Regresan cuatro de los seis infectados por coronavirus en el Athletic

Williams, Unai López, Unai Núñez y Córdoba superan el covid. Garitano no cita a Herrerín ante la UD Logroñés

29.08.2020 | 00:16
Núñez y Williams realizan carrera continua. Foto: Athletic Club

 El covid-19 da un pequeño respiro al Athletic, que recibió ayer la buena noticia del alta médica de cuatro de sus seis infectados por este patógeno que ha puesto al planeta patas arriba. Iñaki Williams, Unai López, Iñigo Córdoba y Unai Núñez dieron negativo por segunda vez en el tercer PCR al que han sido sometidos, por lo que ya están habilitados para incorporarse al trabajo y de hecho ayer tarde se ejercitaron por primera vez en las instalaciones de Lezama a dos semanas de que LaLiga Santander levante la persiana. Ohian Sancet y Gaizka Larrazabal, por su parte, aún deberán esperar un mínimo de tres días, una vez que ninguno de los dos han generado los anticuerpos necesarios para superar la infección, por lo que continúan la cuarentena en sus domicilios y se deduce que no estarán a disposición de Garitano para la jornada inaugural. Los cuatro rojiblancos recuperados tendrán que acelerar sus preparación en grupos después de que se hayan tenido que conformar con ejercitarse de manera individual en sus domicilios y habrá que aguardar a la posibilidad de que puedan jugar alguno de los dos últimos amistosos de los cuatro previstos la próxima semana ante el Oviedo, el 4 de septiembre, y el Eibar, un día después. Evidentemente, se perderán la cita de hoy ante la UD Logroñés y la del miércoles, 2 de septiembre, frente al Alavés en Lezama.

Los plazos de esta atípica pretemporada se acortan más de lo habitual, por lo que las prisas cobran su protagonismo. La pandemia ya mediatizó la segunda parte de la pasada liga y lo hará en la inmediata que arrancará en apenas 14 días. El trasvase entre curso y curso apenas goza de tiempo suficiente para ponerse al día, hándicap que se ha acentuado en el caso del Athletic, resignado a trabajar con limitaciones aún mayores debido al positivo con coronavirus de los seis de sus futbolistas mencionados y a las lesiones que han sufrido otros cinco compañeros. Un doble contratiempo que ha obligado a modificar la hoja de ruta de Gaizka Garitano, cuyo proyecto se examina desde esta mimas tarde-noche, en la que el conjunto rojiblanco disputa el primero de los cuatro amistosos que tiene programados en un escaso intervalo de una semana. La Unión Deportiva Logroñés, un club de reciente creación y que ha consumado el éxito del ascenso a LaLiga SmartBnak, se convierte en el primer examen para el Athletic, a partir de las 20.00 horas en Las Gaunas, en un test un tanto descafeinado para los leones debido a las ausencias de Williams, Unai López, Unai Núñez, Córdoba, Sancet y Larrazabal; y de Iñigo Martínez, pese a que se ha incorporado a los entrenamientos en las últimas horas; Mikel Vesga, Yuri Berchiche, Peru Nolaskoain e Ibai Gómez, que sufren diferentes dolencias. Sorprende también los descartes que realiza el técnico a las primeras de cambio, ya que deja fuera de la lista de convocados a Iago Herrerín, Gorka Guruzeta y Jesús Areso, tres jugadores que saldrán del club a corto plazo. El meta, incluso, podría recalar en el Hatayspor turco. Viajan, en cambio, los cachorros Nico Serrano, Luengo, Sillero, Beñat Prados y el delantero Ewan Urain.

Garitano, por tanto, se presenta en Logroño con un plan que no tendrá nada que ver con el que exponga en la apertura de la nueva edición de la liga y cuyo primer rival el Athletic conocerá el lunes, día en que se celebre el sorteo de la competición. El conjunto rojiblanco asomará hoy en Las Gaunas, con dos semanas de entrenamientos a sus espaldas, con un bloque en el que emergen pocos fijos para el derioztarra el anterior ejercicio y donde abundan los meritorios, incluidos los cachorros reclutados, llamados a tener presencia a la espera de la reincorporación de los once indisponibles. Los focos del partido de hoy se pondrán en jugadores como Iñigo Vicente, al que Garitano le pide dar un paso adelante después de no presumir de una titularidad regular en el Mirandés, en el que sí presentó números interesantes. Al talentoso jugador derioztarra le toca pasar la prueba del algodón en este primer examen, como también a Asier Villalibre, llamado a tener más protagonismo; o Kenan Kodro, otra alternativa ofensiva; lo mismo que los recién llegados Ezkieta, Vencedor, Zarraga o Morcillo, futbolistas que piden paso y que quieren quedarse en el primer equipo.