Iberdrola se hace con el control del gigante australiano de las renovables

La eléctrica vasca dispone de dos semanas para reforzar su mayoría en Infigen tras superar el 50% del capital

07.08.2020 | 00:16
La australiana Infigen Energy cuenta con 670 MW de capacidad eólica instalada.

Iberdrola anunció ayer que ya tiene el control sobre más de la mitad del capital social de Infigen Energy, una de las principiales compañías renovables de Australia. La eléctrica vasca entra por la puerta grande en uno de los mercados más importantes para la energía verde y, tras lograr el primer objetivo, hacerse con una participación mayoritoria, dispondrá de otras dos semanas para reforzar esa posición.

En concreto, según informó al mercado bursátil australiano (ASX) Infigen, Iberdrola se ha convertido en el socio de referencia de la empresa, después de conseguir el visto bueno a su oferta del 52,75% de las acciones de la empresa. El plazo de aceptación de la oferta de Iberdrola, que valora el 100% de Infigen en 893 millones de dólares australianos (unos 552,8 millones de euros), expiraba precisamente hoy 7 de agosto, a las 14.00 horas en Euskadi, medianoche en el país oceánico. Pero no ha sido necesario agotar el plazo para superar el 50% del accioniariado.

De este modo y como consecuencia de esta nueva posición de la eléctrica vasca en la renovable australiana, y en base a la legislación del país, el proceso de oferta se prolonga automáticamente hasta el miércoles 19 de agosto, plazo en el que los accionistas que aún mantengan títulos de Infigen Energy podrán seguir acogiéndose a la oferta de Iberdrola. Una circunstancia que seguirá produciéndose debido a la operación cuenta con el visto bueno del consejo de la multinacional de las antípodas.

iberdrola gana la 'guerra' de opa
 

La energética vizcaina podrá ahora nombrar a la mayoría de los miembros del consejo de Infigen Energy, "sujeto a que haya dos independientes", hasta que Iberdrola adquiera todas las acciones del grupo, como es su intención.

Asimismo, el consejo de la empresa australiana, una vez más, llamó ayer a los accionistas de la compañía a aceptar la oferta de 0,92 dólares australianos (0,56 euros) lanzada desde la compañía con sede en Bilbao. De esta manera, el grupo presidido por Ignacio Sánchez Galán da un golpe definitivo en la batalla que ha mantenido con UAC Energy Holdings (UAC), sociedad controlada por el grupo filipino Ayala, por hacerse con Infigen Energy.

De hecho, la pasada semana UAC realizó su movimiento definitivo, elevando su participación hasta casi el 20% del capital de Infigen Energy, y fue consciente del fracaso de su oferta y de que perdía cualquier posibilidad de hacerse con el control.

En esta guerra de OPA, Iberdrola ha contado desde el principio con el respaldo de los fondos The Children's Investment Master Fund y CIFF Capital UK LP (TCI Funds), accionistas de referencia de Infigen que respaldaron la oferta de la vasca, que llegó a mejorar su oferta inicial a mediados de junio. Sobre el tablero de juego está una de las principales carteras de proyectos renovables de Oceanía e Iberdrola ha apostado fuerte.

La eléctrica vizcaina incorpora así Infigen a su gran portfolio de energía verde, que al cierre del primer semestre alcanzaba los 58.000 MW, fundamentalmente en Europa y en América, y refuerza su liderazgo mundial.

Infigen es titular de instalaciones de generación eólica terrestre con una capacidad instalada de 670 megavatios (MW), 268 MW de activos de generación convencional y almacenamiento de energía de respaldo (firming), la producción de 246 MW de capacidad de generación renovable propiedad de terceros adquirida en firme mediante contratos de compraventa de energía y una cartera de proyectos eólicos y solares en distintas fases de desarrollo por una capacidad total superior a 1 gigavatio (GW).

En noviembre del año pasado, Iberdrola decidió desembarcar en el mercado australiano con la construcción de un proyecto híbrido solar y eólico con una capacidad de 320 MW, cuya inversión ascenderá a unos 500 millones de dólares australianos (unos 310 millones de euros).

Esa punta de lanza se ve ahora reforzada en un contexto económico complicado a nivel por el impacto de la crisis económica del coronavirus. La transición energética sigue estando en la agenda de los estados e incluso se ha acelerado a causa de la pandemia y la necesidad de buscar fórmulas de crecimiento más sostenibles. Iberdrola, pionera en la producción de energía verde, está posicionada en primera línea de ese desarrollo y entra con fuerza en el último gran mercado que le quedaba por explorar. Desde el lanzamiento de la OPA, y a pesar del covid, la eléctrica vasca se ha revalorizado más de un 6,5% en un Ibex que ha caído más de un 7% en ese periodo. Infigen se ha disparado un 50% en la bolsa australiana.

la participación

53%

Iberdrola anunció ayer que ya controla el 52,75% del capital de Infigen y tiene de plazo hasta el próximo 19 de agosto para ganar posiciones en la compañía.