Las 'aulas inteligentes' con avatares y mesas interactivas llegan a Euskadi

El Departamento de Educación pondrá en marcha las "aulas del futuro" en varios institutos de forma experimental

30.04.2022 | 00:10
Todos los estudiantes desde 5º de Primaria a 2º de Bachillerato tendrán un portátil el curso que viene.

El próximo curso Euskadi pondrá en marcha de forma experimental las primeras aulas inteligentes. Estarán dotadas con mesas interactivas y superficies que puedan servir como soporte para mostrar información y actuar con ellas. Serán espacios en los que se combinarán soluciones de realidad virtual y aumentada para lograr entornos en los que se explorará el trabajo con avatares y hologramas. Con todo este despliegue tecnológico se pretende mejorar el proceso de aprendizaje del alumnado y estas clases servirán de avanzadilla para el resto de la escuela vasca 4.0. Así lo anunció ayer la viceconsejera de Educación, Begoña Pedrosa, en la presentación del Plan de Transformación Digital del Sistema Educativo Vasco 2022-2024 en el que se invertirá 202,6 millones de euros, parte procedente de los fondos europeos.

Según Pedrosa, estas "aulas del futuro" se comenzarán a implantar en un número acotado de centros de educación Secundaria que ya han alcanzado un avanzado grado de madurez tecnológica. Según el documento aprobado en el último Consejo de Gobierno, estas clases inteligentes ofrecerán "nuevas formas de enfocar los procesos pedagógicos, espacios que promuevan la interacción entre el alumnado y el profesorado, organizados y a la vez flexibles adaptados a un aprendizaje personalizado y a los diferentes ritmos y necesidades educativas".

Ordenadores para todos

Además de esta experiencia piloto, el curso que viene todo el alumnado desde 5º de Primaria a 2º de Bachillerato dispondrá de un ordenador portátil, toda vez que se haya resuelto el problema de suministro mundial que este curso ha retrasado el despliegue ordenadores. El plan pivotará sobre la formación en competencias tecno-pedagógicas del profesorado y se pretende meter una marcha más en la creación materiales didácticos digitales en euskera y de calidad. Además, se impulsará una red de mentores que asesorarán a los centros en materia digital

El consejero de Educación, Jokin Bildarratz, recordó que el plan de transformación digital no es un fin sino el medio para renovar el modelo pedagógico en el que el "alumnado es el centro". En este sentido, el consejero dijo que el proyecto no consiste solo en instalar aparatos, sino en digitalizar toda la educación. Por otro lado, Bildarratz insistió en que la escuela vasca no parte de cero. A nivel general, la penetración digital en Euskadi se sitúa casi diez puntos por encima de la media europea y cuatro con respecto a la media estatal. Se encuentra por delante de países como Alemania, Francia o Austria. Euskadi es, además, la comunidad autónoma con más ordenadores en las aulas, con una media de 1,5 alumnos y alumnas por ordenador.

El consejero recordó que estos últimos dos cursos, Educación ha adquirido 100.000 nuevos equipos para la red pública, a los que hay que sumar las subvenciones para la compra de otros 60.000 ordenadores en la red concertada, también para su uso desde 5º de Primaria hasta Bachillerato. También se ha dotado de un ordenador portátil al profesorado de 5º y 6º de Primaria, ESO y Bachillerato, y a lo largo de este año y el siguiente dará al resto de profesorado de los cuatro primeros cursos de Primaria.

En la universidad y FP

El nuevo marco de enseñanza digital se extenderá también a la Formación Profesional y al ecosistema universitario, donde se reforzarán los servicios de supercomputación para consolidar su autonomía en recursos, generando el Polo HPC (High Performance Computing Euskadi) destinado a toda la comunidad investigadora vasca. Además, todas las universidades del Sistema Universitario Vasco tendrán su Plan de Transformación Digital, se impulsará la conectividad y de entornos virtuales de aprendizaje y se renovará la red de datos I2Basque, para garantizar conectividad al interior y al exterior. Asimismo, se adquirirán recursos tecnológicos para el alumnado vulnerable porque el objetivo es "es no dejar a nadie atrás", afirmó Adolfo Morais, viceconsejero de Universidades.

Por su parte, el viceconsejero de Formación Profesional, Jorge Arévalo, aseguró que el plan "va mucho más allá de aplicar tecnologías, va dirigido a que las personas tengan una preparación diferente. Nuestro objetivo principal es el alumnado". En esta línea defendió la necesidad de seguir trabajando para que los perfiles de salida del alumnado se ajusten cada vez más a las necesidades que impone la constante evolución de la sociedad de la información y la industria 4.0.

El viceconsejero explicó que la transformación digital en la FP "va a suponer una nueva evolución, basada en una transformación disruptiva; un nuevo modelo de formación avanzada, con una organización y estructura diferentes en los centros, con nuevos espacios y sistemas inteligentes aplicados en entornos digitales". Y entre las acciones previstas se incluye formación del profesorado o la transformación de las infraestructuras digitales (equipos de última generación, 5G, Wifi 6...), implantación de tecnologías digitales avanzadas (tecnologías digitales inmersivas e interactivas...).

 

Misión. El objetivo del plan es impulsar un nuevo marco como palanca para la innovación pedagógica que fortalezca las bases para el desarrollo de las habilidades digitales a través de la integración efectiva y el uso óptimo de las tecnologías, situando al alumnado en el centro del proceso de aprendizaje para desarrollar todo su potencial en la era digital, cerrar la brecha digital, promover el desarrollo y mantenimiento de habilidades a lo largo de la vida y consolidar el papel de Euskadi en el escenario global.

"En el plan de transformación digital el alumnado está en el centro"

Jokin Bildarratz

Consejero de Educación

"Es más que tecnología, el plan va dirigido a que las personas tengan una preparación diferente"

Jorge Arévalo

Viceconsejero de FP


noticias de deia