La empresa vasca depende de los fondos públicos en su I+D

Orkestra analiza los "posibles efectos negativos" de los incentivos

01.11.2021 | 00:53
Instalaciones de desarrollo de innovadores de la empresa Soraluce.

 Las empresas de Euskadi destinan a financiar sus actividades de I+D un 15% menos de fondos propios que la media de la Unión Europea mientras que, en consecuencia, la cantidad procedente de fondos públicos que emplean a este fin es 17 puntos porcentuales superior a la media europea de los 27, según se refleja en un informe elaborado por el Instituto Vasco de la Competitividad Orkestra.

El documento analiza el sistema de la I+D en la CAV y destaca que el gasto en este ámbito se concentra en el sector empresarial, al que le presta una especial atención. Una característica de este colectivo es su menor dedicación de inversión con fondos propios en investigación y desarrollo que el conjunto europeo.

Según los datos que recoge Orkestra en su informe, el tejido empresarial destina un 69% de sus recursos a este fin frente el 85% que se registra en la Unión Europea. En el caso de Alemania, país referente para la economía y el tejido productivo vascos, esta proporción asciende a 90 puntos porcentuales.

La razón que puede explicar este notorio desajuste responde a criterios de clasificación. El Instituto Vasco de Estadística señala que dentro del sector empresarial se integran los Centros de Investigación Cooperativa CIC, los centros tecnológicos y las unidades de I+D empresarial. Por lo general, los dos primeros captan una buena parte de su financiación de fondos comunitarios, lo que influye en el resultado final.

De ahí se desprende que la proporción de recursos públicos que el sector empresarial vasco utiliza para desarrollar sus actividades de I+D se sitúa en el 21%, cuando en la Unión Europea es del 5% y en Alemania de 3 puntos porcentuales.

Esta elevada dependencia que tiene el sector empresarial, con especial atención a los CIC y centros tecnológicos, de las políticas institucionales de apoyo financiero a actividades de investigación y desarrollo debería ser, según aconseja Orkestra, objeto de periódicas evaluaciones ante "los posibles efectos negativos que puede tener en la cultura de I+D empresarial".

Del mismo modo, recomienda realizar el mismo ejercicio en el ámbito fiscal para estudiar la conveniencia de los diferentes incentivos aplicados a las empresas. En este sentido, el informe sitúa a Euskadi en la tercera posición de los miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos OCDE con mayor porcentaje de incentivos fiscales sobre el PIB, tan solo detrás de Francia y Reino Unido.

patentes


Otro de los aspectos a mejorar en el sistema de investigación y desarrollo en la comunidad vasca son las patentes. Sobre todo en Gipuzkoa, donde como concluye el informe, "existe cierta incapacidad de transformación de las actividades de I+D en avances tecnológicos acreditados internacionalmente por patentes".

Y lo que es más preocupante, en el ámbito de las empresas la cantidad de estas patentes, que reflejan al fin y al cabo la capacidad de ofrecer al mercado productos y servicios innovadores diseñados con tecnología propia, se encuentra en Gipuzkoa por debajo de la media de la CAV. La ratio es tres veces inferior a la española y cuatro veces más baja que la media de la UE.

proyecto

una calderería de récord

Gasteiz. Soldaduras y Montajes Tecnológicos S.L. ha recibido la licencia de actividad para arrancar la producción en Gasteiz y convertirse en la mayor calderería de España y una de las más grandes de Europa. La empresa informó ayer del visto bueno para la iniciativa, que ocupará 12.000 metros cuadrados en el polígono industrial de Betoño. Especializada en el soldado, adhesivado y montaje de materiales y también se va a dedicar a la comercialización de cargadores para vehículos eléctricos. Una vez completadas las fases de implantación la plantilla superará los 220 trabajadores.

noticias de deia