Exjugadores y peñistas analizan la final de la Supercopa que mantendrá en vilo a los aficionados en sus hogares

El partido entre el Athletic y el Barcelona que se disputará en la Cartuja de Sevilla mantendrá en vilo a los aficionados en sus hogares frente al televisor

16.01.2021 | 18:06
Imagen de aficionados rojiblancos en un hermanamiento de peñas del Athletic celebrado en Gamiz Fika

El Athletic se juega este domingo en la final de la Supercopa un título ante el Barcelona y eso es siempre motivo de orgullo y esperanza en el seno de un club que estará escoltado y alentado en la distancia por toda su gente. No habrá público en las gradas de La Cartuja, pero sí en la intimidad de cada hogar de Bizkaia, donde brotarán los nervios y las ilusiones frente al televisor, única manera de seguir un partido marcado en rojo por toda la familia rojiblanca.

El optimismo, moderado, invade a un entorno que ansía ver a Iker Muniain levantar el trofeo de la Supercopa al cielo de Sevilla. En ello confían exjugadores y peñistas con los que se ha puesto en contacto DEIA en la antesala de un encuentro "difícil, pero no imposible".

Así lo entienden exleones con el gol en la sangre como Carlos Ruiz (Bilbao, 1948) e Ismael Urzaiz (Tutera, 1971), a quienes firmaría tener hoy en el once inicial un Marcelino García Toral que está a noventa minutos de hacer historia en su tercer partido al frente del Athletic.

"Soy optimista, porque cuando uno afronta este tipo de torneos cortos tiene que ir a ganar el título y se ha dado ya un primer paso brillante al eliminar a un equipo como el Madrid y el Athletic debe creérselo para ganar también al Barcelona en la final", subraya Urzaiz, mientras que Carlos destaca que "es un estímulo para el club y los jugadores ver que con el cambio de entrenador ha habido también un cambio de mentalidad, con una mayor agresividad". "Ese chute que habrán tenido después de ganar al Madrid les vendrá fenomenal además para ver que es posible ganar también al Barça", agrega el último pichichi del Athletic en liga, quien deja claro que "los que dicen que la Supercopa es un torneo de segunda categoría son los eliminados".

Conscientes del impacto en el juego que tendrá la presencia o ausencia de Leo Messi en la final, así como de la oportunidad de Marcelino de dejar su huella en el club nada más aterrizar en Bilbao, ambos lamentan la situación en la que se da el choque, si bien Urzaiz recuerda que "somos parte de la sociedad y no podemos ir por delante de nadie. Está todo el mundo sacrificando muchas cosas y lo que hace falta es que el Athletic dé una buena imagen y con eso estaremos contentos todos". "Es la situación que se ha dado, los futbolistas llevan tiempo jugando en estas circunstancias y la animación y el ímpetu tiene que venir de ellos mismos", advierte Carlos.



INICIATIVA DE LA PEÑA DEUSTO

La afición, en las horas previas a tan señalado envite, vuelve a estar ilusionada. La Peña Deusto, con Joseba García a la cabeza, ha hecho un llamamiento a todos los seguidores rojiblancos para colgar en las ventanas y en los balcones las banderas del Athletic. "Ya que no podemos ir a Sevilla para animar en esta final de la Supercopa, lo haremos desde nuestras casas, tiñendo de rojiblanco todas las calles de Bizkaia y del resto del planeta", reza una iniciativa que Joseba apunta que "se suele hacer cuando hay una final y más en estos momentos en los que no se puede viajar".

Aitor Pereira, presidente de la agrupación de Peñas del Athletic, no duda en abrazarse a dicho mensaje: "Voy de la mano con la iniciativa de la Peña Deusto, porque no podemos acudir al partido, ni ir a los bares, pero si decoramos los balcones y las ventanas quedará todo más chulo en Bilbao y si hay que molestar también un poco a los vecinos esta vez con algún grito más alto de la cuenta por los goles del Athletic y por ganar la Supercopa, lo tendrán que entender". "Va a ser una final atípica, porque con la hostelería cerrada tocará ver y sufrir el partido desde casa de una manera muy distinta a la que estamos acostumbrados", admite asimismo Pereira.

Joseba, que verá también la final en casa con su familia, señala que la complejidad del momento hará que "montemos un buen hamaiketako, decoremos el salón con bufandas para crear ambiente y estemos en contacto entre todos, con los amigos y los socios de la peña, porque no se puede salir tampoco a los bares, así que se animará desde casa".

El reto de derrotar al Barcelona ni mucho menos es imposible. "Será una final complicada, pero haber eliminado al Real Madrid nos da mucha moral y el Barça tampoco es que esté en plenitud de condiciones, por lo que veo un 60% de posibilidades para el Athletic", asegura el presidente de la Peña Deusto, ilusionado al igual que Pereira y el resto de la hinchada rojiblanca con la opción de ganar la Supercopa.

AITOR PEREIERA (Presidente de la agrupación de peñas): "Tocará ver y sufrir desde casa de una manera muy distinta a la que estamos acostumbrados"

JOSEBA GARCÍA (Presidente de la Peña Deusto): "Decoraremos el salón con bufandas para crear ambiente y estaremos en contacto entre todos"

ISMAEL URZAIZ (Exjugador del Athletic): "Soy optimista y el Athletic debe creérselo para ganar también al Barcelona en la final"

CARLOS RUIZ (Exjugador del Athletic): "Los que dicen que la Supercopa es un torneo de segunda categoría son los eliminados"