'Las aventuras de Txano y Óscar', la saga infantil que surgió de una vuelta al mundo

Con más de 400.000 descargas solo de su primera entrega, 'Las aventuras de Txano y Óscar', ideadas por el donostiarra Julio Santos en pleno desierto de Chile, se han convertido en todo un éxito literario tras el confinamiento

30.08.2020 | 00:24
El escritor Julio Santos, con la primera entrega de la saga infantil. Fotos: DEIA

AL donostiarra Julio Santos se le "cruzó" un día por la cabeza un cambio y pensó en dejarlo todo y recorrer el mundo junto a su familia. Lo que no se imaginaba era que de esta aventura de tres años regresaría con dos personajes para una historia infantil. "En Sudamérica, en la Ruta 25, en medio de la nada, me vinieron y ya no me los pude quitar de encima", recuerda. Siete años después, Las aventuras de Txano y Óscar –como se llaman las creaciones– se han convertido en una de las sagas más leídas entre los más pequeños, con cifras que incluso se multiplicaron durante el confinamiento.

¿Quién iba a decir que uno de los mayores éxitos juveniles surgiría de una autocaravana? "Nunca había pensado en algo así, pero escribí la historia y a mis hijos les gustó. Hice otras dos y les encantaron, así que vi que podían publicarse y gustar a más personas", cuenta este informático que un día se atrevió a decirle a su mujer un plan que llevaba tiempo rondando su cabeza: dejarlo todo para irse a recorrer el mundo. "Sorprendentemente me dijo que sí, así que durante todo un año planificamos qué iba a pasar con el trabajo, el dinero, el colegio... y nos fuimos", relata.

Así, en octubre de 2013 dieron inicio a una aventura de tres años. El primero de ellos dedicado a Europa; el segundo, a Sudamérica, y el tercero, a Norteamérica, aunque este último tuvo que ser modificado por causas familiares y se redujo a España y Portugal. Fue en el segundo año de viaje cuando Santos se cruzó con Txano y Óscar. Concretamente, el encuentro tuvo lugar en la carretera 25 de Chile, en un desierto en medio de la nada. "Me vinieron a la cabeza los dos personajes, sus nombres y cómo tenían que ser. Retuve todo lo que pude de ellos mientras conducía y en cuanto paramos cogí el ordenador y empecé a desarrollarlos", rememora.

'Los cinco' y 'Los HOLLIster'

Este donostiarra se imaginó una colección juvenil protagonizada por dos hermanos mellizos que sufrían divertidas aventuras inspiradas en Los Cinco y Los Hollister, sus referentes en la infancia. No obstante, todavía le quedaba lo más complicado por conseguir: una buena historia. Esta llegaría en otro lugar insospechado, San Pedro de Atacama, un pueblo situado en una meseta árida de los Andes. "En medio de la nada", Santos descubrió un museo de meteoritos y averiguó que ese desierto es el mejor para encontrar aerolitos. "Aluciné tanto que tuve claro que la primera historia iría sobre un meteorito", explica.

Entonces, llegó todo un proceso para hacer realidad la saga. En primer lugar, envió la historia a su cuñada, Patricia Pérez, quien aceptó ilustrarla mientras él continuaba con su vuelta al mundo. Una vez tuvieron el primer libro, La piedra verde, "aprendieron a publicarlo". En 2017 llevaron a cabo un crowdfunding que funcionó muy bien y un año después consiguieron un acuerdo con Elkar para su distribución. Txano y Óscar habían saltado del desierto chileno hasta Euskadi.

Primera entrega gratis

De 'on line' al papel "Está siendo un año muy bueno"

Desde el primer momento, Las aventuras de Txano y Óscar tuvieron una gran acogida y la saga ya consta de seis números, a los que en diciembre se le sumará uno más. De hecho, la recepción está siendo tan positiva, que uno de los personajes secundarios, Sara-Li, tendrá su propio spin-off próximamente. Además, la primera de las aventuras está disponible para ser descargada gratis en la página web txanoyoscar.com, lo que propició que muchísima gente se interesara por estos dos personajes durante el confinamiento. Esta entrega ya ha superado las 400.000 descargas. "Aunque está siendo un año muy raro para todos, para nosotros está siendo bueno. Gracias a que mucha gente ha conocido la saga descargando on line la aventura, ahora se han animado a comprar los libros en papel", cuenta Santos.

Ni siquiera un mercado vasco cada vez más saturado de ficciones infantiles similares –Onin, Kanide...– puede con este boom. "Está bien que estemos varios autores con sagas parecidas y tengamos una competencia sana. Lo más importante es que se fomente la lectura entre los chavales", añade el escritor guipuzcoano, quien cree que cada vez es más complicado que los niños lean: "Si conseguimos sacarles quince o veinte minutos al día para que lean nuestras historias, conseguiremos engancharles".

El viaje que realizó este donostiarra y su familia parece no tener fin y ya planean por su cabeza nuevas historias con las que prolongar la saga literaria, aunque "cada vez cuestan algo más sacarlas". Para lo que no tiene tiempo es para contar precisamente la odisea que realizaron durante tres años. Santos tiene escrito el libro sobre la ruta, pero le falta tiempo para maquetarlo, corregirlo y publicarlo. "Es una asignatura pendiente. Afortunadamente, Txano y Óscar me quitan demasiado tiempo", concluye con una sonrisa.

"Me vinieron a la cabeza los personajes y cómo tenían que ser mientras conducía por Chile"

 

"Si conseguimos sacarles quince minutos al día a los niños para que lean, podremos engancharles"

Julio SANTOS

Autor de 'Las aventuras de Txano y Óscar'