Dos aplazamientos en Liga Femenina

debía empezar hoy, pero varios positivos impiden la disputa del al qazeres-araski y el promete-zamora

18.09.2020 | 01:21
Rosó Buch estuvo brillante en los momentos calientes del partido.

bilbao – La Liga Femenina debía comenzar hoy con dos partidos, Al Qazeres-Araski y Promete-Zamora, pero ambos han sido aplazados por la Federación Española debido a "la heterogeneidad de resultados en las pruebas médicas realizadas a los equipos". En concreto, se han detectado casos positivos en el conjunto gasteiztarra, en cuya plantilla han aparecido dos positivos esta semana y permanece aislada hasta la realización de nuevos test, y en el zamorano, que espera los resultados de los nuevos PCR tras la detección de un caso positivo esta semana. Aunque las personas afectadas se encuentran en buen estado de salud, las dudas y los largos desplazamientos han aconsejado los aplazamientos, que pueden ser habituales esta temporada si se siguen las pautas marcadas en el protocolo que el CSD aprobó la semana pasada para las competiciones consideradas como no profesionales.

De esas dificultades son conscientes las jugadoras, según dejaron claro en la presentación de la Liga Femenina que se realizó de forma virtual. Ellas esperan que la pandemia vaya remitiendo y permite el normal desarrollo de la temporada tras un verano en el que parecía que el nivel de la competición se iba a resentir por los efectos económicos de la misma, pero ha ocurrido lo contrario. Rosó Buch, jugadora del Lointek Gernika Bizkaia, admite que "son tiempos complicados, pero la liga está apostando fuerte y espero que el covid-19 no afecte demasiado. Nosotras lo que intentaremos es que la gente y los patrocinadores sigan apostando por nosotras".

En el mismo sentido se manifiesta Laia Palau, que a sus 41 años quiere seguir disfrutando del baloncesto en el Uni Girona y en una liga que "va a ser muy competitiva e igualada, cada partido va a tener algo". La veterana base internacional considera "fascinante el crecimiento del baloncesto femenino. Hay proyectos muy interesantes ahora mismo en la liga, en general me parece un gran momento para apostar por el baloncesto femenino y por la mujer en el deporte". Palau reconoce que le daba "miedo esta crisis porque afecta a las estructuras más débiles, pero parece que este año seguimos para adelante".