El Gobierno vasco facilitará el voto por correo el 12-J a los colectivos de riesgo

Anuncia una campaña para votar sin acudir al colegio electoral el 12 de julio y los ciudadanos pueden ya desde ayer solicitar el sufragio en las oficinas de correos

20.05.2020 | 00:21
Un ciudadano entrega personalmente su voto postal en una oficina de Correos de Gasteiz, en las elecciones municipales de 2019.

bilbao – El voto por correo va a ser una de las fórmulas para esquivar las adversidades que va a plantear la pandemia del covid-19 de cara a las elecciones al Parlamento Vasco del próximo 12 de julio. El Gobierno vasco incentivará el sufragio postal para que los ciudadanos puedan ejercer su derecho sin acudir al colegio electoral. Se quieren evitar en lo posible aglomeraciones de personas en los locales electorales y garantizar así el distanciamiento físico entre las personas.

Desde ayer ya se pueden solicitar el voto postal en las oficinas de Correos y el Ejecutivo vasco pedirá la ampliación de los plazos para poder hacerlo previsto en principio hasta el 2 de julio, diez días antes de la jornada electoral. Lakua quiere ampliarlo una semana más. No sería la primera vez que se amplia, ya se hizo en las elecciones generales del 10 de noviembre del año pasado en las que,tras un acuerdo de la Junta Electoral Central, se amplió el plazo hasta el 8 de noviembre a las 14.00 horas.

El Gobierno vasco y los partidos políticos van a tener que echar el resto en los elecciones al Parlamento Vasco del próximo 12 de julio para superar las complicaciones que la pandemia va a generar desde el punto de vista sanitario y participativo. Tanto en la campaña electoral –cuya duración está abierta a debate y se plantea su reducción de dos semanas a una– como en la propia jornada de votación; tanto a los electores como a las personas que trabajarán el 12-J en los colegios electorales.

El censo electoral a fecha de 1 de marzo de este año es de 1.788.602 personas, unas diez mil más que en las elecciones autonómicas de hace cuatro años. En los comicios de 2016 fueron 7.759 personas las integrantes de las mesas de votación, a las que se sumaron 15.558 suplentes. El sorteo para designar este año las personas que integrarán las mesas de votación se llevará a cabo del 13 al 17 de junio y se les notificará la semana siguiente.

La prioridad es la salud personal y colectiva y pasa por tomar las ya conocidas precauciones, especialmente el distanciamiento entre personas. Pero además la buena salud de una democracia se mide por una participación significativa de la ciudadanía y en mantener a raya la abstención. Y esta es una de las incógnitas de esta cita electoral. Algunos partidos como Elkarrekin Podemos sostienen que la ciudadanía no está pensando en elecciones sino en su salud y en su situación económica y laboral, y auguran una abstención elevada. Por su parte, el lehendakari Iñigo Urkullu señaló el lunes que quizá la gravedad de la situación provoque la reacción contraria de la ciudadanía para reforzar las instituciones que han de haceer frente a la crisis y se produzca una mayor participación.

Sea como sea, el voto por correo va a tener un mayor protagonismo del habitual en una sociedad habituada a dejar el voto para el último momento en vez de asegurar y dejar los deberes hechos por adelantado. El Gobierno vasco va a poner el foco en los grupos de riesgo por el coronavirus y se trabaja para posibilitar que la solicitud de voto por correo de quienes en esas fechas puedan estar confinados en cuarentena o pertenezcan a grupos sensibles pueda hacerla una persona apoderada.

El portavoz del Gobierno vasco, Josu Erkoreka, afirmó ayer que el objetivo es "reducir los desplazamientos de la ciudadanía que más dificultades tenga para ejercer el derecho al voto". Asimismo, subrayó que el Departamento de Seguridad ha puesto ya en marcha el proceso electoral, en coordinación con el Instituto Nacional de Estadística (INE), Correos, la Junta Electoral y los ayuntamientos vascos. "Trabajamos para que las elecciones del 12 de julio se puedan realizar en plenas garantías de participación", destacó.

Lakua ya ha empezado a analizar la readecuación de los centros de votación y de las mesas electorales y en su caso la búsqueda de otros más idóneos. "Apostamos, sobre todo, por redimensionar los espacios que tengan más de 10 mesas. Vamos a reubicar los locales de votación situados en residencias o centros de personas mayores. Vamos a acondicionar los locales para que el acceso y el tránsito de votantes sea escalonado y su circulación ordenada, cuidando las distancias necesarias", precisó. Las personas elegidas para integrar las mesas electorales serán informadas de las condiciones de seguridad y salud previstas y se están estudiando ya los equipos de protección individual que se dispondrán ese día.

Erkoreka también puntualizó que lapropuesta de fijar franjas horarias para acudir a votar y evitar así aglomeraciones es solo una "recomendación" por un problema jurídico, ya que "podríamos estar hablando de un recorte del derecho a sufragio".

"Se trata de reducir los desplazamientos de la ciudadanía que más dificultades tenga"

Josu Erkoreka

Portavoz del Gobierno vasco

noticias de deia