Arrecian los llamamientos al civismo en vísperas de la no Aste Nagusia

Erkoreka se suma al clamor de Aburto y Zupiria después de una nueva noche de incidentes en Donostia

21.08.2021 | 08:02
Varios agentes de la Ertzaintza vigilan la plaza del Teatro Arriaga, el sábado del año pasado en el que debía haber empezado Aste Nagusia.

"No son momentos para fiestas o celebraciones colectivas". El consejero de Seguridad y vicelehendakari del Gobierno vasco, Josu Erkoreka, lanzó ayer un último llamamiento para apelar a la responsabilidad y el civismo en vísperas del que debería haber sido hoy el inicio de Aste Nagusia en Bilbao, después de una nueva noche de incidentes en la Parte Vieja donostiarra. "Somos muy conscientes de las fechas señaladas en las que estamos, de lo que supone el esfuerzo que estamos realizando y solicitando, pero es muy importante repetir el llamamiento, claro y contundente, a la responsabilidad individual y colectiva", reclamó a través de un mensaje difundido en redes sociales.

La solicitud se realizaba solo un día antes de que hoy, sábado posterior a la celebración del Día de la Virgen, debieran haber empezado las fiestas en Bilbao. Pese a que la Comisión de Fiestas ha suspendido cualquier tipo de celebración o festejo relacionado con Aste Nagusia –de hecho, incluso el calendario de actividades culturales y de calle del Udakalean ha quedado en inpasse estos nueve días–, los antecedentes de aglomeraciones y botellones que se han vivido en otros municipios en los que ya han pasado sus días festivos mantiene en alerta a las instituciones, que no quieren que esas imágenes se repitan en Bilbao.

Si el jueves fueron el propio alcalde de la capital vizcaina, Juan Mari Aburto, y el portavoz del Gobierno vasco, Bingen Zupiria, quienes exhortaban a los ciudadanos a mantener las medidas de seguridad y evitar las aglomeraciones, ayer fue el consejero de Seguridad quien se sumó al llamamiento. En este sentido, y a través de un mensaje en su cuenta de Facebook, Erkoreka lanzó un nuevo reclamo "claro y contundente" a los ciudadanos, apelando a la responsabilidad individual y colectiva para cumplir con las medidas de seguridad porque el covid-19 "sigue provocando muerte".

Desde el Gobierno vasco, reconoció el consejero de Seguridad, "somos muy conscientes de las fechas señaladas en las que estamos, de lo que supone el esfuerzo que estamos realizando y solicitando, pero es muy importante repetir el llamamiento, claro y contundente, a la responsabilidad individual y colectiva".

En este sentido, y pese a que "la vacunación evoluciona a buen ritmo", rogó "colaboración ciudadana, prudencia en nuestras actuaciones y un último esfuerzo". Su mensaje fue claro: "no podemos bajar la guardia", advirtió, ya que "el coronavirus sigue entre nosotros provocando muerte y sufrimiento".

Y es que, destacó, "la única manera de luchar contra la pandemia y evitar la propagación del virus, es cumplir escrupulosamente con la normativa sanitaria en vigor".

"Somos muy conscientes del esfuerzo que ello supone, del cambio radical que supone en nuestras vidas, más aún en esta época veraniega tan propensa a las celebraciones y encuentros colectivos, pero es importante continuar cumpliendo las pautas de higiene personal, mascarilla, distancia y demás requerimientos de la normativa sanitaria", recordó.

Erkoreka se suma así a los emplazamientos ya realizados tanto por el alcalde de Bilbao como por el portavoz del Gobierno vasco. En una comparecencia pública, Juan Mari Aburto advirtió el jueves de que Bilbao adoptará una política de "tolerancia cero" ante cualquier tipo de aglomeración "que ponga en peligro la salud". Junto a un importante refuerzo de presencia policial en la calle tanto de agentes uniformados como no uniformados, sobre todo en zonas especialmente sensibles en los que tenían que ser nueve días de fiesta –"estamos actuando y lo vamos a seguir haciendo porque nos estamos jugando mucho, tanto como la salud y la vida"–, el alcalde advirtió de que, más allá del llamamiento al civismo, no habrá reparos en multar y sancionar a todo aquel que incumpla la normativa sanitaria vigente y participe en botellones o aglomeraciones similares.

Un discurso al que también se sumó ese mismo día el portavoz del Gobierno vasco, Bingen Zupiria, que advirtió de que serán "muy duros y exigentes" ante los comportamientos de "algunos jóvenes y no tan jóvenes que se están desmadrando, cuestionando el orden y la autoridad, y atentando contra la vida colectiva, contra la solidaridad y el cuidado de los demás".

Nuevos incidentes en Donostia 

Los llamamientos se producen precisamente tras una nueva noche de incidentes en Donostia, en la que diez personas fueron detenidas en la calle Juan de Bilbao por lanzar botellas de vidrio y diversos objetos contra un dispositivo policial que recorría la Parte Vieja para evitar las no fiestas. Los jóvenes arrojaron diversos objetos a la policía y quemaron papeleras, por lo que la Ertzaintza utilizó material antidisturbios para disolverles. Sobre ello, Erkoreka condenó las "conductas incívicas de una minoría que perjudica al resto" y felicitó a la Ertzain- tza y a las Policías Locales "por su respuesta ejemplar al reto de seguridad pública en estos momentos inusitados y complejos".

"Somos conscientes de que estamos en fechas señaladas pero no son momentos para fiestas"

"Condeno las conductas incívicas que protagonizan una minoría y perjudica al resto"

Josu Erekoreka

Consejero de Seguridad


noticias de deia