La jueza Servini procesa al exministro Martín Villa por homicidio y torturas

Se acusa al exministro, entre otros hechos, de la masacre del 3 de marzo en Gasteiz y de la represión policial durante los Sanfermines de 1978

16.10.2021 | 18:02
La jueza argentina María Servini

La jueza argentina María Servini de Cubría ha procesado al exministro Rodolfo Martín Villa, de 87 años, por homicidio y tortura durante la dictadura.

El auto, de más de 900 páginas, asegura que el exministro ocupó "una posición preponderante en la estructura jerarquizada de poder" bajo la que se produjeron varias muertes, de las que Servini le coloca como principal responsable.

La jueza ha decretado "el procesamiento de Rodolfo Martín Villa con prisión preventiva, la que no se hará efectiva, en virtud de la eximición de prisión dispuesta oportunamente por la Alzada". Además, ordena el embargo sobre los bienes del exministro hasta cubrir la suma de 1.134.000.000 pesos argentinos, casi diez millones de euros.

Al exministro se le acusa de permitir el asesinato del joven Arturo Ruiz en 1977, de la masacre del 3 de marzo en Vitoria donde murieron cinco obreros, de la represión policial en los Sanfermines de 1978 y de cinco muertes durante la Semana Pro amnistía de mayo de 1977.

Tras una nueva querella por la muerte de Ángel Almazán en 1976 durante el día del referéndum para el Proyecto de Reforma Política del Gobierno, asesinato que quedó impune, la jueza ha decretado el procesamiento de Martín Villa.

La jueza solicita a diferentes administraciones del Estado español que aporten fotocopias certificadas de las diligencias penales y sumarios sobre los casos de las personas asesinadas donde Martín Villa es el acusado principal. Concretamente, a Villa se le investiga por el homicidio de hasta doce personas a manos de Policía, Guardia Civil o grupos paramilitares vinculados con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad.

"MARTXOAK 3" Y "SANFERMINES 78 GOGOAN" SE CONGRATULAN POR EL PROCESAMIENTO


Las asociaciones 'Martxoak 3' y 'Sanfermines 78 gogoan' han mostrado su satisfacción por la decisión de la jueza argentina María Servini, que investiga los crímenes del Franquismo, de procesar al exministro español Rodolfo Martín Villa por, entre otras cuestiones, los sucesos del 3 de marzo de Vitoria y los San Fermines de 1978.



Por su parte, la asociación 'Martxoak 3' se ha congratulado asimismo por la noticia y ha manifestado que "la lucha contra el olvido y la impunidad continúa".



Andoni Txasko, portavoz de la Asociación 3 de Marzo, ha explicado que "en el auto, cercano a las mil páginas, se dicta el procesamiento del exministro, a quien se atribuyen delitos de genocidio y crímenes de lesa humanidad por las cinco muertes por disparos de la policía en el desalojo de una asamblea de trabajadores en Vitoria el 3 de marzo de 1976".

Asimismo, confirma esta asociación, Servini le imputa seis muertes entre 1976 y 1977, durante su mandato al frente de Interior, y otra en Pamplona en el San Fermín de 1978: "Queda clara la postura y la determinación de la jueza en este sentido", afirma este portavoz.

Tras mostrar su satisfacción por la decisión de la juez argentina, Txasko ha explicado que los abogados de la plataforma que impulsa esta querella están estudiando el texto judicial para determinar su alcance y los pasos a seguir, que darán a conocer la próxima semana.

Seis años después de ser imputado por la justicia argentina, el exministro Rodolfo Martín Villa prestó el pasado mes de septiembre declaración indagatoria ante la titular del Juzgado Criminal y Correccional Federal 1 de la República Argentina, María Servini.

En aquella ocasión, Martín Villa defendió su papel en la Transición española frente a los cargos de delitos de lesa humanidad que se le atribuyen en relación con doce muertes en actos violentos durante los años 1976 y 1978.

Entre estas muertes se encontrarían la de Germán Rodríguez, por un disparo en la frente durante los Sanfermines de 1978, y las cinco víctimas mortales en un desalojo policial por disparos de la Policía Armada contra los participantes en una protesta laboral el 3 de marzo de 1976.

Para Podemos, que Martín Villa sea procesado por los crímenes del franquismo "es un gran paso contra la impunidad". No obstante, la formación ha señalado, en una publicación en su cuenta de Twitter, que "es una vergüenza" que la justicia argentina esté haciendo "lo que se tendría que haber hecho hace mucho tiempo en España".



En la misma línea, la ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030, Ione Belarra, ha apuntado que "duele" que tengan que ser otros países los que ayuden a las víctimas del franquismo "a avanzar en el camino de la justicia".




noticias de deia