El callejón de las botxerías

Un brindis por la maldición rota

09.02.2020 | 15:47

LA idea de mezclar cerveza con zumo de limón surgió en Alemania en los años 20 del pasado siglo, donde los ciclistas popularizaron este tipo de mezcla para calmar su sed. Allí se acuñó el término radler para este tipo de cerveza; sin embargo, aunque se conoce y reconoce, no se suele utilizar ese término en Euskadi. Aquí, si alguien quiere una cerveza con limón, pide una pika y santas pascuas. Viene al caso la reflexión, habida cuenta el maridaje vivido ayer, cuando Santutxu Bai Batzokia conmemoró su segundo aniversario con Asier López al frente, aprovechando la circunstancia para presentar la cerveza german ale + limón que lleva por nombre La Salve Pika, una bebida que hermana con el batzoki en su filosofía: trabajar con la idea de abastecerse en el tan celebrado kilómetro cero, con productores y abastecedores locales, lo más cercanos posibles. No en vano, Eduardo Saiz Lekue, embajador de La Salve, asegura que los limones que dan frescura a la bebida son recolectados en las inmediaciones. Fue una bella historia de amistad la vivida ayer en la calle Resurrección María de Azkue.

Amen de los dos patriarcas ya citados, a la cita acudió buena parte de la clientela habitual, un punto sorprendida al comprobar que parece rota la maldición. No en vano, en los últimos tiempos la gestión del batzoki de Santutxu fue pasando de mano en mano de dos en dos años. Asier lo recordaba ayer en el discurso de agradecimientos. "No queremos superar los dos años", dijo. "Hemos venido para estar muchos años más" ¡Plas, plas, plas! Estallaron los aplausos. Se sumaron a la celebración Haizea Mediavilla, Ainara Saldaña, el cocinero Kevin Martínez, Nekane Alonso, Amaia Arregi, Esmeralda Herlo, Beatriz Marcos, Begoña de la Cruz, Jon Ander Altamira, Amaia Ibernia, Ana Salazar, Zigor Apodaka; los jóvenes José Luis González, Jone Larrazabal y Álvaro Herrero y otra buena gente que disfrutó del encuentro en la terraza del batzoki, a plena luz del sol de media tarde.

Sonaba la música de un dj entregado y pestañeaban las luces de colores para darle a la fiesta, perdón por la antigualla del lenguaje, un aire de guateque. A la cita tampoco faltaron Alejandro Olabarria, Gontzal Azkoitia, Aitor Agirre, Matxalen Iturriaga, Alazne Martin, Jokin Rodríguez y otra buen gente de paso que fue sumándose al festejo. La cocina de Santutxi Bai Batzokia echaba humo y todo eran parabienes para sus excelencias mientras Asier repetía que trabajaba todo con producto local. Aprovechó par invitar a los presentes a que hagan lo propio, a que miren con ojos de deseo a los comercios de Santutxu. Le aplaudieron Carlos Apaolaza, Cristina Martín, Amaia Fernández, Lola Chávarri, Javier Pérez, Fátima Egia, Mari Carmen Sarasol, Iñaki Odriozola y un puñado de amigos de la casa, paseantes sorprendidos o vecinos que se dieron de bruces con la celebración y bajaron para desearles larga vida.

noticias de deia