XIV Laboral Kutxa DEIA Hemendik Sariak

La fuerza de una gran comarca

16.10.2021 | 00:28

El Zornotza Aretoa acogerá el próximo miércoles, a las 18.30 horas, a los premiados en la XIV Laboral Kutxa DEIA Hemendik Sariak de Durangaldea: personas, asociaciones y entidades convertidas en ejemplo de trabajo y dedicación

EN plena recuperación y con las secuelas de lo que ha supuesto una pandemia mundial, el Zornotza Aretoa acogerá el jueves (18.30 horas) la entrega de los XIV Laboral Kutxa DEIA Hemendik Sariak. Un año más, se pretende ensalzar el trabajo realizado por un amplio número de personas, asociaciones y entidades que trabajan día a día con el propósito de que Durangaldea sea referente en Bizkaia. En la gala, conducida por el durangarra Alain Salterain, se repartirán ocho reconocimientos.

Por cortesía con el pueblo anfitrión destacar el primer premio que será para la Sociedad Deportiva Amorebieta. Histórico lo que consiguieron el pasado 22 de mayo los hombres de Iñigo Vélez de Mendizabal. Contra todo pronóstico y absoluto merecimiento, los azules superaron al Badajoz en el Nuevo Vivero y se convirtieron en equipo de Segunda División. Una localidad de 19.500 habitantes, ha logrado la machada de dar el salto al fútbol profesional. Sangre, sudor y lagrimas. Así lo han conseguido los azules. Disputando sus partidos como local en Lezama, la Sociedad Deportiva Amorebieta está compitiendo a gran nivel con el propósito de mantenerse en LaLiga SmartBank. La presencia de muchos clubes que históricamente han jugado en Primera División dejan de manifiesto lo complicado del reto, pero el Amorebieta ya sabe lo que es ganar en la presente temporada a la UD Almería o empatar con el Eibar.

Fundada 1925, durante las primeras décadas de su historia, disputó competiciones locales vizcainas. En esos inicios, destacada fue su actuación en 1944, cuando se proclamó subcampeón de Bizkaia de Aficionados y se alzó con la Copa Vizcaya. La mayor estrella surgida de sus filas fue el portero zornotzarra Carmelo Cedrún, que comenzó jugando en el equipo de su pueblo durante la temporada 1949-50 para fichar con posterioridad por el Athletic Club, donde permaneció 15 temporadas y llegó a ser internacional.

En 1962, la SDA logró por primera vez ascender a Categoría Nacional tras eliminar en la promoción de ascenso a los cántabros de la SD Barreda Balompié y a la SD Deusto. La temporada de su debut en la categoría fueron terceros quedándose a un punto de disputar la promoción de ascenso a Segunda División. Además, ese año fueron campeones de Bizkaia de Aficionados, lo que les valió disputar el Campeonato de España. Llegó hasta semifinales, donde cayó ante el Real Madrid Aficionado, que tenía en su plantel jugadores como Ramón Moreno Grosso, Velázquez o De Felipe.

Desde el ascenso de 1962, el Amorebieta se mantuvo en Tercera hasta 1968. Esa temporada, una reestructuración de la categoría le mando a categoría regional a pesar de haber sido 12º de 16. Tuvo que esperar hasta 1981 para retornar a Tercera División. Fue tras quedar segundo en la Regional Preferente vizcaina y eliminar al Mondragón CF en la promoción de ascenso.

Desde 1981 hasta 2011, la SDA juega ininterrumpidamente en Tercera División, siendo el club decano del grupo vasco de la categoría. Cuando se cumplía una década de su ascenso a Segunda División B, el Amorebieta ha escrito la página más gloriosa de su historia con el ascenso al fútbol profesional. Sin duda alguna, más que merecido este Hemendik Sariak.

Del deporte colectivo al individual para destacar la trayectoria del pelotari Ibai Zabala. El berriztarra disputó su último partido como profesional el pasado 17 de julio en el frontón de Amorebieta. Tras 13 campañas en la élite manista, el zaguero puso punto y final a su carrera con la empresa Baiko Pilota.

Fue el propio pelotari de Berriz, el pasado 11 de junio, quien desveló que se acababa su carrera deportiva profesional porque su empresa no le iba a prorrogar el contrato. Ibai Zabala debutó en Elorrio el 23 de mayo de 2008 y ha tenido una carrera sólida en la órbita de la Liga de Empresas, siendo finalista y campeón del Parejas de Segunda en 2009 y 2010, respectivamente; así como subcampeón del Manomanista de Segunda en 2014. Asimismo, fue titular en el Campeonato de Parejas de Primera de 2013, acompañando a Aimar Olaizola. El goizuetarra y el berriztarra alcanzaron la liguilla de semifinales. De todos estos años, Ibai se queda "con lo que te va a quedar después: los compañeros que has tenido. En lo deportivo uno siempre vive cosas bonitas, pero me quedo con las amistades que he hecho estos años en el frontón", aseguró agradecido el berriztarra.

