Entrenadores asistentes del Bilbao Basket

Javi Salgado y Lolo Encinas: "El pique sano es fantástico"

El bilbaino y el donostiarra son muy buenos amigos y llevan más de un año viviendo todo lo referente a la final de Copa con pasión, humor y un cruce de vaciles interminable

19.03.2021 | 00:50
Javi Salgado y Lolo Encinas debaten sobre la final de Copa entre Athletic y Real Sociedad.

Los ayudantes de Álex Mumbrú en el cuerpo técnico de los hombres de negro viven estas semanas centrados en su trabajo en la sala de máquinas de Miribilla con el objetivo de garantizar la permanencia del Bilbao Basket en la Liga Endesa. Pero la final de Copa entre el Athletic y la Real Sociedad va ganando terreno en sus conversaciones de ocio. Salgado vive con pasión todo lo rojiblanco y Encinas es txuri-urdin por los cuatro costados. La complicidad entre ambos deriva en una conversación repleta de vaciles, guiños, dobles sentidos y puyas que lanzan y reciben con absoluta deportividad y respeto.

¿Cómo va el nivel de pique a dos semanas de la final de Copa?

JAVI SALGADO: La verdad es que llevamos todo un año con el tema. De vez en cuando cae alguna puyita y ahora se ha aumentado el nivel por la cercanía de la cita, pero siempre desde el buen rollo. Lolo está en territorio enemigo, a mí ya me tocó eso durante cuatro años en Donostia.

LOLO ENCINAS: Allí se escaqueaba mucho. Nos portamos bastante mejor en Donostia con él que él aquí. También es verdad que ahora pasamos tantas horas juntos que hablamos mucho de baloncesto pero también de fútbol. Seremos los que mas puyas nos lanzamos del equipo, Javi mas que yo.

J. S.: Lo hago porque Lolo se lo toma muy a pecho. Por eso le vacilo. Cuando llega el lunes y sé que la Real ha perdido le pregunto cómo han quedado como si no supiera nada...

L. E.: Cuando ganamos nunca viene a preguntar, pero cuando perdemos nunca falla.

J. S.: Y eso que la Real este año ha estado arriba, pero esto es una cuestión cíclica, ya irán cayendo.

¿Hay ya alguna apuesta hecha?

J. S.: Aún no nos ha dado tiempo porque estamos más pendientes del duelo ante el Manresa que tenemos ese día que de otra cosa. Ya sabes, el discurso oficial: intentar ver un buen partido y que gane el mejor (risas).

L. E.: Yo tendré que apretar para llegar a Donostia para ver la final. El cambio de hora me ha venido bien (el Bilbao Basket recibía al Manresa ese sábado a las 20.45, pero el duelo se ha adelantado a las 18.00), porque de lo contrario aguantar aquí habría sido...

J. S.: Si yo ya le he dicho que lo mejor que podía hacer era verlo aquí, escuchando los cohetes cuando marquemos un gol...

L. E.: En semifinales y partidos importantes sí que he notado que aquí, alrededor de mi casa, hay mucho ambiente. Voy a preferir tirar para Donostia... Pero verlo allí en casa, solo, va ser un poco bluff. Yo admito que me gusta que la final sea un Real-Athletic. De hecho, para el año pasado teníamos un plan. En la fecha original del partido jugábamos en Fuenlabrada y les comenté a Javi y a Jon Novo, el fisio, que tras nuestro encuentro podíamos coger el AVE y presentarnos en Sevilla con nuestras camisetas. Pero la historia ha cambiado.

J. S.: Y menos mal que han cambiado de hora nuestro partido contra el Manresa. Lolo tuvo que hacer gestiones al más alto nivel.

L. E.: Es que veía que me comía el partido aquí y eso no podía ser.

J. S.: Podía haberse dado el caso de que acabara nuestro partido y fuésemos ya 2-0 ganando. Imagínate al pobre Lolo llevándose ese disgusto nada más llegar a la oficina.

L. E.: Yo le vacilaba con el caso contrario. Ganamos a Manresa, estamos con todo el subidón y aparece Txipi (delegado de campo del Bilbao Basket) diciendo que el resultado va 0-2. Muy duro para la gente de aquí (risas). Aguantaremos quince días estos vaciles como buenamente se pueda y luego ya se verá. Nosotros ese día primero tenemos que ganar al Manresa, que va a ser muy importante, pero ya te digo que a partir de las 21.00... Txuri-urdin total. También tenemos nuestro corazoncito y es nuestra final. Los del Athletic han jugado más finales últimamente, nosotros llevamos muchos años esperando. La ultima que ganó la Real la disfruté en Zaragoza siendo un txiki con aita y ama.

