Exposición de la italiana Eleonora Diblasio en el bar Napozt de Durango

Arcangela Eleonora Diblasio expone un recorrido de sus mejores cuadros en el bar Napozt de Durango

28.09.2020 | 01:12
'Ela' ofrece una muestra con diferentes técnicas.

HACE un año llegó a Bilbao para realizar un postgrado en arteterapia y al completarlo, la italiana Arcangela Eleonora Diblasio, encandilada por la ciudad y su gente, tuvo claro que quería quedarse. Licenciada en Artes Visuales en la Facultad de Bellas Artes de Bologona, la artista, más conocida como Ela, presenta su primera exposición individual lejos de Italia y lo hace en el bar Napozt de la villa con variadas técnicas de impresiones manuales como la xilografía, serigrafia y fotograbado. "Fue una compañera de clase la que me comentó la posibilidad de exponer en Durango. Les gustó las obras que les enseñé y concretamos la posibilidad de exponerlas. La intención era poder hacerlo antes de la pandemia, pero hemos tenido que esperar hasta ahora. En el mundo del arte tener la opción de dar a conocer tus trabajos siempre es muy buena oportunidad y hay que aprovecharlo", valora agradecida a los responsables del establecimiento durangarra.

Temática animalista. Foto:

En lo que a sus inicios se refiere, desde niña, Ela siempre sintió algo muy especial por el mundo del arte. En este sentido, con cariño repasó también el interés que su madre siempre ha mostrado por la pintura y durante su infancia, no recuerda ningún solo momento que no sea sin sus lápices dibujando. "Lo que pintaba eran mis palabras. Recuerdo que, como suele pasar a menudo, era una niña introvertida y el arte me ayudaba mucho a expresarme. En definitiva, las cosas que no podía decir con palabras, lo hacía pintando", asegura la artista con gran sentimiento.

La exposición, presentada el pasado fin de semana en el bar Napozt de Durango, acogerá los trabajos de la italiana durante un plazo aproximado de dos meses. Al acto de presentación acudieron amigos y compañeros de Ela, quienes valoraron muy positivamente el contenido de una muestra que recoge un total de 16 trabajos. Las técnicas utilizadas para casi todas las obras expuestas son xilografía, serigrafía y fotograbado, mientras que las ilustraciones siguen un estilo "pop-surrealista", puntualiza su creadora contenta con las críticas recibidas hasta la fecha.

Recorrido personal

Profesora privada de decoración ambiental y artes plásticas para niños, la ilustradora y experta en técnicas de estampación manual, recoge en su exposición diferentes modalidades en las que predomina mayormente la temática animalista, geométrica, abstracta e ilustraciones infantiles. "Esta exposición autobiográfica es el fruto aproximadamente de casi siete años de trabajo. Para llevar a cabo la muestra he elegido las obras que en cierto modo representan varios momentos de mi vida", comenta la artista satisfecha con el resultado obtenido.

Sin fecha de regreso a su Margherita di Savoia natal e ilusionada de quedarse a vivir en Bilbao, Ela mira optimista el futuro. Con numerosos proyectos en mente, la italiana impartirá talleres creativos y proyectos de arteterapia orientados a la ayuda social en varios sectores. "Sueño con poder ayudar a las personas con el arte como terapia. Ha sido siempre mi canal de comunicación y expresión por lo que espero poder ayudar a la gente a hacer lo mismo", augura deseosa de recuperar los talleres que se vieron interrumpidos por el covid-19. "Tengo muy claro que me gustaría ofrecer un amplio abanico de talleres porque creo mucho en el arte como terapia", insiste la artista con criterio. Reconociendo que "el arte lo es todo para mí", Naoto Hattori, Mark Ryan o Benjamín Lacombe, entre otros, son algunos de sus artistas inspiradores a la hora de ponerse a crear sus diseños. Mirando a largo plazo, Ela tiene claro que desea seguir formándose y no descarta la posibilidad en un futuro de centrarse en la denominada pet-terapia, con mascotas. "Los animales siempre han sido otra de mis grandes pasiones y me gustaría poder trabajar también esa faceta", apunta ambiciosa la artista.

Inspiración

Ilusionada y con ganas de continuar labrándose una carrera laboral en el mundo del arte, la italiana agradece el trato que ha recibido desde su llegada y ensalza la importancia que tiene para ella el hecho de poder vivir en Euskadi. "Estamos hablando de un país muy lleno de arte y artistas. Tengo que reconocer que me encanta eso; hay inspiraciones en todas partes", zanja la italiana.

Su primera exposición lejos de Italia recoge técnicas de impresiones manuales como la xilografía, serigrafía y fotograbado

La italiana impartirá talleres creativos y proyectos de arteterapia orientados a la ayuda social en varios sectores