ayuntamiento de Durango, formado por EH Bildu y Herriaren Eskubidea, realizó valoración de los resultados con la alcaldesa Ima Garrastatxu a la cabeza. "Este es un modelo de gobernanza que ha venido para quedarse. Hemos puesto en manos de la ciudadanía las herramientas para que puedan darnos su opinión", valoró la primera edil. Sin embargo, el propio Arriola considera que "la participación" en la consulta (28,57%) "no ha sido precisamente elevada. Y eso que ha sido una cuestión "en la que se ha puesto mucho énfasis por parte del Ayuntamiento para que la gente participara". Ante esta consulta, EAJ-PNV pidió la abstención. Tras la jornada del domingo aseguraron que "entendemos que es hora de aprovechar el tiempo. Es hora de preguntar y escuchar a la población, marcando primero bien el terreno de juego, para proponer cuanto antes proyectos viables, reales y consensuados para esta zona. Una vez escuchadas las propuestas, será momento de defender dichos proyectos ante las instituciones implicadas; pero no por la vía de la judicialización y la confrontación tomada por los partidos EH Bildu y Elkarrekin Podemos que solo nos lleva a la parálisis, sino por la vía de la colaboración, la confianza mutua y el entendimiento", abogó la portavoz jeltzale Mireia Elkoroiribe.

Finalmente, 7.076 durangarras tomaron parte en la jornada del pasado domingo en la primera consulta popular en la historia del municipio. En la participación (28,57%), los votantes se posicionaron a favor de la paralización del proyecto PERI 1 Ferrocarril, o lo que es lo mismo, el plan de urbanización de los terrenos ganados a la soterrada vía del tren. Y es que de los 7.076 que depositaron su voto, 6.680 respondieron sí (94,40%), 372 no, 9 nulos y 15 en blanco.

Consulta popular

Arriola. El consejero de Vivienda y Planificación Territorrial aseguró que "no es una cuestión de torres o no torres; la cuestión son unas plusvalías que están reconocidas en el convenio y deben de financiar una parte del esfuerzo que se ha hecho con el dinero de los contribuyentes vascos".

Votación. Dirigido a mayores de 18 años empadronados en el municipio de Durango, 24.768 vecinos de la villa estaban llamados a las urnas. Un total de 7.076 votos (28,57% de participación) con 6.680 sí, 372 no, 9 nulos y 15 en blanco.

Equipo de gobierno. Conformado por EH Bildu y Herriaren Eskubidea, valoró muy positivamente la votación del domingo.

noticias de deia