El Gobierno español juega al despiste

Sánchez no intentará otra investidura si no tiene asegurados los apoyos suficientes

Celaá recuerda a Unidas Podemos que “los trenes pasan” y ya no es tiempo para un Ejecutivo de coalición

09.02.2020 | 13:57
Pedro Sánchez, Carmen Calvo y Dolores Delgado, en el Congreso de los Diputados. Foto: Efe

Celaá recuerda a Unidas Podemos que “los trenes pasan” y ya no es tiempo para un Ejecutivo de coalición

BILBAO - El Gobierno español sigue jugando al despiste respecto a su plan para la reelección de Pedro Sánchez a poco más de tres semanas para que venza el plazo para la convocatoria de nuevas elecciones -23 de septiembre-. En este sentido, ni siquiera está claro que el líder socialista vaya a exponerse a un nuevo intento de investidura que a día de hoy se presenta muy complicada. Es más, según desveló ayer la portavoz del Ejecutivo Isabel Celaá, Sánchez solo forzará otra votación en el Congreso si cuenta de antemano "con los votos que la respalden".

Por tanto, en este momento la opción de que haya una segunda sesión en septiembre es cuando menos incierta ya que, siempre según la portavoz del Gobierno, Sánchez no tiene intención de volver a acudir a la Cámara Baja para volver a ser rechazado por la mayoría parlamentaria. Si ve que no cuenta con los respaldos suficientes para ser reelegido, el presidente en funciones podría apurar los días que quedan y convocar elecciones cargando las culpas a Unidas Podemos, en la línea del discurso del PSOE de las últimas semanas. En ese sentido, Celaá recordó a la formación morada que la oferta para un gabinete de coalición "ya no está encima de la mesa" y la única vía posible para echar a andar la legislatura es un acuerdo de programa con Podemos como socio externo.

Aunque la posibilidad de un pacto programático entre socialistas y morados parece remota a día de hoy, la también ministra de Educación se mostró optimista al respecto y recordó las declaraciones de Pablo Iglesias en las que decía que un acuerdo se puede lograr "en horas". Sin embargo, el líder de Unidas Podemos se refería a la opción del Gobierno de coalición, no a un pacto para un Ejecutivo del PSOE en solitario. De cualquier manera, Isabel Celaá cree que la formación morada se va a ver "reflejada" en el documento que Sánchez presentará este martes -que incluirá promesas electorales de Podemos- y actuará "responsablemente" renunciando a entrar en el Ejecutivo. "La propuesta de Gobierno de coalición, ya no está vigente, no está encima de la mesa, es una propuesta minada por la desconfianza de la negociación y la votación de investidura de julio", insistió.

En este sentido, la portavoz volvió a responsabilizar a Unidas Podemos de que España siga sin Gobierno, ya que "elegir es renunciar" y ellos optaron por decir no a la propuesta del PSOE del mes de julio "so pretexto de que la oferta era decorativa", a pesar de incluir una vicepresidencia y tres ministerios. En la misma línea, Isabel Celaá ironizó con la intención de Pablo Iglesias de retomar la negociación desde donde se dejó en el intento fallido de investidura: "No se puede volver al tiempo pasado, que nunca fue mejor, porque los trenes pasan".

reuniones con pnv y prc Tras la presentación del nuevo programa electoral el próximo martes, la siguiente fase para Pedro Sánchez será reunirse con sus potenciales socios. A este respecto, ha optado por dar prioridad a los encuentros con el PRC y el PNV y dejar a Unidas Podemos para el final. Según la ministra de Educación, "todo hace pensar" que las reuniones con los jeltzales y los regionalistas cántabros se producirán la semana que viene, aunque por el momento no hay ninguna fecha confirmada.

Frente a las críticas de la oposición, que ve a Sánchez ya en actitud de campaña electoral, la portavoz del Gobierno concluyó que "no hay tal" escenario, sino que siguen trabajando para configurar en septiembre un nuevo Ejecutivo, por lo que no se han ido de vacaciones "más que tres días" en el puente del 15 de agosto.