Caminando seguros al colegio

Caminar seguro hasta el colegio es más que un proyecto de movilidad. Creando entornos peatonales el Ayuntamiento de Bilbao quiere facilitar que sea una experiencia en la que los niños y las niñas recuperen la ciudad y ganen autonomía

05.09.2021 | 08:12
Las Áreas de Movilidad, Planificación Urbana y Educación han trabajado conjuntamente en este proyecto.

HAY niños y niñas que recorren hasta 50 kilómetros al día en autobús para llegar hasta sus centros escolares en Bizkaia. Otros tienen la suerte de hacerlo andando y explorar desde bien pequeños esas cotas de autonomía e integración en la ciudad. El concejal de Movilidad y Sostenibilidad, Alfonso Gil, apuesta por facilitar que así sea "porque, más allá de lograr una movilidad sostenible, también es una forma de recuperar la ciudad para el peatón desde niños, como la hemos vivido nosotros". El inicio de curso en Bilbao va a estar marcado por un proyecto novedoso en este sentido. "Atendiendo a históricas peticiones de tres colegios de Bilbao hemos eliminado el tráfico rodado en el entorno de los colegios públicos Indautxu, Cervantes y Sánchez Marcos, en los que solo se permitirá la circulación en el tramo de la calle que sea necesario para acceder a los garajes". Tres Áreas han trabajado de manera coordinada para que así sea. Movilidad en lo que se refiere al tránsito, Urbanismo para diseñar los entornos y Educación para dar respuesta a las necesidades de los escolares. No es el único proyecto que el Ayuntamiento de Bilbao ha puesto en marcha para mejorar el acceso de los niños y niñas a sus centros escolares. De hecho, con ocho colegios se han organizado caminos escolares seguros.

Estos días se están ultimando los trabajos para dejarlo todo preparado de cara al 8 de septiembre cuando miles de niños y niñas comienzan el curso. El Ayuntamiento de Bilbao ha iniciado las obras para la eliminación del tráfico rodado en los entornos de tres colegios públicos: Indautxuko Eskola en la calle Manuel Allende, Cervantes Eskola en la calle Lersundi y el J.M. Sánchez Marcos-Kontxa Eskola en la calle Fernández del Campo. Con este nuevo paso pretende avanzar en la creación de entornos escolares seguros en la villa, que mejoren la accesibilidad de las y los menores a sus centros educativos. Según explica el concejal de Movilidad, Alfonso Gil, "había una petición histórica de estos centros para ampliar el espacio para los escolares".

Además de peatonalizar los alrededores de estos tres centros, el Consistorio ha colocado mobiliario infantil y está pintando la calzada con motivos alegres, coloridos y atractivos para las y los más pequeños. Las pinturas estarán relacionadas con elementos de aire en el caso de la calle Fernández del Campo, de tierra en Lersundi y de agua en Manuel Allende.

El concejal de Movilidad explica que antes de proceder a acometer este proyecto se sometió al estudio del consejo de distrito para ver cómo se comportaba el tráfico en estas calles. Tras la eliminación del tráfico rodado, solo se permitirá la circulación de vehículos en los tramos que sean necesarios para acceder a los garajes. El acceso al único garaje situado en la calle Manuel Allende 28 –entre General Eguía y Autonomía– será por la calle Autonomía, en vez de por General Eguía. En Fernández del Campo 20 y 33 –entre Alameda Rekalde y General Concha– se mantiene el acceso a los dos garajes de esta zona por General Concha. Finalmente en la calle Lersundi –entre Heros y Alameda Rekalde– los vehículos que quieran acceder a los dos garajes existentes deberán hacerlo por Alameda Rekalde, en lugar de por Heros.

Además, se están eliminando los aparcamientos en estas tres calles, los contenedores se han trasladado a calles adyacentes y se han retirado los elementos que ya no son necesario, como bolardos o barandillas. Asimismo estos días se última la adecuación de las señales viarias para regular los accesos en las tres zonas en las que se va a intervenir.

Complementario a los patios 

Gil señala que de momento se ha dado respuesta a estas tres peticiones porque se trata de colegios que necesitaban un entorno escolar complementario a los patios. "Es una preocupación que tenemos desde el Área, pero era importante saber primero cómo se comportaba el tráfico".

En este sentido, explica que hace unos meses los colegios ya habían pedido hacer unos cortes de tráfico en horarios determinados, circunstancia que el Área aprovechó para que una ingeniería pudiera profundizar en el estudio del comportamiento del tráfico.

Complementariamente a estos centros se está trabajando con el colegio García Rivero, pero se trata de un entorno más complejo porque en ese caso pasa el tranvía. El colegio Mujika es otro de los centros a estudio. "Nosotros queremos garantizar que la escuela pública se refuerce y los niños puedan tener una autonomía", señala el concejal.

Al final, el trayecto que los menores recorren de casa al colegio y del colegio a casa es una herramienta útil para hablar de otros temas que superan este ámbito y que están relacionados con los modos actuales de vida, la integración de la infancia en las ciudades o su papel en la sociedad. Por lo tanto, resulta importante entender que los proyectos de camino escolar son mucho más que proyectos de movilidad sostenible. El recorrido del domicilio al centro escolar puede ser toda una experiencia y una oportunidad para explorar el espacio, darle un sentido, entrar en contacto con otras personas y familiarizarte con tu ciudad, según expone Gil. Por eso no se debe conceptuar solo como transporte, sino como calidad de vida.

Los entornos escolares no solo tienen una función de movilidad segura, sino que pretenden recuperar la ciudad para los niños y niñas

Este novedoso proyecto se inaugura con el inicio del curso escolar y responde a peticiones históricas de tres colegios de Bilbao


noticias de deia