Mirandés 2-0 Amorebieta

Derrota con sello de Lezama

Iñigo Vicente e Imanol García, cedidos por el Athletic en el Mirandés, se reivindican con sendos goles para superar en Anduva a un Amorebieta (2-0) voluntarioso, pero carente de puntería

23.08.2021 | 22:31
Iker Seguín se retira cabizbajo al término del partido en Anduva

La visita al Mirandés no sirvió para que el Amorebieta estrenara su casillero de puntos en LaLiga SmartBank, donde los zornotzarras mordieron el polvo por 2-0 con dos jugadores del Athletic cedidos al cuadro rojillo como verdugos. Iñigo Vicente e Imanol García, soberbios, se vistieron de goleadores en un disputado e intenso encuentro en el que los azules lo intentaron de principio a fin y tuvieron suficientes oportunidades para marcar, pero no lo hicieron y repitieron el resultado adverso firmado en Girona en el debut en la competición.

Solo dos caras nuevas introdujo en la alineación Iñigo Vélez, quien dio continuidad al bloque que salió de inicio en Montilivi. Markel Lozano e Iñigo Orozko, titulares en detrimento de Mikel Álvaro e Iker Unzueta, fueron los únicos aspirantes al once inicial que tuvieron premio en Anduva, donde el plan a seguir pasaba por repetir la imagen ofrecida en el estreno en la competición minimizando los errores propios. Los desajustes, sin embargo, se sucedieron en el costado derecho de la defensa, por donde volcó su juego un Mirandés que percutió una y otra vez por una banda izquierda con el sello de Lezama. El infatigable Imanol García y un iluminado Iñigo Vicente, imparables, se asociaron a las mil maravillas para comandar las acometidas locales y marcar las diferencias.

Antes de que llegaran los goles en la segunda mitad, las primeras ocasiones de los locales no tardaron en llegar por la zona de acción de ambos. Primero con un disparo de Álex López desde la frontal tras fabulosa combinación entre Imanol y Vicente y, en el minuto 15, con una jugada individual del atacante derioztarra que acabó en un forzado despeje de Santamaría después de que el 10 del Mirandés ganara línea de fondo y buscara sin éxito el pase de la muerte. Sufrió de lo lindo en defensa Olaetxea para cerrar su sector, si bien las dos mejores oportunidades del Amorebieta en el primer acto también pasaron por sus botas con un disparo desde dentro del área y un envenenado centro lateral que desvió con apuros Lizoain sin que Ozkoidi acertara a embocar en el rechace.

En pleno intercambio de golpes probaron suerte también Guruzeta y, hasta en tres ocasiones, un incisivo Álvaro Peña, del mismo modo que Simón, Álex López y Oriol Rey llamaron a la puerta del gol por parte del Mirandés. Cualquiera pudo marcar, el empate parecía abocado a romperse más pronto que tarde, pero los dos equipos enfilaron el camino hacia los vestuarios con el 0-0 en el electrónico.


MISMA PELÍCULA

Como ocurrió en Girona, los de Iñigo Vélez encararon la segunda mitad con unas tablas en el luminoso que, de nuevo, duraron poco en pasar a mejor vida. Amenazó Gelabert en el minuto 48 y golpeó con contundencia, truco de magia mediante, un brillante Iñigo Vicente en el 52. El de Derio, mediante un exquisito control con el exterior para amortiguar un envío lejano, se perfiló con su pierna derecha y disparó desde fuera del área al palo corto sorprendiendo a Santamaría, cuya estirada resultó en balde. Tras completar una temporada en blanco en el Athletic al no contar con la confianza de Gaizka Gairtano, ni Marcelino García Toral, celebró el tanto con suma rabia Vicente, a quien Santamaría negó minutos después un segundo gol por partida doble. Agigantó su figura bajo los palos el navarro, quien con otra gran intervención en un mano a mano con Gelabert salvó a un Amorebieta falto de puntería por segunda jornada consecutiva. Instantes antes, sin ir más lejos, Álvaro Peña y el recién incorporado Unzueta tuvieron el empate. Especialmente clamorosa fue la ocasión que tuvo en el minuto 66 el delantero vizcaino, impreciso en su vis a vis con Lizoain.

No se vino abajo pese a ello el conjunto azul, que buscó el empate con ahínco y volvió a merodear el gol a seis minutos del final con un nuevo intento de Unzueta, desacertado de nuevo en la finalización para lamento propio y colectivo, pues en la prolongación llegó el definitivo 2-0. Lo firmó Imanol con un escorado lanzamiento de falta que se introdujo directamente en la portería del Amorebieta, derrotado en Anduva con dos goles marca de Lezama.

LA FICHA DEL PARTIDO:

MIRANDÉS: Lizoain; Carreira (Min. 87, Arroyo), Odei, Capellini, Imanol, Oriol Rey, Álex López (Min. 87, Letic), Meseguer, Gelabert (Min. 76, Rementeria), Iñigo Vicente (Min. 76, Hassan) y Simón (Min. 83, Brugué).
AMOREBIETA: Santamaría; Olaetxea, Luengo, Arregi, Irazabal, Ozkoidi (Min. 80, Seguín), Larru, Álvaro Peña (Min. 76, Etxaburu), Markel Lozano (Min. 61, Iker Bilbao), Orozko (Min. 80, Obieta) y Guruzeta (Min. 61, Unzueta).
GOLES: 1-0: Min. 53; Iñigo Vicente. 2-0: Min. 90; Imanol García.
ÁRBITRO: Iván Caparrós Hernández (Comité valenciano). Por parte del Amorebieta vieron la cartulina amarilla Álvaro Peña (Min. 22) y Ozkoidi (Min. 69).
INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la segunda jornada de LaLiga SmartBank disputado en Anduva. Se guardó un minuto de silencio antes del inicio del encuentro en memoria de los abonados del Mirandés fallecidos durante la pandemia.

noticias de deia