VIII DEIA Encuentros Digitales

El arte de saber vender(se)

La octava edición de los VIII DEIA Encuentros Digitales reconoce a las nuevas profesiones de la era digital que ofrecen un futuro repleto de atractivas oportunidades

03.12.2020 | 06:33
Kerman Munitxa, María Jabat, Esti Manzaneque y Sabino San Vicente junto a Iker Merodio, moderador del evento.

Hubo Un tiempo que ahora parece ya muy lejano en el que el mundo laboral se dividía entre las profesiones de cuello blanco o azul. Oficinista o currito por su categorización. Sin embargo, la era digital ha puesto patas arriba todos estos parámetros preestablecidos y ahora las oportunidades surgen a golpe de clic. Es la tiranía de Internet, dirán algunos. La cuarta revolución industrial, apreciarán otros. Lo cierto es que, con algunas perspectivas casi apocalípticas sobre la mesa, como el estudio de la universidad de Oxford que advierte de que "el 47% de los empleos actuales van a desaparecer en los próximos 25 años", las nuevas profesiones de la era digital pueden llegar a convertirse en un halo de luz en medio de este mar nublado en que se ha convertido el panorama laboral.

La revolución tecnológica es más que una realidad. Por eso en esta era de las oportunidades a través de la nube, la octava edición de los VIII Deia Encuentros Digitales reconoció el miércoles a las mejores iniciativas digitales de Bizkaia, en una jornada que versó sobre las nuevas profesiones y las nuevas oportunidades. El evento, respaldado por Euskaltel, Biscaytik y el Ayuntamiento de Bilbao, tuvo lugar en el Palacio Euskalduna de Bilbao respetando todas las medidas sanitarias, sin público y con retransmisión en streaming a través de la página web de Deia y de su canal de Youtube.

Allí se dieron cita expertos en estas nuevas herramientas de comunicación, redes sociales, community managers y estudiantes en busca de un futuro ligado a las nuevas tecnologías que ofrecen un nuevo mercado laboral lleno de oportunidades. Todos ellos radiografiaron el presente y futuro de estas nuevas ocupaciones en una jornada desarrollada entre interesantes reflexiones, debates, mesas redondas y reconocimientos a las mejores iniciativas digitales. Y es que todas las personas invitadas y las premiadas han encontrado gracias a Internet una pasión que se ha convertido en su profesión y les ha permitido ganar notoriedad.

Precisamente, este evento es una buena muestra de ello. Una nueva oportunidad que surge gracias a la tecnología y, sobre todo, al uso que se hace de ella. "Encontrar empleo es venderte a ti mismo. Primero, tienes que decidir para quién quieres trabajar y, después, hacerte visible", sostiene como fórmula de éxito Inge Sáez, consultora de empresas y profesiones, encargada de inaugurar la jornada con una ponencia en la que explicó su labor de acompañamiento a otros profesionales y empresas para que puedan aprovechar las nuevas oportunidades.

Después de la presentación inicial, llegó el turno de debatir sobre el sector. Iker Merodio fue el encargado de moderar la mesa redonda. Una de esas personas que se encuentra en contacto permanente con las nuevas tecnologías es Sabino San Vicente, director de la Fundación Euskaltel y fundador de la Euskal Encounter.

En este sentido, San Vicente se refirió a la "importancia" de compartir los aspectos tecnológicos que aceleran los procesos, una visión adquirida en las encounters o los torneos de gamers. "Aunque hay un cierto estigma de que la gente involucrada en el mundo tecnológico es poco social, lo cierto es que lo más importante siempre ha sido el contacto, compartir con alguien tu punto de vista, conocimientos o cómo solucionar un problema", manifestó.

A este respecto, señaló que aunque este año la party informática ha sido más virtual que nunca debido a las restricciones sanitarias, sus incondicionales ya les han hecho llegar la necesidad de que estos eventos "sean presenciales" para evitar que decaigan.

Una visión también compartida por la getxotarra Esti Manzaneque, marketer que trabaja y trabajará en la Eurocopa, con sede en Bilbao. "La Eurocopa no tiene sentido celebrarla sin público", aseguró. Además de este evento deportivo, ha pasado por Biscay Bay Startup Campus o Bilbao Ekintza y ha recorrido medio mundo -Nueva york, Lisboa y Aarhus (Dinamarca)- donde ha logrado implementar su formación y desempeño profesional.

Al respecto de las nuevas tecnologías, valoró las nuevas oportunidades que generan y las herramientas que ofrecen para desempeñar múltiples funciones. "La industria 4.0 y todo lo que abarca, que parece futurista, lo estamos implementando en nuestro día a día y, además, nos está posibilitando hacer muchas cosas que hace unos años no hubiesen sido posibles", reflexionó.

En cuanto al evento futbolístico que tuvo que posponerse por la pandemia, explicó las diversas actividades que iban a desarrollar en el marco de la competición deportiva gracias a las nuevas herramientas tecnológicas. "Este año, por ser el 60 aniversario de la UEFA, iba a ser un evento especial con una docena de ciudades organizadoras. Mi trabajo iba a estar relacionado con comunicar e informar a los espectadores a través de una aplicación y darles recursos por medio de un mapa interactivo para llevarles por diferentes zonas de la ciudad o del festival organizado por la UEFA en diferentes puntos de la villa", detalló.

Asimismo, la jornada también contó con la visión de María Jabat y Kerman Munitxa, estudiantes de Digipen, de último año de Arte y Programación, respectivamente. Digipen Bilbao es el campus en Europa de la universidad americana pionera en el mundo en formación de grado universitario relacionada con los videojuegos. Ellos ya han hecho el cambio tecnológico y ven el mundo de una manera diferente.

"Cuando empecé no pensaba que iba acabar estudiando en Digipen. Comencé a estudiar Diseño, que es una carrera en la que aplicas el arte y el dibujo a lápiz, pero no me gustó mucho porque está orientada al diseño de productos, moda o eventos", expuso Jabat. Sin embargo, luego conoció Digipen y apostó por una carrera relacionada con la industria del videojuego, una de sus pasiones infantiles, confiando en diseñar también animaciones para el cine, otra de sus grandes aficiones.

Por su parte, Kerman Munitxa puso en valor la importancia de los videojuegos como elemento socializador durante la pandemia, una etapa en donde las relaciones sociales presenciales se han restringido. "Los videojuegos han ayudado a estar en contacto con los amigos ahora que no nos podemos ver cara a cara. Son un factor clave de socialización y entretenimiento", valoró.

Una evolución de las costumbres que está en continuo cambio. "Quién sabe si dentro de 25 estaremos haciendo algo que todavía no se ha inventado", concluyó Merodio.