Euskadi espera unas inversiones de 13.135 millones con los fondos europeos

El Gobierno vasco ha programado 188 proyectos que aspiran a recibir 5.702 millones de los fondos Next Generation EU

29.12.2020 | 12:22
El Gobierno vasco presentó el martes el Plan Euskadi Next 21-26 con inversiones para poder acogerse a los fondos europeos para salir de la crisis provocada por el covid.

Euskadi ha hecho los deberes para poder acogerse a los fondos europeos denominados Next Generation EU para relanzar la economía tras los efectos negativos de la pandemia de coronavirus, y el Gobierno vasco ha aprobado el programa de inversiones Euskadi Next 21-26, destinado a la recuperación, transformación y resiliencia del territorio vasco. El plan prevé la puesta en marcha de inversiones por importe de unos 13.135 millones de euros con el apoyo de 5.702 millones de euros de los fondos del nuevo mecanismo europeo de financiación, en concreto Mecanismo de Recuperación y Resiliencia (MRR).

El Ejecutivo vasco se ha concentrado en ocho áreas estratégicas bajo cuyo paraguas se incluyen 188 inversiones que ya ha trasladado al Gobierno de España para que, a su vez, las envíe a la Unión Europea con el objetivo de lograr acceder a parte del fondo europeo Next Generation.

El Gobierno liderado por el lehendakari, Iñigo Urkullu, espera recibir 5.702 millones de euros de financiación europea para afrontar unos proyectos que contemplan unas inversiones, tanto de las administraciones públicas como del sector privado, que alcanzarían la cifra de 13.135 millones de euros a lo largo de los próximos cinco años.

Importantes empresas vascas que participan en algunas de las iniciativas, como Petronor o Iberdrola, ya han señalado que sus inversiones seguirán adelante, independientemente de que cuenten con acceso a los fondos europeos Next Generation o no.

En cualquier caso, el programa Euskadi Next 21-26 que acaba de aprobar el Gobierno vasco, en coordinación con las diputaciones forales y los ayuntamientos de las tres capitales de la Comunidad Autónoma Vasca, y que supone la propuesta vasca para la recuperación, la transformación y la resiliencia de Euskadi tras la pandemia de coronavirus incluye 188 proyectos.

Estas iniciativas inversoras pretenden obtener 5.700 millones de euros de la partida de 59.168 millones de euros correspondiente al Estado español de la mano del denominado Mecanismo de Recuperación y Resiliencia, uno de los integrantes del fondo Next Generation europeo. En caso de éxito de los proyectos puestos encima de la mesa por Euskadi se llevarían el 9,6% del referido fondo MRR.

Como se recordará, España contempla recibir de Europa unos 140.000 millones de euros de financiación para salir de la crisis generada por el covid-19, cifra que dio pie, en un primer momento, a que Euskadi aspirase a beneficiarse de fondos por importe de 8.400 millones de euros pero al final se ha decidió trabajar de forma más pragmática y sólo sobre los 59.168 millones destinados al llamado Mecanismo de Recuperación y Resiliencia.

El Gobierno de Urkullu considera que el documento no es definitivo, puesto que hasta el próximo 30 de abril hay plazo para poder completarlo, lo que se hará siempre que se encuentren elementos inversores susceptibles de ser financiados en base a la ayuda europea para «seguir construyendo una Euskadi verde, digital e inclusiva».

Transición energética


Como era de prever a la vista de las iniciativas que han ido adelantando las empresas privadas, dos áreas: la transición energética y la digitalización, contemplan las principales inversiones de futuro.

En concreto, el mayor porcentaje de los proyectos escogidos, un 63% de los casos, están ligados, de una manera u otra, a la transición energética, -incluidas una gran planta de fabricación de baterías para los automóviles eléctricos o el impulso al hidrógeno verde-, mientras que un 21% conciernen a procesos de digitalización. Aunque estas son dos áreas de gran interés para Euskadi y en las que el territorio tiene una masa crítica importante, no hay que olvidar que entre las condiciones fijadas por la Unión Europea para poder acceder a los fondos de la Next Generation están las de impulsar estas materias en concreto.

La tercera gran pata de los proyectos transformadores incluidos por el Gobierno vasco en su plan Euskadi Next 21-26 está formada por las iniciativas destinadas al área estratégica de la salud y el cuidado de las personas, suman 27, para las que se piden 786 millones europeos.

Los proyectos inversores de ámbito para toda la CAV piden unos 2.561 millones de euros europeos, el 44,9% de la financiación, mientras que los específicos para Araba suponen el 12,9% y 736 millones de euros; los de Bizkaia, el 24,6% y 1.403 millones; y los de Gipuzkoa el 17,6% y 1.001 millones.

Las ocho áreas estratégicas


Salud y cuidado de las personas. Entre los principales proyectos en este área que prevé una aportación europea del MRR de 786 millones de euros y unas inversiones de 1.215 millones de euros, están el de Economía de los cuidados, con 282 millones de inversión; el de Osasunberri, con 199 millones, y el de la Digitalización de la prestación sanitaria en Euskadi, con 88 millones de euros de inversión

Aprendizaje a lo largo de la vida. Este capítulo prevé 139 millones de euros europeos y unas inversiones de 291 millones.

Generación de energías renovables. Aquí se incluyen 17 proyectos, entre otros los ligados a la apuesta vasca por el hidrógeno verde. La inversión total prevista por estas iniciativas suma unos 2.013 millones de euros y el Gobierno vasco espera que la Unión Europea financie unos 415 millones. Se incluyen iniciativas como el corredor vasco del hidrógeno-BH2C. El Hub industrial y tecnológico de eólica flotante. La infraestructura 'offshore' para el ensayo y desarrollo tecnológico de energías renovables. El plan de actuación para el desarrollo eólico en Euskadi 2025, con Aixeindar, o la planta solar fotovoltaica de Ekienea.

Movilidad sostenible. Esta área estratégica incluye proyectos inversores que suman la importante cuantía de 2.377 millones de euros para los que el programa del Ejecutivo vasco espera una aportación de fondos europeos por unos 941 millones de euros. Se encuentran iniciativas como Basquevolt Gigafactory o las de Mubil, el Polo Mubil; Battery packs & Mubil: Fabrica de diseño y producción de baterías dirigida a sectores de alto crecimiento estratégico y Mubil: Polo industrial de recuperación de tierras raras y de fabricación de imanes permanentes a través de fabricación aditiva para vehículos eléctricos

Digitalizacion e innovación. Las iniciativas recogidas suponen un montante inversor de 2.240 millones de euros y una petición de fondos europeos de 1.189 millones. Contemplan, entre otros proyectos, la puesta en marcha de un nuevo Data Center en Euskadi, con 117 millones de euros de inversión prevista.

Habitat urbano. Este capítulo prevé inversiones de un total de 2.606 millones de euros, con 1.080 millones del fondo MRR europeo. Se recoge la aplicación de la Ley de Sostenibilidad Energética en las administraciones públicas vascas

Hábitat natural y prevención de desastres naturales. Los proyectos suman 1.340 millones de euros, con 675 millones de subvenciones europeas, e incluye una mejora de la resiliencia ante inundaciones.

Economía circular. Este apartado recoge proyectos por 1.050 millones de inversión, de ellos 492 millones europeos, e incluye, por ejemplo, el centro de almacenamiento y verificación de materiales secundarios procedentes de residuos no peligrosos.