En 2016 fue Pablo Berasaluze quien colgaba el gerriko tras 18 años de profesional. Ahora con el adiós de Ibai Zabala, Berriz se queda huérfano de pelotaris en la élite manomanista. "Desgraciadamente todo parece indicar que estaremos unos cuántos años así. Apenas hay críos en la escuela de pelota y el frontón está bastante parado. Es una pena porque hace veinte años Berriz estaba a tope de pelotazales", lamentó el zaguero.

Siguiendo con el deporte, mención especial también para la abadiñarra Silvia Trigueros que continúa exhibiendo una fortaleza física inhumana. Muestra de ello, el pasado mes de septiembre se convertía en la única mujer en ganar tres veces el Tor des Geants, prueba de los Alpes con un recorrido de 330 kilómetros y 24.000 metros de desnivel positivo.

Se trata de la tercera victoria consecutiva de abadiñarra en la megaultra por excelencia, lo que la convierte en la primera mujer en conseguir la triple corona del Tor. Antes solo lo había hecho otra persona, el también vencedor de esta undécima edición, Franco Collé.

Con un tiempo de 89 horas y 57 minutos, Silvia, más conocida como la mujer TOR, es leyenda del Tor des Geants. La corredora de 45 años comenzó a disputar carreras "de casualidad acompañando a un cuñado", reconoce. Fue en 2012 cuando completó la media maratón de Irun. "Como vivo en Abadiño y solía subir hasta Txakurzulo corriendo pues decidí acompañarle. Aunque sufrí mucho, me gustó y empecé a tomármelo en serio y participar en pruebas de distancia corta", narra sobre sus inicios.

Acostumbrada a ganar, Silvia siempre ha disfrutado de la montaña. Muestra de ello es que acostumbraba a dedicar las vacaciones a completar largas travesías de varias jornadas con su marido y amigos por los Alpes o Pirineos. "Si disponíamos de un mes, nos pasábamos prácticamente todo ese tiempo de refugio en refugio por los montes", recuerda con nostalgia la montañera. Fue a raíz del nacimiento de sus dos hijos, Markel y Eneko, cuando dejaron de realizar este tipo de salidas que implicaban pasar más tiempo fuera de casa.

Muy agradecida por este Hemendik Sariak, Silvia Trigueros asegura que "siempre es bonito que reconozcan los que haces y es un aliciente para seguir dando caña". Preguntada por nuevos retos deja muy claro que "hay muchas carreras por ahí que me apetece hacer, pero no descarto volver al Tor", asegura ambiciosa y con ganas de seguir coronando más cumbres.

De una mujer ganadora y fuerte a otra. La mallabitarra Karmele Gisasola lleva la pasión por el deporte rural en la sangre. A sus 27 años, Campeona I Pentatlón Femenino (2021) y es la actual campeona de Euskadi de levantamiento de piedra y de yunque. La afición le llega de familia y practica todo tipo de deporte rural vasco. Como hija de Zelai I, uno de los harrijasotzailes más míticos, Karmele también pertenece a la saga. Fue precisamente su aita la persona que le animó a dar el paso. "Cuando era pequeña no me atrevía a competir porque no veía a mujeres en las plazas. Mi hermano y mi primo sí que empezaron desde niños. A los 17 años mi padre me animó y empecé con mi prima", recordó satisfecha de la decisión tomada y agradecida con el reconocimiento.

El hecho de que los hombres han sido históricamente los únicos protagonistas del deporte rural vasco dificultaba la presencia de mujeres en las plazas. Con cariño y admiración también recordó cómo su abuela "levantaba piedras en casa, pero nunca salió a las plazas porque no estaba bien visto y se quedaba en casa; no tenía el derecho de salir a la plaza", lamentó la deportista insistiendo en que "no tenemos que olvidarnos de todas esas mujeres que, como mi amama, no tuvieron la oportunidad de salir a la plaza".

Tomándoselo en todo momento como un hobby, Karmele espera que aquella decisión que tomó hace más de una década pueda servir para animar a otras mujeres. En definitiva, que den el salto a la plaza y disfruten de los herri kirolak. Además, la mallabiarra no descarta enseñar a los más jóvenes cuando deje la competición y fomentar así el relevo generacional. "Todavía me veo bien y espero seguir acudiendo a las plazas y enseñar lo que puedo hacer. Todavía nos queda mucho camino por hacer, hay que seguir luchando y animando a las mujeres a que practiquen herri kirolak", zanjó Karmele Gisasola.

