Hoy se aprueban los indultos del 'procés'

Entre el 'espontáneo' de la CUP y protestas de manifestantes

Un militante de Arran 'cortó' el discurso de Sánchez mientras cientos de personas pedían la amnistía fuera del teatro Liceu

22.06.2021 | 01:16

Un militante de Arran, organización juvenil de la CUP, que ocupaba los asientos de los miembros del partido anticapitalista invitados al acto, interrumpió el discurso de Pedro Sánchez portando una estelada y un estandarte de su plataforma al grito de "Visca la terra (Viva la tierra)". "Independencia es la única solución. No pactéis los indultos que es lo que necesita el Estado. No hay solución media en un conflicto donde es independencia o sumisión", dijo. No fue la única protesta en la jornada organizada por el presidente español en el Liceu, ya que en las inmediaciones del teatro cientos de manifestantes demandaban la "amnistía", no los indultos, y la autodeterminación.

Al terminar la conferencia y cuando Sánchez se dirigía a la salida por el pasillo central de la platea, la histórica activista del catalanismo Guiomar Amell se levantó e interrumpió su paso dirigiéndole unas palabras, tras lo que el socialista le invitó a acompañarle a la salida y ella salió por delante de él. Ambos conversaron unos minutos en una sala del teatro. De puertas hacia afuera el ambiente se caldeó. Después de que el Govern rechazara toda invitación de asistencia enviada por Moncloa, con Pere Aragonès manteniendo su visita programada a las Terres de l'Ebre; entidades políticas y civiles soberanistas se movilizaron para protestar por lo que consideraron un "acto de propaganda" y un intento del Gobierno de Sánchez de "someter" al independentismo. Los Comitès de Defensa de la República (CDR) se citaron en la plaza Catalunya para dirigirse luego a la concentración que Poble Lliure y la Forja –partido y organización juvenil que apoyan a la CUP– y la ANC convocaron en la plaza de la Boqueria, justo enfrente del Liceu. Una pancarta de seis metros de Òmnium Cultural secundó la manifestación. Los allí congregados entonaron Els segadors, corearon el lema"1 d'octubre ni oblit ni perdó" (1 de octubre ni olvido ni perdón) y, al grito de "Puigdemont, nuestro president", hubo críticas hacia Oriol Junqueras y se tachó de botiflers (traidores) a los que siguieron dentro el discurso de Sánchez.

noticias de deia