Jonan Fernández: "Si la situación empeora en Euskadi, habrá que tomar otras medidas"

El coordinador de la Comisión Técnica de la pandemia en Euskadi ha hecho hincapié en la necesidad de que la ciudadanía haga un uso correcto de las mascarilla en bares y restaurantes

10.12.2020 | 10:00

Jonan Fernández ha asegurado que el LABI ha intentado buscar un equilibrio con las nuevas restricciones que estarán vigentes a partir del viernes. En una entrevista en Euskadi Hoy de Onda Vasca, el coordinador de la Comisión Técnica de la Covid-19 en Euskadi ha destacado que "venimos de una situación muy mala, y estamos en una situación mala. La mejoría en las últimas semana es muy importante. Pero hay que mantener la tensión porque estamos muy por encima de los datos razonables".

En este escenario, Fernández no ha descartado que sea necesario endurecer las medidas en las próximas semanas "si los datos van a peor, pero trabajamos en el escenario de que las cosas irán bien".

El coordinador de la Comisión Técnica de la pandemia ha reconocido que ha habido presiones para reabrir la hostelería, y ha destacado la importancia de hacer un buen uso de la mascarilla en bares y restaurantes.

"En la etapa anterior el hábito de la clientela en la hostelería era relajarse en el uso de la mascarilla. Es muy importante que ahora esto se corrija. Un uso inadecuado de la mascarilla es sancionable, pero es imposible que haya un ertzaina en cada casa, bar, teatro o rincón" ha dicho Fernández.

Además, el responsable de la Comisión Técnica de la covid- 19 ha negado que haya habido una intención de ocultar los datos con la no inclusión en los registros de hospitalizaciones de los diagnosticados mediante tests de antígenos. Fernández ha destacado que ha habido un "error informático que se ha subsanado y comunicado en cuanto se ha conocido". Fernández ha negado que los hospitales estén desbordados, aunque ha reconocido que preocupan las unidades de cuidados intensivos. 

Sobre al vacunación, Fernández ha asegurado que Euskadi está preparada para ello, pero que el Gobierno vasco no quiere sembrar falsas expectativas sobre el inicio de la campaña.