La noche del 31

La última cena de la década

los vizcainos apuestan por el marisco, los pescados tradicionales, el cochinillo y el cordero para nochevieja

29.12.2019 | 06:18
La pescadería Tino's del Mercado de La Ribera se dedicará los días 30 y 31 "exclusivamente" a la venta de marisco.

Jesucristo compartió con los apóstoles pan y vino en la Última Cena y los pasajeros de primera clase del Titanic degustaron un suculento menú compuesto por ostras, salmón, filet mignon, pichón asado, foie y tarta Waldorf antes del célebre naufragio. Sin embargo, los vizcainos apuestan por un menú más tradicional a base de marisco, pescados -lubina, besugo, dorada y pulpo-, además de cochinillo y cordero para la última cena de la década, la del próximo martes 31.

Una semana después de Nochebuena y, mientras en algunas casas aún colean sobras en la nevera, llega el momento de volver a poner el mantel de gala. Sin apenas tiempo para recuperarse de los empachos y hacer acopio de sales de fruta, el ritmo de las fiestas no se detiene. Ahora se trata de encarar la otra gran celebración, despedir un año y una década, nada menos, y dar entrada a una nueva: 2020. Atrás quedan ya los replicantes de Blade Runner y cada vez se acerca más ese 2029 en el que el hijo de Sarah Connor se convertirá en el líder de la rebelión contra las máquinas. Ciencia ficción aparte, aunque el menú de Nochevieja va por barrios, hay productos que son básicos en cada hogar.

Hay quien apuesta por la tradición de los solemnes pescados (merluza, lubina, besugo, etc.) o por piezas de carne como el cordero o el cochinillo. Si bien hay otras personas que prefieren improvisar un poco cada año y ofrecer a sus familiares y amigos recetas diferentes. Sin duda, la última cena del año es perfecta para sorprender con platos y sabores distintos con el objetivo de entrar en 2020 con buen sabor de boca. "Estos días lo que más despachamos es el marisco -cigalas, nécoras, bueyes, gambas, quisquillas y langostinos tigre-, además de pescados como lubina, besugo, dorada y mucho pulpo", explica Rosa desde la Pescadería Tino's del Mercado de La Ribera, epicentro de las compras navideñas. Para los días 30 y 31 únicamente tienen previsto despachar marisco. "Mucha gente viene a comprarlo a última hora para tenerlo fresco", señalan. Como producto estrella, destacan el gran consumo de pulpo y la aparición a última hora de las cigalas. "Hasta el puente de diciembre no había". Lo que sí han notado son cambios en los hábitos de consumo. "Cada año la gente hace antes la compra para ahorrar", exponen.

Por otro lado, en la chacinería-tocinería de María Ángeles García y Olaia Chacón, La Riojana, también en La Ribera, ya se preparan para el día 30. "Ese día tenemos horario continuo", afirman. En su puesto, el cochinillo es el producto estrella. "Este año hay menos porque se está exportando mucho a China", destacan. También triunfan para Nochevieja "la costilla, el jamón y el redondo de cerdo y ternera". Por último, desde el puesto de corderos de César Pérez sostienen que las ventas de este clásico "se mantienen" como todos los años. Quien también registró ayer una ferviente actividad fue la tienda de ultramarinos Gregorio Martín, en Artekale, con colas para adquirir sus bacaladas.

noticias de deia