La Pasión de Durango se vivirá con una exposición de fotografías

Santa Ana acogerá cuarenta lonas de gran formato con instantáneas de las representaciones

26.03.2021 | 00:49
La exposición estará compuesta por fotografías realizadas en las últimas representaciones de 2019.

Por segundo año consecutivo, Durango no celebrará La Pasión, escenificando la muerte y resurrección de Cristo. En marzo del año pasado, se tomó la decisión de suspender la representación, desde la responsabilidad y de acuerdo a las medidas para hacer frente a la situación provocada por la expansión del covid-19. La situación actual ha vuelto a imposibilitar su puesta en escena, pero con el propósito de tener presente su esencia, la plaza de Santa Ana acogerá una novedosa exposición. Compuesta por imágenes de un reportaje fotográfico de la última vez que se celebraron las representaciones en 2019, se han digitalizado sobre cuarenta lonas algunas de las instantáneas más representativas de gran formato que cubrirán Pinondo Etxea, tres edificios particulares, torre y arco de la iglesia de Santa Ana. "El sector cultural ha sido uno de los más afectados por la pandemia. Se trata de un reflejo del pueblo de La Pasión; de esos vecinos que han participado en las representaciones. Esperemos que, respetando con las limitaciones de movilidad, pueda ser interesante para vecinos de otros municipios", explicó Alex Zugaza, impulsor de la iniciativa.

La actual situación no ha impedido que tanto las personas que integran la asociación, como patrocinadores, colaboradores e instituciones, hayan explorado posibles vías para que Durango pueda seguir siendo una referencia cultural en Bizkaia y la Pasión de Durango siga estando presente. De ahí ha surgido la novedosa exposición que estará expuesta del 30 de marzo al 9 de abril, en la plaza de Santa Ana. "Queremos agradecer a todas esas personas que han estado con nosotros durante 28 años. La exposición es una manera de seguir estando presentes", explicó Josune Goienetxea, integrante de la asociación Juan de Iciar.

El objetivo principal de la exposición es el de no dejar en el olvido el trabajo de las personas que cada año hacen posible la representación de la obra y difundir entre la juventud los valores de voluntariado, esfuerzo y sentimiento de pertenecer a un grupo. Con una media de edad de los participantes de en torno a los 30 años, el gran reto de la entidad durangarra es mantener el relevo generacional. "Nosotros estamos pensando en el año que viene porque nuestra intención, siempre y cuando tengamos apoyo, es seguir con la Pasión", defendió Goienetxea.

Las lonas de grandes dimensiones crearán una muestra exterior en un espacio natural que permitirá el desarrollo de la misma atendiendo a las medidas sanitarias vigentes y que han motivado la suspensión de la representación de este año 2021. En este sentido, desde Juan de Iciar dejaron claro que "entendemos que la suspensión de la representación es la opción más responsable y consecuente con el objetivo de velar por la seguridad de todos y todas las participantes y de la ciudadanía".