EH Bildu se asegura Durango y Arrigorriaga frente al PNV

Galdakao, Andoain, Pasaia y Orio dejan en vilo a los partidos a 24 horas de la constitución de las alcaldías

09.02.2020 | 06:03

bilbao - Los partidos vascos han perfilado en las últimas horas en buena medida el mapa de las alcaldías que va a quedar tras la sesión de constitución de los ayuntamientos prevista para mañana. El menos favorecido por la política de pactos va a ser el PP, que podría quedarse con tan solo dos ayuntamientos en toda la comunidad autónoma (Navaridas y Mañueta). El juego de los pactos está teniendo algunas combinaciones no esperadas que dejan en el aire algunas plazas, pero en general se está dibujando una fotografía donde EH Bildu y Elkarrekin Podemos están pactando un puñado de ayuntamientos y desalojando, por ejemplo, al PNV de Durango por primera vez; mientras el pacto PNV-PSE servirá para garantizar a los socios las tres capitales y también algunas plazas donde la izquierda abertzale fue la más votada. A pesar de este baile de sillas con EH Bildu, los dos partidos aber-tzales han encarrilado un precuerdo para desbancar al PP de Guardia y Bastida. Las principales incógnitas se centran ahora en municipios como Galdakao, Andoain, Pasaia y Orio.

Ayer se reunió la organización municipal del PNV en Andoain teniendo sobre la mesa la petición del PSE de gobernar en coalición el municipio, para que los socialistas se sientan seguros de dar el salto y presentar su candidatura con el objetivo de desalojar a la izquierda abertzale. En principio, parece que no es una propuesta que haya despertado grandes resistencias. Lo que sucedió hace cuatro años con el edil independiente que se presentó en las listas jeltzales y rompió el compromiso de apoyar al PSE parece olvidado y nadie se plantea episodios similares. En Pasaia, el PSE también pide coalición. El PNV mantiene su intención de disputar a Bildu Lezo, Mendaro y Soraluze en Gipuzkoa, y Alonsotegi y Zaldibar en Bizkaia, y tendrá el respaldo socialista. Orio está en duda porque ganó EH Bildu, y PNV y PSE necesitan a los independientes para desbancarla.

EH Bildu, por su parte, va a infligir alguna pérdida dolorosa al PNV: Durango, donde los jeltzales pasarán a la oposición por primera vez, y quizás Galdakao, si consigue el aval de la plataforma Auzoak. EH Bildu y Elkarrekin Podemos pactarán en las localidades guipuzcoanas de Errenteria y Ordizia y en las vizcainas de Elorrio y Durango. En todos los casos salvo en Durango, las elecciones las ganó la izquierda abertzale. En Durango, el pacto desbancará a la jeltzale Ima Garrastatxu. Es una incógnita lo que sucederá en Galdakao, donde el PNV fue el más votado pero se dejó jirones por la llegada del metro. EH Bildu y Elkarrekin Podemos, no obstante, necesitan el apoyo de la candidatura independiente Auzoak, que surgió con la reivindicación sobre el metro como razón de ser.

Bildu también se va a asegurar Arrigorriaga tras pactar un gobierno de coalición con los independientes de Arrigorriaga Gara y comunicarles la otra lista independiente NOA que su edil se abstendrá. El PNV perderá esta localidad tras una presencia histórica en sus gobiernos. Empató a seis escaños con EH Bildu, y la fotografía que arrojó el municipio fue de dos bloques empatados a ocho escaños: los de Bildu y Arrigorriaga Gara, y los de PNV y PSE. NOA se abstendrá y dejará vía libre a Bildu, que no necesita más por haber sido ganadora por doscientos votos. Bildu y Podemos firmaron también un acuerdo para repetir gobierno de coalición en Errenteria. Podemos designará al segundo teniente de alcalde y dirigirá Cultura, Medio Ambiente, Juventud y Deportes. -M. Vázquez