Marlaska revisará el protocolo por el suicidio de Igor González

Afirma que 90 presos han sido "acercados o progresados de grado siempre con control judicial"

09.09.2020 | 11:09
Imagen de archivo de la manifestacion en Bilbao convocada por Sare para pedir un cambio en la politica penitenciaria tras la muerte del preso Igor Gonzalez Sola.

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha defendido el protocolo antisuicidios que se aplica de forma "efectiva" en las prisiones españolas, aunque ha garantizado a EH Bildu que, como se hace en otras ocasiones, se va a "analizar para mejorarlo" tras la muerte de Igor González.

Además, ha destacado que, "fruto del tratamiento individualizado, en estos dos años, 90 presos de ETA han sido trasladados o progresados de grado, y siempre con el control judicial".

En la sesión de control en el Congreso, Grande-Marlaska ha respondido a una pregunta de la portavoz de EH Bildu en la Cámara baja, Mertxe Aizpurua, remitiéndose a los datos que ya ofreció ayer en el Senado el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, quien lamentó profundamente la muerte en la cárcel de Martutene de Igor González.

El ministro ha comentado que no puede dar detalles de este "suceso", debido a la Ley de Protección de Datos, pero ha subrayado que Instituciones Penitenciarias aplica tratamientos individualizados y bajo criterios técnicos y jurídicos.

En esta forma de actuación ha enmarcado el protocolo antisuicidios en las prisiones, que arroja un índice del 5,96 por cada 10.000 internos, "inferior al 7,2 por ciento del conjunto de los países del Consejo de Europa".

Sobre la muerte de Igor González, en concreto, ha añadido: "Este suceso será evidentemente analizado, evaluado para mejorar en la prevención y tratamiento de los suicidios en las prisiones y para garantizar, como exige el artículo 3.4 de Ley General Penitenciaria, la vida, la integridad física y la salud del conjunto de internos".

La diputada de EH Bildu ha pedido el fin de la "política de excepción con los presos vascos", en referencia a los condenados por pertenencia a la organización terrorista ETA, y ha sostenido que la de Igor González fue "una muerte evitable" que no puede volver a suceder. El cambio en esta política penitenciaria sería, según Aizpurua, la demostración de que se "abandona el terreno del conflicto" y que "la venganza es cosa del pasado".

Grande-Marlaska, por su parte, le ha reprochado a EH Bildu que "intente mezclar el fallecimiento de un interno con una supuesta política penitenciaria hacia un colectivo". "La legislación es modélica y se guía en criterios individualizados", ha insistido.