De Mallabia a Garai para premiar a otra persona muy ligada con el deporte. Ander Azpitarte fue uno de los impulsores de Garaiko Triatloi Taldea en 2011. Apasionado de la bicicleta desde crió, dejó Cafés Baqué en 2005, pero sigue participando en diferentes pruebas cada temporada.

Durante tres años, desde el club organizaron una exitosa prueba de triatlón donde se nadaba en Saturraran y que tuvieron que dejarla por los problemas con los que se encontraban con tráfico a la hora de organizarla. El club, manteniendo la licencia federativa de ciclismo, decidió dar un paso más y organizar una prueba de ciclocross en el municipio.

Con la experiencia de la primera edición, el próximo 27 de noviembre desde el conjunto garaitarra volverán a organizar una nueva carrera enmarcada dentro del calendario de la Federación Vasca y puntuable para la española. Esta vez además, con la novedad de que también los escolares podrán tomar parte en la jornada. "No hay cosa más bonita que un niño pueda mancharse de barro de arriba abajo y que en casa no le echen la bronca", aseguró entre risas Ander Azpitarte.

Reconociendo que "somos unos frikis del ciclismo", este grupo de amigos pretende ofrecer alternativas deportivas en el municipio y más aún, con el final de las restricciones. "Lo que queremos es que Garai tenga opciones deportivas ligadas con la bicicleta y que volvamos a darle vidilla al pueblo que han sido momentos muy duros para todos con la pandemia", comentó este garaitarra que recibirá un Hemendik Sariak por su labor voluntaria a la hora de impulsar pruebas ciclistas en la localidad.

Donación de médula 

Sin bajarse de la bicicleta ha estado un año entero el durangarra Mauri Imaz Bengoa para convertirse en Turkiolo. El superhéroe acaba de completar un reto de concienciación ciudadana sin precedentes. Subir todos los días a Urkiola en bicicleta para fomentar la donación de médula. "Turkiolo ha querido que los seres humanos nos demos cuenta de que, al igual que él necesita una recarga diaria, hay muchas personas enfermas que la necesitan. Para eso tenemos que donar, en vida, los superpoderes que tenemos en nuestra sangre: nuestras células madre", fue el mensaje que lanzó desde que arrancó su propósito.

El hecho de no haber montado en bicicleta nunca y que lo hacía a las 6.30 horas de la mañana para después arrancar su jornada laboral, engrandecen la hazaña lograda. Tras superar momentos muy duros con nevadas, granizo y mucho frío, el panorama siguió siendo más que complicado, a pesar de la llegada del buen tiempo. Y es que Turkiolo fue intervenido de la mano el pasado mes de junio y numerosos ascensos los llevó a cabo con el brazo derecho escayolado.

Además de subir más de 400 veces a Urkiola en un año, Turkiolo consiguió poner de acuerdo a toda la corporación municipal del Ayuntamiento de Durango. Lo hizo en la sesión plenaria de septiembre con su moción en la que solicitó a la administración local que Osakidetza autorice y facilite los trabajos para que el ambulatorio viejo se convierta en punto de registro de donantes de médula. "Facilitemos las cosas a toda esa gente que quiere salvar vidas y consigamos que Durango sea punto de donación. Quiero que les demos a los jóvenes de Durango la oportunidad de hacer historia y demostrar que si les das herramientas las utilizan convirtiéndose en ejemplo a nivel nacional para con los que lo necesitan", valoró optimista el durangarra.

Todos los partidos con representación en el Ayuntamiento de Durango, EH Bildu, Herriaren Eskubidea, PNV y PSE, votaron a favor de la moción. En el caso de que Osakidetza acepte dicha solicitud y el ambulatorio viejo se convierta en otro de los puntos de registro de donantes de médula en Bizkaia, "para Durango sería todo un orgullo conseguirlo y una gran oportunidad para seguir demostrando que somos un municipio solidario y concienciado con la donación de médula", defendió el superhéroe. El gesto de solidaridad humana de Turkiolo bien merece un Hemendik Sariak de este año.

"Ha sido duro subir a Urkiola en estas condiciones, pero es entonces cuando pienso en los niños enfermos que necesitan un donante de médula. Aquí, como en la enfermedad, lo que importa es el día de mañana. Lo que tenemos que tener muy claro es que todos tenemos una vacuna gratuita que son nuestras células madre y pueden salvar vidas", recordó el durangarra.

