con una dilatada experiencia

Estambul, un destino seguro para el trasplante capilar

cliniFue ha enviado a más de 1.000 pacientes a Turquía para cambiar de imagen

09.02.2020 | 02:46
Equipo de médicos e instalaciones de LIV Hospital, en Estambul, Turquía.

cliniFue ha enviado a más de 1.000 pacientes a Turquía para cambiar de imagen

BILBAO. Lejos de lo que algunos piensan, Turquía también es un lugar seguro y económico para realizar este tipo de cirugías, pero, por supuesto, el paciente siempre ha de ponerse en manos de profesionales cualificados y con dilatada experiencia.

cliniFUE

cliniFUE es una empresa que gestiona casos de pacientes que deciden realizarse un  trasplante capilar en Estambul con unos altísimos estándares de calidad.

Para contactar con  cliniFUE el primer paso a seguir es rellenar una solicitud a través de su web y enviar fotografías de su caso, que los doctores estudiarán personalmente para ver si es apto para un trasplante capilar.

Una vez que han dado luz verde a la intervención, gestionan todos los trámites con LIV Hospital, referente en Estambul (Turquía), y le organizan el viaje al paciente durante tres noches para que se someta a la intervención con los doctores Hamid Ayd?n (nº de colegiado 70388), Cihan Bandirmali (nº de colegiado 132248) y Mehmet Dôgruer (nº de colegiado 182556) con dilatada experiencia en trasplantes capilares.

Técnica FUE Zafiro 

La  técnica FUE (Extracción de Unidades Foliculares) es la que se aplica al paciente, y es un método de microtrasplante folicular que consiste en extraer una a una las unidades foliculares de la zona donante. Es una cirugía menor en la que el cirujano y su equipo deben tener un entrenamiento específico en esta técnica para retirar las unidades foliculares intactas y sin lesionarlas.

Antes de afeitar la cabeza el doctor realiza el diseño en colaboración con el paciente, y si los análisis de sangre son correctos, el equipo de trasplante procede a afeitar el pelo y a planificar la extracción de las unidades foliculares.

Aplican una moderna pre anestesia indolora y extraen las unidades foliculares con un micromotor que más tarde serán depositadas en una solución especial para su conservación y posterior implantación.

Seguidamente, el doctor usa una punta de Zafiro para hacer pequeñas incisiones (agujeritos) en el cuero cabelludo. Esta punta de Zafiro es mil veces menos alérgica que el metal, consigue incisiones más precisas y menos sangrado, lo que redunda en beneficio del post operatorio y proceso de recuperación.

Finalmente, el equipo de trasplante implanta las unidades foliculares en la zona receptora que crecerán de forma natural a lo largo de los próximos doce meses. La duración de la intervención dependerá del tamaño de la zona a tratar, pudiendo durar entre 5 y 8 horas, en las que el paciente suele escuchar música tranquilamente.

La cirugía se realiza en el LIV Hospital de Estambul. Cuenta con prestigiosas certificaciones internacionales y está controlado por el Ministerio de Sanidad Turco.

El paciente sale del hospital una vez que el médico ha comprobado que todo ha ido bien y es trasladado a un hotel de 5 estrellas con vistas al Bósforo.

Al día siguiente, vuelve a visitar el hospital para una revisión y cura; el resto del día lo disfruta visitando Estambul y si lo considera oportuno, puede contratar un guía turístico.

Tras tres noches en esta hermosa ciudad, el paciente vuelve al hospital donde se le realiza el primer lavado y seguidamente se le lleva de nuevo al aeropuerto para regresar a su casa. Seguirá en contacto con los doctores a través de  cliniFUE a los que le enviará fotografías y comentarios de su evolución durante los 12 meses siguientes.

La empresa  cliniFUE ya ha enviado a más de mil pacientes a Turquía para realizarse un trasplante capilar y conseguir así el cambio de imagen deseado.