CIE se dispara en Bolsa tras crecer por encima del sector

El grupo vasco prevé aumentar las ventas de 3.000 a 4 .000 millones en 2020

09.02.2020 | 02:38
Jesús María Herrera, Antón Pradera y Mikel Barandiaran ayer en la junta de CIE.Foto: Oskar González

BILBAO - La compañía vasca CIE Automotive, todo un referente de la industria internacionalizada de Euskadi, sigue su trayectoria positiva de crecimiento y prevé alcanzar una facturación cercana a los 4.000 millones de euros en 2020, frente a los 3.000 millones de 2018, CIE anunció ayer el lanzamiento de un nuevo Plan Estratégico (2020-2025), una vez que ha cumplido un año antes de lo previsto los objetivos del actual plan. La empresa liderada por Antón Pradera ha logrado duplicar el beneficio en los tres últimos años. Algo que la Bolsa valoró ayer al subir un 6,6% hasta los 25,3 euros por acción.

CIE Automotive, -que está creciendo por encima de la media del mercado del automóvil mundial, en concreto en 2018 lo hizo un 10% en un mercado que bajó un 1%-, contempla efectuar en el marco del nuevo plan estratégico la adquisición de nuevas compañías con presencia internacional, tal como ha hecho con la compra del fabricante de techos solares para automóviles Inteva por 670 millones de euros.

La compañía vasca está teniendo un crecimiento meteórico en los últimos años teniendo en cuenta que trabaja en un sector industrial tradicional como el del automóvil hasta el punto que la empresa cuenta ya con 23.273 empleados, de los que "sólo un 10%" están en el Estado español.

Su nueva estrategia de crecimiento se basará, según señalaron ayer en su junta de accionistas, sus máximos responsables, el presidente, Antón Pradera, y el consejero delegado, Jesús María Herrera, en una apuesta creciente por el área de confort del automóvil. Entre ellos, los techos solares, un segmento que no cambiará con la transición hacia el coche eléctrico y que ya aporta casi mil millones de facturación, y por el mercado de India, un país con un enorme potencial de crecimiento futuro.

La buena marcha de la compañía se ha visto refrendada por los resultados del primer trimestre del año que, pese a una cierta desaceleración de la economía mundial y del sector de automoción, han crecido un 15%, con un beneficio neto de 72,6 millones y unas ventas de 812 millones de euros, un 6% más.

Los dirigentes de CIE Automotive resaltaron la "exitosa" evolución de la compañía, pese al estancamiento coyuntural del sector.

Pradera reconoció que se constata una "cierta deceleración" en el sector que, a su juicio, también tiene que ver con "determinadas informaciones" sobre los cambios tecnológicos en el sector del automóvil, unos cambios, que, según resaltó el presidente de CIE, "no son tan fáciles" de hacer de un día para otro y que, "queramos o no, se realizarán a los largo del tiempo".

Pradera quitó hierro a los hipotéticos efectos negativos de la guerra comercial entre EE.UU. y China, y afirmó que a fecha de hoy en CIE Automotive que no se ven afectados por dicha situación, algo que se refleja en la evolución positiva del negocio, y valoró los "mensajes negativos" que se están dando en el sector como "pequeñas olas" que no les va a hacer "variar mucho el rumbo", por lo que confía en seguir "ofreciendo buenas noticias a los accionistas".

De hecho, reiteró Pradera, el comportamiento de CIE sigue creciendo y presenta unos números "estupendos" y "sorprendentemente positivos" teniendo en cuenta la situación de los mercados.

Resultados trimestre

La cifra

+15%