Usansolo podría votar a finales de 2021 sobre su segregación

El miércoles se dio un paso más con el inicio del trabajo por parte de la Comisión Mixta>

12.11.2020 | 00:39
Imagen de la consulta popular no oficial organizada en 2014 en Usansolo.

El proceso de segregación de Usansolo dio un paso más hacia la consulta ciudadana, que podría celebrarse a finales de 2021. Y es que la Comisión Mixta, encargada de hacer seguimiento de los informes técnicos requeridos para el inicio y avance de este proceso se constituyó en una sesión celebrada en el Ayuntamiento de Galdakao.

Esta Comisión Mixta deberá elaborar el informe final sobre la segregación de Usansolo para entregarlo en la Diputación Foral de Bizkaia. Tal y como explican desde el Consistorio, "en este último informe deben recogerse detalladamente los efectos económicos, jurídicos y prácticos que generaría la separación entre Usansolo y Galdakao". Para ello, ayer se estableció que se pondrán en marcha "las debidas contrataciones para que expertos en cada área realicen los trabajos correspondientes".

Precisamente, los dos puntos del día principales que se votaron en la reunión fueron, por un lado, la propuesta de acuerdo de la Comisión Mixta requiriendo la colaboración del Ayuntamiento de Galdakao para la contratación de la asistencia integral (técnica, sociológica, jurídica y económica). Y por el otro, la propuesta de acuerdo de aprobación de los documentos que formarán parte del expediente del mencionado contrato de asistencia técnica a la Comisión Mixta.

En cuanto a lo pasos que se irán dando a partir de ahora, la Comisión dispone de un plazo de cuatro meses para entregar este último informe a la Diputación Foral de Bizkaia y, en caso de necesitarlo, puede solicitar una prórroga de dos meses más. Habrá después un mes, desde la publicación del informe, para la presentación de posibles reclamaciones, que podrán incorporarse al informe o ser desestimadas.

Se estima que la consulta popular pueda producirse a finales de 2021, tras la cual, el resultado y los informes correspondientes "deben ser elevados al pleno del Ayuntamiento de Galdakao para su aprobación y remisión a la Diputación. A no ser que la Diputación le solicite alguna otra tarea, el trabajo de la Comisión Mixta terminará ahí". Después, los servicios jurídicos de la institución foral tendrán que realizar su informe y remitirlo a las Juntas Generales, y estas deben dar el visto bueno al acuerdo, en pleno, decidiendo que Usansolo pueda o no ser municipio. Finalmente, "las Juntas Generales remitirán su decisión a la Diputación, y esta deberá informar al Ayuntamiento".

"Algunos déficits" 

En la Comisión Mixta, los dos representantes del PNV votaron a favor de que el Ayuntamiento colabore en la contratación de la asistencia, pero no apoyaron la propuesta de los pliegos o el acuerdo de aprobación de los documentos que formarán parte del expediente de dicho contrato, por entender que "tenía algunos déficits", en palabras de Fernando Izagirre. Y es que "tiene defectos que se deberían subsanar, como que es limitativo". Para Izagirre, "esto podría haberse trabajado en la comisión que tuvimos en octubre y no se nos facilitó el documento, sino que se ha hecho con la propia convocatoria de la Comisión Mixta, por lo que tampoco hemos podido estudiarlo a fondo". Para Izagirre, este proceso hay que hacerlo de manera que se cumpla la norma foral y sin errores, para que la ciudadanía decida después qué es lo que quiere en relación a la segregación de Usansolo.

La Comisión

Composición

Representantes. En esta comisión participan, en representación de Galdakao, el alcalde, el secretario general del Ayuntamiento y, en función de los resultados de las elecciones municipales, un representante de EH Bildu y otro del PNV. La representación de Usansolo está formada también atendiendo a los resultados electorales-, por dos integrantes de Usansolo Herria y uno del PNV. Además, participan dos técnicos de la Diputación Foral de Bizkaia, que como en el caso del secretario general, no tienen voto en la Comisión.

Informe

Asistencia. La Comisión Mixta deberá emitir un informe final sobre la segregación, para lo cual, necesitará asistencia integral para resolver los asuntos técnicos, sociológicos, jurídicos y económicos de este proceso.