La durangarra Rosa Trinidad pone en marcha la nueva asociación Stop Violencia Vial

La entidad vasca contará con sede en la villa y defiende "luchar por conseguir cero fallecidos por violencia vial"

19.09.2020 | 01:23
Rosa Trinidad, en la presentación de la nueva entidad. Foto: DEIA

La durangarra Rosa Trinidad será le encargada de liderar y pilotar la nueva asociación vasca contra la violencia vial. Bajo el nombre Stop Violencia Vial-Stop Bide Indarkeria, la entidad se presentó el pasado martes en Bilbao con el compromiso fundamental de "apostar por la vida". "La mayoría de nosotros somos personas que hemos vivido muy de cerca las tragedias que ocurren en las carreteras; tristemente sabemos y conocemos lo que supone perder a un ser querido de una manera brutal y absurda. Por ese motivo nuestro objetivo es y será luchar para conseguir cero fallecidos por violencia vial", explicó Rosa Trinidad, a quien el 26 de agosto de 2004 le arrebataron a su hijo, Enaitz Iriondo. Un vehículo atropelló al joven de 17 años que volvía al camping de Haro donde pasaba las vacaciones con su familia.

Tras estar al frente durante muchos años de la asociación Stop Accidentes, Rosa Trinidad se embarca en un nuevo proyecto defendiendo con firmeza que "la educación, en general, es la base en todos los ámbitos de la vida". Por ello, la nueva entidad tratará de que los más jóvenes crezcan con una serie de conocimientos y valores para que cuando lleguen a ser conductores entiendan que se trata de un acto de una gran responsabilidad. En este apartado, Stop Violencia Vial trabajará en el programa de educación vial del Ayuntamiento de Durango, organizando una amplia variedad de actividades durante todo el curso escolar. "Estamos pensando ya en algunos proyectos, aunque la actual situación complica un poco el ponerlos en marcha, iremos viendo", explicaron ambiciosos desde la recién estrenada entidad.

Por otro lado, los integrantes de la asociación piden, una vez más, modificar el código penal y que los conductores responsables de violencia vial con resultado de muerte cumplan penas de prisión. "Cuando pedimos más castigo para los infractores, es porque consideramos que tenemos unas leyes muy benevolentes. Cuando alguien arrebata la vida a otra persona por su irresponsabilidad debe pagarlo con penas de prisión, a la sociedad hay que decirle que ese tipo de comportamientos serán castigadas con mucha más dureza de lo que ocurre a día de hoy", remarcó Trinidad, añadiendo con criterio que "un vehículo en manos de una persona irresponsable es un arma de matar y como tal, debe de ser contemplado legalmente".

Concienciación social

Deseosos de comenzar a funcionar, la nueva entidad contará con sede en Durango y confía en que tanto peatones como conductores se involucren como parte responsable de la siniestralidad. "Queremos avanzar, no nos conformamos con una actitud pasiva, la sociedad está demandando más concienciación social, más ayuda a las víctimas y más castigo a los infractores", zanjo Trinidad ilusionada con el proyecto contra la violencia vial.