durangaldea

El rastrillo más solidario

Las durangarras Teresa García y Puri Muretagoiena son dos de las impulsoras de la iniciativa anual

El dinero recaudado de la venta de productos donados es destinado íntegramente a la JAED

17.12.2019 | 20:52
Teresa García y Puri Muretagoiena se mostraron muy satisfechas con la respuesta que está teniendo la consolidada iniciativa solidaria en el municipio.

El dinero recaudado de la venta de productos donados es destinado íntegramente a la JAED

Durango - Como todos los días desde el pasado 15 de noviembre, las durangarras Teresa García y Puri Muretagoiena acudieron ayer al rastrillo solidario. Fueron las ganas de ayudar a quienes más lo necesitan lo que motivó hace más de quince años la puesta en marcha de esta iniciativa solidaria que viene celebrándose en el municipio en fechas próximas a la Navidad. Amelia Santa Cruz, Puri Muretagoiena, Odulea Piedra, Teresa García, Arantza Bastida, Pilar Pacheco y Marian Uribarrena son quienes han venido montando año tras año este particular mercadillo solidario, cuyo objetivo no es otro que recaudar fondos para los necesitados. "Fue tomando un café cuando decidimos aventurarnos en esta iniciativa porque queríamos hacer algo para ayudar a la gente necesitada del pueblo. Ya han pasado más de quince años y lo mejor es que aquella inquietud se ha convertido en realidad y seguimos trabajando en ello", explicaron satisfechas sus impulsoras.

Consolidado y muy respaldado por la ciudadanía, el mercadillo ha vuelto a abrir sus puertas en Artekale. Como viene siendo habitual, los interesados en colaborar podrán acercarse al establecimiento durangarra para adquirir a un módico precio (desde 1 hasta 60 euros) alguno de los artículos puestos a la venta como, por ejemplo, pequeño mobiliario, libros, juguetes, ropa, calzado, artículos del hogar, bisutería o elementos decorativos, todo ello aportaciones realizadas por la ciudadanía. "Es increíble a la velocidad que estamos vendiendo; mejor que nunca. Llevamos recaudados 10.500 euros de momento", aseguró muy agradecida ayer Puri Muretagoiena.

El espacio solidario permanecerá abierto hasta el domingo con el objetivo de recaudar beneficios para la Junta de Ayuda a Enfermos de Durango y Iurreta (JAED). En lo que a las donaciones se refiere, ropa, útiles de casa y los libros siguen siendo los artículos más entregados. En este sentido, los juguetes también cobran especial interés para muchas de las personas que acuden en busca de algo para regalar. En lo que al perfil de las personas que se acercan al rastrillo se refiere, aunque la mayoría son durangarras, también vecinos de la comarca se animan a tomar parte en el proyecto. Además, los días de Liburu Azoka "siempre viene bastante gente de fuera y este año también se ha notado en las ventas", puntualizaron desde la organización.

Los interesados en adquirir alguno de los productos podrán hacerlo de 10.00 a 13.00 horas y de 17.00 a 20.00 horas hasta el domingo. Numerosos vecinos aprovechan para comprar alguno de los objetos que se exponen para regalarlo en navidades. Y es que además de su precio asequible, el que la recaudación sea destinada íntegramente a ayudar a los más necesitados lo convierte en una alternativa muy demandada estas fechas. "La gente se queda sorprendida de todo lo que se puede encontrar; todavía nos quedan muchas cosas por vender", animó Teresa García.

Agradeciendo "a todo el mundo que ha traído cosas y a los que están comprando", el año pasado la consolidada iniciativa permitió recaudar cerca de ocho mil euros. Desde su puesta en marcha, el rastrillo solidario ha tenido media docena de sedes diferentes. Y es que han sido varias amigas las que han ido cediendo de manera gratuita las lonjas para que la campaña pueda seguir organizándose todas las navidades. Este año la durangarra Espe Amantegi ha cedido nuevamente su local de Artekale para poner en marcha la querida iniciativa. Las impulsoras del proyecto agradecen la colaboración de toda la ciudadanía. "Todo esto lo hacemos gracias a la ayuda de mucha gente y solo tenemos palabras de agradecimiento", zanjaron satisfechas.