En el BOE

Publicados los nombres de 63 vascos muertos en campos de concentración nazis

La mayoría de ellos figuran en el registro eran vizcainos, con 35 fallecidos, además de 23 gipuzcoanos y 5 alaveses

09.02.2020 | 11:58
Vista del campo de exterminio nazi de Mauthausen.

La mayoría de ellos figuran en el registro eran vizcainos, con 35 fallecidos, además de 23 gipuzcoanos y 5 alaveses

MADRID. Estos 63 vascos forman parte de la lista de 4.427 españoles muertos en distintos campos de concentración dados a conocer por el BOE para facilitar a los familiares su registro como fallecidos. 

La mayoría de los 63 vascos que figuran en el registro eran vizcainos, con 35 fallecidos. A ellos se suman 23 guipuzcoanos y 5 alaveses. 

Además del nombre, apellidos y fecha de nacimiento de las 4.427 víctimas españolas, se indica su lugar de nacimiento y la fecha en que murieron.  

En el caso de los 63 vascos, la mayoría, concretamente 35, fallecieron en 1941. El resto fueron asesinados entre 1942 y 1945. 

En cuanto a los campos de concentración, 44 de los 63 vascos murieron en el de Gusen: 5 alaveses, 13 guipuzcoanos y 26 vizcainos. 

En el de Mauthausen perecieron 3 alaveses y 2 vizcainos. 

El resto lo hicieron en los de Watensted (1), Ellrich (1), Dauchau (2), Flossenburg (2), Hradischko (2), Bergen-Belsen (2), Sachsen-Hausen (2), Steyr-Mauthausen (1) y Dora (1). 

La publicación, decidida por la juez encargada del Registro Civil Central español, cumple con una de las iniciativas de la ley de memoria histórica para la reparación de las víctimas del nazismo, según ha informado el Ministerio de Justicia en un comunicado. 

Los familiares e interesados tendrán la posibilidad de presentar alegaciones y solicitar correcciones en el plazo de un mes. Así serán incluidos en el registro de fallecidos, estatus que todavía no tenían. 

Según el Gobierno español, se pretende así agradecer y reparar a los más de 10.000 españoles que acabaron deportados en campos de concentración nazis tras la Guerra Civil (1936-1939), de los cuales más de la mitad murió en ellos.  

Estaban "desprovistos de su nacionalidad española por decisión del gobierno franquista, declarados apátridas", precisa el Ministerio de Justicia. 

Recuerda, además, que el Consejo de Ministros acordó en abril establecer el 5 de mayo como día de homenaje a estas víctimas.