¿Cómo se lleva vivir la previa de esta gran cita en 'territorio hostil'?

L. E.: Es peculiar. Es verdad que aquí vivís el fútbol de otra manera, sois un poco haundis. He dicho a bastantes personas de aquí eso de que la Real gane la primera final y el Athletic la del Barcelona y nadie lo firma. Eso es lo que más me extraña, les doy la Copa contra el Barça e ir a Europa y nadie lo coge. Aquí el fútbol es otra historia.

J. S.: Aquí somos de Bilbao, Lolo.

L. E.: Mira, un tío que el año pasado me daba mucha caña era Axel Bouteille. Desde que le dijeron que era de la Real me tenía enfilado. Un día me apareció en la oficina con la camiseta de Iñaki Williams gritando "¡Mira Lolo, mira!". Este sí que se integró rápido y bien con el tema del fútbol. Tenemos mucho vacile, más del que la gente se piensa, pero siempre desde el respeto. Yo, por ejemplo, no soy anti nada. De hecho, lo de Sevilla habría sido el fiestón padre, no habría habido cerveza para todos los vascos que íbamos a ir allí. Nos lo han quitado y ojalá podamos volver a vivirlo. Nosotros ganamos esta, en el futuro ya jugaremos otra final y a ver qué pasa...

J. S.: El tío no cede. Es normal. Nosotros tenemos dos finales, ellos solo una y tienen que ir a por ella a saco.

L. E.: Eso sí que es lo más jodido. Me llevan repitiendo lo de las dos finales en quince días...

J. S.: Es que vamos a ver. ¿Quién es capaz de jugar dos finales de Copa en quince días? Ni el Barcelona, ni el Real Madrid ni la Real, solo el Athletic. Luego pasará lo que tenga que pasar, que ganemos las dos, una o ninguna. Pero, de primeras, ahí estamos.

La trayectoria de ambos equipos ha cambiado mucho a lo largo del curso. La Real Sociedad empezó arrasando, pero el Athletic fue a más e incluso se llevó la Supercopa.

J. S.: Se lo dije a Lolo en noviembre, que estaban demasiado bien para esa altura de temporada.

L. E.: Es cierto, me lo comentó. Es que él en noviembre ya tenía la final metida en la cabeza

J. S.: Fueron primeros en Liga, iban como aviones... Le dije que reposaran un poco, que la temporada es larga.

L. E.: Yo sigo confiando en que sea el Roncero vizcaino (carcajadas).

J. S.: Pero sí que es cierto que hablamos de una final y que los dos equipos van a ir a muerte.

L. E.: Y también hay que tener claro que el Athletic de ahora no es el de noviembre. Es que un partido del Athletic ahora no dura 90 minutos, hay que estar al loro hasta el 96, el 124... Sabes que algo puede pasar.

J. S.: Lolo se indignó cuando fichamos a Marcelino. Decía que habíamos fichado al antiReal.

L. E.: ¡Es que no le ganamos nunca! Tiene un porcentaje de victorias impresionante contra la Real.

J. S.: Dice que hemos fichado a un técnico para ganarles la final. Y Lolo sabe más de fútbol que yo, o sea que...

¿A qué jugador del otro equipo quitaría para esa final?

L. E.: A Raúl García, sin duda.

J. S.: Que jueguen todos.

L. E.: ¿No ves? Esta es la diferencia. Es un flipado.

J. S.: A ver... ¿A uno? A Silva igual. ¿Quién es el más gallo allí? Es que no veo los partidos de la Real.

L. E.: Y así todo el rato...

¿Con quién iba Lolo Encinas en la final de la Supercopa?

L. E.: Me daba igual porque después de perder contra el Barça nos quedamos tan jodidos... Ni quise ver la final porque lo tuvimos tan cerca... Me alegré cuando ganó el Athletic por ver la sonrisita con la que vino este el día siguiente. Es mi amigo, que disfrute de la Supercopa esta...