Otro reconocimiento irá a parar a manos de la iurretarra Begoña Urresti que estuvo impartiendo clases como profesora 43 años. "Si volvería a nacer, volvería a ejercer de maestra. Profesores dicen ahora; éramos maestros. Me olvidaba de todo cuando daba clase y durante 43 años he hecho lo que me ha gustado", reconoció orgullosa. Defendiendo que "nadie es profeta en su pueblo y yo no quería dar clase en Iurreta", Begoña tuvo de alumnos a los alcaldes Iñaki Azkuna y el exprimer edil de Iurreta José Martín Etxebarria, entre otros. Impartiendo clases sobre todo de matemáticas y ciencias, la maestra, a sus 90 años, está escribiendo un libro de poesía. "He sido muy buena en matemáticas y lo digo porque es verdad; los alumnos me entendían muy bien. Después me especialicé en ciencias con Joaquín Rueda y un jesuita en Deusto", repasó sobre su trayectoria.

En lo que a sus alumnos se refiere, economistas, ingenieros, médicos o pintores, entre otras profesiones, Begoña reconoce que le ilusiona cuando le paran en la calle y le recuerden aquellos buenos años vividos en las aulas. Jubilada desde los 62 años, la maestra ha viajado por toda Europa y cuando dejó la docencia visitó también Tailandia. Feliz con cada rato que pasa con su nieta Irantzu de dos años y ocho meses, a Begoña le ha gustado tomar parte en diferentes cursos de yoga, óleo, memoria o cocina. "Estoy muy contenta porque leo, escribo y la cabeza la tengo bien. Con 90 años no hay ninguna amama que lleve el pelo fucsia y azul como yo", se despidió derrochando energía y felicidad.

Por último, y no por ello menos importante, se premiará la trayectoria de la coral de Zaldibar. Inmersos en plena pandemia, el 30 de noviembre del año pasado celebraba su 75 aniversario. "No pudimos hacer absolutamente nada en una fecha tan señalada para nosotros. Esperemos que este año podamos recuperar poco a poco la actividad porque todavía no nos hemos podido reunir ni para ensayar", lamentó Antton Burgoa, secretario de la entidad zaldibartarra.

En la actualidad, la coral de Zaldibar cuenta con una veintena de integrantes. Se trata de un grupo mixto con misma representación de hombres y mujeres. Fundada en 1945, el proyecto surgió a raíz del coro parroquial y las ganas de un grupo de aficionados al canto de no únicamente entonar canciones religiosas, sino ampliar el repertorio.

Funcionando de manera ininterrumpida desde hace 75, la falta de relevo generacional preocupa. "No existe de momento. El más joven tendrá 60 años y esto es un mal que se da en todos los coros", reconoció con resignación Burgoa, que espera que poco a poco más gente se enganche a la coral.

PREMIOS

SDA. La Sociedad Deportiva Amorebieta ha conseguido la hazaña de ascender a Segunda División del fútbol estatal por primera vez en su historia.

Ibai Zabala. Pelotari berriztarra que dejaba el profesionalisnmo el pasado mes de julio tras 13 campañas en la élite manomanista.

Silvia Trigueros. Abadiñarra y única mujer en el mundo en ganar tres veces el Tor des Geants, prueba de los Alpes con un recorrido de 330 kilómetros y 24.000 metros de desnivel positivo.

Karmele Gisasola. Mallabiarra y una de las grandes referentes del deporte rural vasco.

Ander Azpitarte. Garaitarra que trabaja con sus amigos para que las pruebas deportivas en bicicleta sean protagonistas en el municipio.

'Turkiolo'. El durangarra Mauri Imaz ha subido todos días durante un año en bicicleta a Urkiola con el objetivo de fomentar la donación de médula.

Begoña Urresti. Profesora iurretarra durante más de sesenta año en la localidad.

Coral de Zaldibar. La entidad acaba de conmemorar su 75 aniversario.

El próximo miércoles 20 tendrá lugar la gala de los XIV Laboral Kutxa DEIA Hemendik sariak, a partir de las 18.30 horas en el Zornotza Aretoa.

La fundación de Garaiko Triatloi Taldea en 2011 fue decisiva para que la bicicleta haya cobrado protagonismo en el municipio

Gracias a 'Turkiolo', el ambulatorio viejo de Durango puede convertirse en punto de registro de donantes de médula

La abadiñarra Silvia Trgueros es la única mujer en el mundo que ha ganado en tres ocasiones la exigente prueba Tor des Geants

Hija de Zelai I, Karmele Gisasola recibirá uno de los reconocimentos por su trayectoria y dedicación en el mundo del deporte rural

La iurretarra Begoña Urresti fue muy feliz durante los 43 años que ejerció de maestra en un amplio número de centros escolares

La coral de Zaldibar cumplió el pasado mes de noviembre 75 años y en la actualidad cuenta con una veintena de fieles integrantes


noticias de deia