ELA y LAB anticipan sus críticas a las Cuentas antes de su presentación

Dicen que los Presupuestos que presentará el martes el Gobierno vasco estarán "fuera de la realidad"

14.12.2020 | 01:10
Los líderes de ELA y LAB, en la marcha del domingo en Bilbao.

Bilbao, Donostia y Gasteiz fueron el domingo los escenarios para la manifestación convocada por la Carta de Derechos Sociales de Euskal Herria. Un millar de participantes recorrieron las calles para exigir unos Presupuestos sociales, la defensa de los servicios públicos y la reversión de los recortes. La plataforma, de la que forman parte activa los sindicatos ELA y LAB, auguró que los Presupuestos que el Gobierno vasco pretende aprobar en el Consejo de Gobierno a celebrar el martes mismo no serán acordes a la realidad.

"Es ese el instrumento más importante del que dispone un gobierno –en referencia al Presupuesto– para afrontar una situación como esta", indicó el líder de ELA, Mitxel Lakuntza, quien no escondió que todavía no conocen los pormenores de unas Cuentas que, según el consejero de Hacienda Pedro Azpiazu, descartan los recortes en las políticas públicas . "Todavía no conocemos los Presupuestos; pero el Gobierno vasco ha advertido de que no habrá grandes cambios. Nos han dicho que serán continuistas, que el gasto no aumentará mucho, pero sobre todo, que no habrá modificaciones en la fiscalidad. O sea, van a elaborar unos Presupuestos como si no estuviéramos en plena pandemia, como si no hicieran falta más inversiones públicas y más recursos", señaló.

Lakuntza reprochó que el gobierno del lehendakari Iñigo Urkullu "nos quiere llevar a un debate falso, el de intentar combinar la salud con la economía". "A estas alturas ya deberían saber que, si no se controla el virus, no se controla la economía", resaltó. Y pese a desconocer la letra pequeña de los Presupuestos de 2021, y en qué materias se sustanciarán las cifras que contendrá, el dirigente de ELA vaticinó que "ni van a servir para reforzar los servicios públicos, ni van a servir para ayudar a hacer frente a las consecuencias económicas y sociales de la pandemia, ni para avanzar hacia un modelo productivo más sostenible y de futuro". "Van a ser unos Presupuestos fuera de la realidad", abundó, ya que a su juicio "no van a servir para reforzar la sanidad, el modelo de residencias, para bajar los ratios en las aulas...".

Educación y salud
 

Pese a las advertencias de los dos sindicatos, el Gobierno vasco mantiene inalterable su hoja de ruta. El martes se aprobará el Presupuesto en el Consejo de Gobierno, que tres días después será enviado al Parlamento para su debate. En paralelo, y a pesar de que el lehendakari Urkullu cuenta con una cómoda mayoría que le allana el camino, el Ejecutivo de Gasteiz ha mantenido diversos encuentros con las formaciones vascas.

Azpiazu ya dio algunas pinceladas sobre los Presupuestos a comienzos de octubre. El consejero aseguró que las previsiones marcan un incremento del 6% en I+D+i, y anunció más gasto en educación y Osakidetza. Sin recortes ni austeridad, como señalan desde Lakua, el consejero apuntó hacia unos Presupuestos "expansivos", con inversión para garantizar los servicios públicos y dar respuesta a una situación preocupante con caída de empleo a consecuencia del parón económico por el coronavirus.