Accesibilidad

Bilbao subvencionará el 10% de las obras para eliminar barreras arquitectónicas

El Ayuntamiento destina 600.000 euros para que las comunidades de vecinos acometan estos trabajos

11.02.2021 | 12:09
Las ayudas subvencionan la eliminación de barreras arquitectónicas

El Ayuntamiento de Bilbao reedita un año más las subvenciones para que las comunidades de vecinos eliminen las barreras arquitectónicas de los portales. Las ayudas cubrirán el 10% del precio total, hasta un máximo de 16.000 euros, para lo cual se destinarán 600.000 euros ampliables. La pandemia redujo el año pasado las actuaciones subvencionadas desde el Consistorio, que beneficiaron a 1.835 familias de Bilbao.

El concejal de Obras, Planificación Urbana y Proyectos Estratégicos, Asier Abaunza, ha presentado este jueves la convocatoria de subvenciones, "un clásico" ya que el Ayuntamiento de Bilbao lleva desde 1998 ayudando a las comunidades de vecinos "a resolver los problemas de accesibilidad tanto en el interior de la edificación como en aquellos espacios privados de la comunidad que quedan fuera del propio bloque".

Las ayudas, ha recordado, son complementarias con las que concede el Gobierno vasco para la rehabilitación y mejora de las viviendas pero que, a diferencia de estas, no tienen en cuenta el nivel de renta de los solicitantes. "Nuestra ayuda va por proyecto, independiente a los diferentes niveles de renta que pueden tener los diferentes vecinos dentro de cada comunidad", ha explicado Abaunza.

El Ayuntamiento destinará este año un importe total de 600.000 euros a estas ayudas, una cantidad que podría ser ampliada en caso de que hubiera un número mayor de peticiones. Las solicitudes se podrán realizar hasta el 15 de noviembre.

Las subvenciones están dirigidas tanto a la instalación de ascensores como a la supresión de barreras arquitectónicas como peldaños o escalones, "ya sea a través de obra o elementos mecánicos". Para poder acceder a la convocatoria, el edificio tiene que albergar viviendas en al menos el 50% de su superficie, tener al menos 10 años, una altura mínima de cuatro plantas incluida la baja y tener pasada la ITE, independientemente de su antigüedad. "Esta última es un requisito imprescindible para cualquier ayuda pública, tanto si le toca como si no", ha destacado Abaunza.

OTXARKOAGA


Las ayudas serán mayores en el caso de Otxarkoaga, "tanto por sus condiciones socioeconómicas, por la media de edad de sus vecinos y por el coste de las obras. Como nos ocurre en algunos otros barrios en los que está interviniendo Surbisa, hay edificios con huecos de escalera muy pequeños en los que no cabe el ascensor y la mayoría están teniendo que resolver la accesibilidad por el exterior del edificio", ha explicado el concejal, para lo cual el Ayuntamiento está cediendo suelo público a las comunidades. En este barrio, las ayudas alcanzarán el 20% del coste de la obra, con un límite máximo de 16.000 euros.

Los edificios que se sitúan en el ámbito de actuación de Surbisa –Casco Viejo, Bilbao La Vieja, Olabeaga o Iralabarri, entre otros– no podrán acceder a estas subvenciones, ya que la empresa pública ya dispone de un sistema específico de ayudas.

MENOS OBRAS EN 2020


A lo largo del año pasado, el área de Obras, Planificación Urbana y Proyectos Estratégicos del Ayuntamiento de Bilbao subvencionó un total de 92 actuaciones que, con una montante de 553.445 euros, beneficiaron a 1.835 familias.

Estas cifras reflejan un descenso del 16,18% en el número de obras acometidas respecto a 2019, motivado por la pandemia y el confinamiento de primavera. "Teniendo en cuenta el complicado año 2020 que hemos pasado es bastante razonable y comprensible, sobre todo teniendo en cuenta que el confinamiento no era quizá el mejor momento para meterse en obras en una comunidad en las que estamos tocando los núcleos de movimiento principal; en muchos casos, cuando se rompen esas escaleras es necesario desalojar durante una temporada el edificio", ha argumentado Abaunza.