Comienza la campaña de las municipales en Francia

La segunda vuelta de las elecciones, aplazadas en marzo, estarán marcadas por la desescalada

16.06.2020 | 00:22

parís – Francia comenzó este lunes dos semanas de campaña para la segunda vuelta de las elecciones municipales, aplazada por el confinamiento inmediatamente después de la primera vuelta el 15 de marzo, y que ahora precisamente está marcada por la marcha de la desescalada.

El presidente, Emmanuel Macron –que el domingo anunció medidas como la vuelta obligatoria de los alumnos al colegio desde el día 22–, confirmó que los comicios locales se celebrarán el día 28 en los 4.827 municipios (de los 35.000 que hay en el país) donde los alcaldes no fueron elegidos directamente en la primera vuelta.

Sin embargo, de los 16,5 millones de electores convocados a las urnas ese día (un 39% del total), sólo un 38% tienen intención de ejercer su derecho al voto, según una encuesta del instituto demoscópico Ifop publicada este lunes.

Un 29% de las personas consultadas para este sondeo, que se llevó a cabo la semana pasada, justificaron su negativa a participar solo por los riesgos derivados del coronavirus, y un 35% por ese y otros motivos.

De cumplirse esas cifras, la participación sería todavía inferior a la del 15 de marzo, que había sido el mínimo histórico para unos comicios locales, con un 41,8% en los ayuntamientos que deben volver a las urnas el día 28.

Diputados y senadores votarán entre el martes y el jueves un proyecto de ley del Gobierno del que se ha eliminado una cláusula que permitía la cancelación de los comicios por motivos sanitarios. Ahora solo podrán cancelarse puntualmente en los municipios en que se identifiquen brotes localizados.

Hidalgo, favorita en parís En París, la alcaldía se la van a disputar tres mujeres, pero en la práctica la gran favorita en todas las encuestas es la socialista Anne Hidalgo, asociada con los ecologistas.

La regidora desde 2014 aparece destacada por delante de la representante de la derecha, la exministra Rachida Dati, y todavía más de la candidata del partido de Macron, Buzyn.