J. S.: Siempre igual. Ellos iban a tope a por la Supercopa, pero cuando perdieron que si era un trofeo que no vale para nada, que si la Copa Cola Cao...

¿Hay alguna de las finales a la que Javi Salgado le tenga más ganas?

L. E.: Aquí di la verdad.

J. S.: Yo lo que quiero es que ganen al menos una, me da igual cual sea. Así de claro. El problema es que la primera es ante la Real. Si podemos amarrar esa, ya vamos a la segunda con los deberes hechos. Si fuese al revés, te diría que ganamos la primera al Barça y en la segunda lo pasamos bien, fiesta, y si quieren que ganen ellos, pero la realidad es que la primera es contra la Real y hay que ir a saco.

L. E.: Trabaja muy bien el argumento de que la primera es contra la Real y que eso hace que sea la importante.

—J. S.: Sabes que lo que digo tiene lógica y que las finales no se regalan.

—L. E.: Tú sabes que en el fondo lo que quieres es ganar la de la Real y que la del Barcelona te da un poco igual.

J. S.: Al revés. Tendría mucho más mérito ganar al Barça que a la Real. Pero si podemos ganar a la Real...

L. E.: ¡Es lo que digo yo, vamos a firmar el tema!

—J. S.: Pero nadie nos garantiza que ganemos la segunda. A ver si al final nos vamos a quedar en blanco... Nada. Nosotros a muerte a por la primera.

L. E.: Está claro. Los que estamos metidos en el mundo del deporte sabemos cómo va esto. No creo que ahora mismo haya nadie en Bilbao pensando en la final del Barcelona.

J. S.: Cuesta mucho llegar a una final como para regalar nada. Hay que ir a por la primera al 200%.

L. E.: Que encima es contra la Real, un equipo que no les importa mucho... Pero luego mira todas las semanas lo que hemos hecho.

J. S.: ¡Qué pesadilla! Siempre me dice que ando preocupado por los resultados de la Real y yo le tengo que recordar que, aunque los derbis son guapos, nuestros partidos importantes de toda la vida han sido los del Madrid y el Barça en San Mamés. En cambio el partido clave de ellos es contra el Athletic (risas).

Una final Athletic-Real será gloria para el vencedor, pero el perdedor va a tener que aguantar mucho...

J. S.: Pero es que eso es lo bonito, tener estos ratos de vacile. Al que gane le vas a tener que aguantar. Y el que pierda, a tragar. No queda otra. Lo mismo que yo le vacilo, si toca aguantar pues aguantaré. El pique sano es fantástico. Si gana, le daré un abrazo y que se tome una cerveza a mi salud.

L. E.: Estará dos días cruzado, nada más. No, en serio. He ido a muchos derbis con gente del Athletic, hemos poteado juntos, y en el campo cada uno anima al suyo. Sin problemas.

J. S.: Lo que es bonito es que la gane un equipo que no sea el Madrid o el Barça, que lo acaparan todo. Que la alegría vaya a otros sitios.

¿Su pronóstico para la final?

J. S.: 3-1, sufriendo. Vamos 1-1, marcamos el segundo, la Real se viene arriba, les cogemos en una contra con Iñaki y se acabó. Está cantado.

L. E.: Vamos a sufrir, lo tengo claro. Un 2-1 con goles de Oyarzabal y Barrenetxea. El del Athletic, de córner, Raúl García. Espero que por la noche en el grupo de WhatsApp pueda ponerme tranquilamente la camiseta de la Real.

J. S.: Le ha tocado mala época. Con el título de la Supercopa ha recibido mucha trompeta de Villalibre.

L. E.: Te reconozco que ni sabía quién era Villalibre. Ahora gracias a todos estos le conozco de sobra, un chaval jatorra que toca la trompeta de puta madre (carcajada).

"Vamos a ganar 3-1, está cantado. Empate a un gol, marcamos el segundo, la Real se viene arriba y les cogemos en una contra"

"Yo lo que quiero es que el Athletic gane al menos una de las dos finales, me da igual cuál sea"

Javi Salgado

Entrenador asistente del Bilbao Basket

"En una situación normal lo de Sevilla habría sido el fiestón padre, no habría habido cerveza para todos los aficionados"

"Si tuviese que quitar a un jugador del Athletic para la final sería a Raúl García, sin ninguna duda"

Lolo Encinas

Entrenador asistente del Bilbao Basket


noticias de deia