Los kurdos aceptan la tregua

Además, piden un corredor humanitario para evacuar a los civiles atrapados por los ataques turcos en Siria

09.02.2020 | 19:16

Beirut - Los kurdos aceptaron ayer la tregua anunciada por Turquía y Estados Unidos en lo que considera un "resultado de la resistencia" ante el avance militar turco tras una semana pero que supondrá dejar en manos de Ankara la zona de seguridad que quería en territorio sirio.

Las Fuerzas de Siria Democrática (FSD), la alianza de milicias encabezada por kurdos, aseguraron en un comunicado que están "comprometidos" con el alto el fuego y pidieron que Turquía también se comprometa.

Las FSD aseguraron que el alto el fuego entró en vigor a las 22.00 hora local (19.00 GMT) y que incluye la zona ubicada entre la población de Ras al Ain, en el este, hasta Tal Abiad, en el oeste.

Ambas localidades se sitúan en la frontera con Turquía y fueron el principal blanco de la campaña militar de las tropas turcas, apoyadas por rebeldes sirios.

"Vamos a ofrecer todo lo necesario para que el acuerdo de alto el fuego tenga éxito", afirmó el comandante de las Fuerzas de Siria Democrática (FSD), Mazlum AbdiAbdi, quien apuntó que se trata de un "acuerdo preliminar que garantiza el fin de la ocupación turca de la zona" controlada por las milicias kurdas.

voz de alarma Además, los kurdos dieron ayer la voz de alarma al pedir un corredor seguro para evacuar a las víctimas de la ciudad de Ras al Ain, en la frontera siria con Turquía y una de las poblaciones más afectadas por la ofensiva en el norte de Siria. La autoproclamada administración autónoma kurda pidió a la comunidad internacional, ONG, Liga Árabe, Rusia y la coalición internacional que "intervengan urgentemente para abrir un corredor humanitario seguro con el fin de evacuar a los muertos y civiles heridos que están atrapados en la ciudad de Ras al Ain", en un comunicado.

Turquía lanzó el 9 de octubre una ofensiva contra las milicias kurdosirias, a las que considera "terroristas", que controlan las áreas fronterizas en el norte de Siria y Ras al Ain ha sido una de las puertas de entrada de las tropas turcas y la localidad más castigada de esta ofensiva militar turca. - Efe