España comienza el Europeo con goleada

La selección estatal gana a Letonia en un duelo más difícil de lo que refleja el marcador

10.01.2020 | 06:21
La defensa española trata de frenar a Kristopans.

ESPAÑA: Corrales; Solé (4, 2p), Maqueda (1), Gedeón Guardiola (1), Dani Dujshebaev (1), Raúl Entrerríos (3) y Ariño (1) -equipo inicial- Pérez de Vargas (1), Aleix Gómez (4, 1p), Dujshebaev (3), Sarmiento (2), Cañellas (3), A. Fernández (5), Aginagalde (2), Figueras (1) y Morros (1).

LETONIA: Kuksa; Strazdins (1), Kristopans (7), Versakovs (3, 1p), Jurdzs (5), Kreicbergs (2) y Dude (3) -equipo inicial- Purins (ps), Arajs, Ermanis, Lilienfelds, Politers, Klesniks, Leja (1), Tuminskis y Pavlovics.

Parciales: 0-1, 2-4, 5-6, 8-8, 11-9 y 14-11 (Descanso) 17-13, 19-16, 21-16, 26-17, 26-19 y 33-22 (Final).

Árbitro: Mortensen y Kirkholm Madsen (DEN). Expulsaron con tarjeta roja directa a los españoles Jorge Maqueda (m.25) y Viran Morros (m.32). Excluyó a Dude, Jurdzs (2), Klesniks y Kreicbergs,por Letonia.

Incidencias: Primera jornada del grupo C de la primera fase del Europeo disputada en el Spektrum de Trindheim (Noruega) ante 4.524 espectadores.

bilbao - La selección estatal de balonmano comenzó el Europeo de Austria, Noruega y Suecia de forma inmejorable. Con una goleada y muy pocas dudas. Letonia, uno de los rivales más sencillos de esta primera fase, no lo puso fácil a pesar del resultado. Salió con ganas de dar la sorpresa, con hambre de los dos puntos. Con frescura y sin nada que perder. Así, la primera mitad fue complicada, equilibrada. Tanto que, a pesar de que los de Jordi Ribera siempre fueron por encima en el marcador, en ningún momento llegaron a marcharse con holgura. De hecho, los tres tantos por encima con los que el encuentro se fue al descanso fueron la máxima diferencia en los primeros 30 minutos. Sin embargo, la segunda mitad fue otra cosa. Otro mundo. Los Hispanos se pusieron las pilas ante la mejor versión de Letonia. Trabajaron desde la defensa para mejorar los números en ataque. Se pusieron las pilas en las estadísticas y, con un rendimiento creciente, la selección española de balonmano firmó una goleada con la que debuta, de forma inmejorable, en un Europeo en el que defiende título.

Lastrada por las dos tarjetas rojas a Jorge Maqueda y Viran Morros, la defensa de la selección estatal de balonmano quedó muy trastocada. Ambos son la muralla española. La zaga que se proclamó campeona estatal en el anterior Europeo de Croacia. Pero, a pesar de sus expulsiones, los de Ribera salieron adelante. Es más, se vinieron arriba. Mejoraron. España supo adaptarse a su ausencia, varió su defensa. Solucionó ambos problemas. Plantearon de nuevo el partido, que hasta entonces estaba muy igualado, y salieron victoriosos. Los Hispanos se pusieron el mono de trabajo. Sudaron. Ayudaron. Crecieron. Volvieron a los orígenes y evolucionaron. Provocaron numerosas pérdidas letonas y echaron por patas. Tiraron de piernas para correr, marcar y mejorar las diferencias en el marcador. Así fue como la selección estatal se fue alejando en el marcador. Pero el rival no se conformó. Intentó igualar. Intentó la épica. Lo que degeneró en espacios, en oportunidades, que España aprovechó para terminar el partido más 11.

mañana, alemania Así, la selección estatal comenzó la defensa del título continental de la mejor forma posible, con una victoria holgada y sus señas de identidad intactas. Sin embargo, los de Jordi Ribera saben que Letonia era un rival sencillo en este grupo de la primera fase. La primera prueba a pesar de su fortaleza física. Por eso, mañana les espera Alemania (18.15 horas), el orco de un grupo en el que también está los Países Bajos (lunes, 20.30 horas). La selección germana quiere ser el oponente que le arrebate a los Hispanos su puesto en las lejanas semifinales. Por eso, es mañana cuando España deberá sacar todo su nivel competitivo, porque Alemania será su termómetro oficial. El testeador que determinará si los de Ribera son candidatos a reeditar el título Europeo o, si por el contrario, juegan en otra liga. - N. Marcos