Desde Corporación Mondragon a Gestamp

Los grandes grupos industriales vascos subieron ventas en 2018

La amplia presencia internacional de Gestamp, CIE, CAF, ITP, Vidrala... ayuda a su evolución

09.02.2020 | 01:21
La dimensión es importante para competir señalan los directivos de empresas como Gestamp.Foto: J. Lazkano

La amplia presencia internacional de Gestamp, CIE, CAF, ITP, Vidrala... ayuda a su evolución

BILBAO - La mayoría de los principales grupos industriales vascos, desde Corporación Mondragon a Gestamp, pasando por CIE Automotive, ITP Aero, Vidrala, CAF o Tubacex, aumentaron sus ventas el pasado año gracias, en buena parte, a su notable presencia en los mercados internacionales donde concentran gran parte de su facturación, y mercados en los que siguen creciendo como se demuestra, por ejemplo, con los últimos datos del mayor grupo empresarial de Euskadi, como es Mondragon, cuyas ventas en el exterior aumentaron un 5,4% el pasado año, por encima del crecimiento medio de la economía mundial del 3,7%, según la estimación del FMI.

El grupo del sector de automoción Gestamp es la primera compañía industrial vasca en el exterior con unas ventas en los mercados internacionales del orden de los 6.930 millones de euros en 2018, tras contabilizar un aumento del 2,6%. La compañía controlada por la familia Riberas facturó en total 8.547 millones de euros, un 4,2% de incremento con respecto a los 8.200 millones del precedente 2017 pese a que la última parte del año las incertidumbres sobre el mercado de automoción en Europa, principalmente, y la desaceleración económica mundial frenaron las ventas de coches.

Otro de los importantes grupos industriales vascos ligado al automóvil, CIE Automotive, también mejoró su facturación en el último ejercicio. La compañía presidida por Antón Pradera elevó sus ventas globales hasta los 3.029 millones de euros tras sumar un incremento de casi el 7%.

El fabricante de material ferroviario CAF, que el pasado ejercicio concentró casi el 90% de sus ventas en los mercados internacionales, aumentó su facturación un 38% hasta sumar 2.048 millones de euros.

Misma línea positiva registró la compañía vasca del sector aeronáutico ITP Aero. La empresa controlada por el grupo británico Rolls& Royce, alcanzó una cifra de negocios del orden de los 880 millones de euros en 2018 lo que representó un aumento del 6% frente al periodo comparable anterior.

Las empresas vascas del sector siderúrgico cotizadas en Bolsa también evolucionaron positivamente en sus ventas. El fabricante vasco de tubos de acero inoxidable sin soldadura Tubacex cerró 2018 con unas ventas de 677 millones de euros, un 38% de crecimiento, fruto tanto de la mayor actividad como de la recuperación de los precios de los tubos en los mercados internacionales de la mano de la mayor actividad del sector petrolero.

Tubos Reunidos, pese a sus dificultades, también logró mejorar los números en el capítulo de ventas. La facturación de la compañía sumó 342 millones de euros, un 10% más, aunque ello no evitó que cerrase el año con números rojos en su cuenta de resultados.

El fabricante de envases de vidrio, Vidrala, se benefició de su mayor presencia internacional con la incorporación de la portuguesa Santos Barosa. En total, la firma de Laudio contabilizó unas ventas de 955 millones de euros en 2018, un 16% más que en el ejercicio anterior.

Solo Siemens Gamesa, entre las grandes empresas industriales vascas, vio caer sus ventas en el ejercicio 2018 fruto de su peculiar situación tras la fusión. Sus 9.122 millones de euros, fueron un 17% inferiores.

Este esfuerzo de las empresas industriales vascas en los mercados internacionales se han acentuado desde la crisis de 2008 hasta el punto de que en el pasado año se batieron todos los récords de exportaciones de la CAV hasta alcanzar una cifra histórica de casi 25.500 millones de euros, un 6,8% de crecimiento, una tasa también superior a la del crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) mundial.